Algunos aspectos litúrgicos en el pensamiento de los Padres a propósito de la Eucaristía

Tamaño: px
Comenzar la demostración a partir de la página:

Download "Algunos aspectos litúrgicos en el pensamiento de los Padres a propósito de la Eucaristía"

Transcripción

1 Algunos aspectos litúrgicos en el pensamiento de los Padres a propósito de la Eucaristía Quisiera, en primer lugar, agradecer a los responsables de la organización de este ciclo de conferencias su invitación a participar en el mismo. La sugerencia originaria de abordar el tema Liturgia, Cristianismo primitivo y Patrística me pareció tan amplio, más aún, tan sumamente inmenso, que opté por proponer este otro título: Algunos aspectos litúrgicos en el pensamiento de los Padres a propósito de la Eucaristía, un asunto algo más acotado pero también amplísimo. Consideré que de esta manera podía enlazar de una forma más concreta con el lema que acomuna a este ciclo de conferencias: Sabiduría y belleza de la liturgia: de san Benito a Benedicto XVI organizado por la Fundación Foro San Benito de Europa. Hacia el año 112, el emperador Trajano recibió una carta de Plinio el Joven 1, que en algunas inscripciones aparece con el título de legado para la provincia del Ponto y de Bitinia con poder consular (C.I.L. V, 5262), perplejo ante un fenómeno que no sabía cómo afrontar, la expansión del cristianismo en el noroeste de la actual Turquía: no sólo las ciudades sino también las aldeas y los campos están infectados por el contagio de tal superstición (En aquel tiempo recibía el nombre de superstitio toda religión que no fuese la oficial del Imperio). Plinio expone al emperador su incertidumbre e inexperiencia en el asunto de los cristianos: Nunca he tomado parte en procesos contra los cristianos y, por tanto, desconozco cómo y hasta qué punto se suele castigar o indagar. Tiene dudas sobre el trato jurídico que se debe dar a los acusados, porque después de los interrogatorios e incluso de las torturas practicadas, no ha descubierto más que una superstitio falsa y carente de mesura. Incluso quienes, durante los interrogatorios, admitían haber sido cristianos pero asimismo haber abandonado el cristianismo y no tener inconveniente en venerar las imágenes del emperador y de los dioses y maldecir a Cristo, afirmaban que, mientras habían sido cristianos, su culpa o error había sido simplemente la de reunirse un determinado día por la mañana temprano, antes de la salida del sol, para cantar un himno a Cristo al que consideran Dios, la de comprometerse a no cometer delitos, ni robos, ni adulterios, y la de restituir 1 El texto de la carta puede ver en I pagani di fronte al cristianesimo. Testimonianze dei secoli I e II, ed. P. Carrara, Firenze 1984,

2 los depósitos. Después de esto se reunían para realizar una comida, por otro lado, común e inocente. Si tratamos de reducir a un denominador común las discusiones técnicas en torno al texto, encontramos en este testimonio vago e impreciso de un gobernador romano una alusión a la eucaristía dominical que celebraban los cristianos 2. Algunos años después, hacia el 153 3, otro escrito es dirigido, ahora, al emperador Antonino Pio, a sus hijos, al senado y a todo el pueblo romano en favor de los hombres de toda raza injustamente odiados y vejados. El firmante se presentaba como uno de ellos, de nombre Justino, natural de Flavia Neápolis (la antigua Siquem y la actual Nablus), hijo de Prisco y nieto de Bacquio 4. Justino, al que podemos considerar el fundador de la primera escuela cristiana y que moriría decapitado junto a un grupo de sus discípulos, ofrecía en su escrito una descripción de la reunión que los cristianos celebraban el domingo: En el día que se llama del sol se reúnen en un mismo lugar todos los que viven en la ciudad o en el campo; se leen los recuerdos de los Apóstoles o los escritos de los profetas conforme al tiempo de que se dispone. Después, cuando el lector termina, el que preside, de palabra, hace una exhortación e invitación a que imitemos estas buenas y bellas enseñanzas. Luego nos levantamos todos a una y elevamos nuestras preces 5. En estas concisas palabras tenemos descrita lo que hoy nosotros llamamos Liturgia de la Palabra. Una vez acabadas las preces, nos saludamos mutuamente con un beso. Después, al que preside a los hermanos se le ofrece pan y una copa con agua y vino. Los coge y alaba y glorifica al Padre del universo por medio del nombre de su Hijo y del Espíritu Santo y realiza una larga acción de gracias por habernos hecho dignos de estos dones. Cuando han finalizado las oraciones y la acción de gracias, todo el pueblo presente expresa su acuerdo diciendo: Amén. Amén significa en la lengua hebrea: Así sea. Una vez que el presidente ha dado gracias y todo el pueblo ha expresado su acuerdo, los que entre nosotros se llaman diáconos hacen partícipes a cada uno de los asistentes del pan y del vino mezclado con agua sobre los que se ha pronunciado la acción de gracias 6. Justino, al contrario de la banalidad con que el gobernador Plinio el Joven veía la celebración cristiana, señala que entre nosotros, los 2 Cf. A. HAMMANN, Chrétiens et christianisme vus et jugés par Suetone, Tacite et Pline le Jeune, en Forma futuri. Studi in onore del cardinale Michele Pellegrino, Torino 1975, Cf. A. WARTELLE, Saint Justin. Apologies, Paris 1987, 34-35; CH. MUNIER, Justin. Apologie pour les chrétiens, SCh 507, Paris 2006, Cf. JUSTINO, Primera apología, 1, 1. 5 Cf. JUSTINO, Primera apología 67, Cf. JUSTINO, Primera apología 65,

3 cristianos, ese alimento se llama Eucaristía, porque no se trata de un alimento y bebida comunes sino que son la carne y la sangre del Verbo hecho carne 7. Pero la Eucaristía no concluye simplemente con el comer la carne de Cristo y beber la sangre de Cristo sino que los que pueden y quieren dan libremente, y lo recogido se pone aparte junto al que preside. Este socorre a los huérfanos, a las viudas, a los que sufren necesidad por enfermedad o por cualquier otra causa, a los encarcelados, a los inmigrantes. En suma, cuida de todos aquellos que pasan necesidad 8. La Eucaristía se prolonga más allá del lugar en el que se han reunido los cristianos. Y es que la Eucaristía tiene una dimensión cósmica. Por eso, Justino vincula la Eucaristía con el día del sol: nos reunimos en ese día porque es en el que Dios hizo el mundo y en el que nuestro Salvador resucitó de entre los muertos. El día del sol, el domingo, es el día de la creación y también de la nueva creación. Esa vinculación entre el destino de la creación y la Eucaristía aparecerá con gran fuerza en el pensamiento de Ireneo de Lyon, discípulo de Policarpo de Esmirna que, a su vez, fue discípulo del evangelista Juan. Cuando la Iglesia, por medio del ministerio ordenado, nos invita a la Eucaristía, ante qué estamos? En la mesa del altar se han puesto el pan y el vino; sobre la mesa del altar se colocan unas sencillas realidades creadas, como oblación de la Iglesia, como ofrecimiento de la Iglesia. Dios se relaciona con el hombre a través de las realidades creadas, y el hombre responde a su Dios también mediante las realidades creadas, como corpóreo y material que es. El Espíritu no mueve solamente el interior del hombre sino toda la realidad creada y visible del hombre. Los hombres no pueden contentarse con un culto puramente espiritual. Han de fructificar y ser agradecidos al Creador, pero al modo humano. De ahí, la importancia de una ofrenda sensible, mediante la cual el hombre exprese lo que hay en su interior. No basta la buena voluntad. Hace falta también la ofrenda sensible en la que se manifieste la voluntad del que se relaciona con su Creador. Por otro lado, tampoco bastan las ofrendas materiales, porque las ofrendas por sí solas no hacen al hombre amigo de Dios. Ante Dios es fundamental la conciencia pura con la que se hace la ofrenda. Ireneo recoge un texto de Isaías en el que Dios se 7 Cf. JUSTINO, Primera apología 65, JUSTINO, Primera apología 67,

4 expresa así: El pecador (es decir, el que ofrenda con conciencia impura), si me sacrifica un ternero, es como si matara un perro (Is 66, 3) 9. El hombre se acerca a la mesa del altar para ofrecer a Dios las primicias de la creación, el pan y el vino. Presenta al Creador aquello que previamente el Creador le ha dado: se lo presenta no porque el Creador esté necesitado de ello sino como acción de gracias ( eucaristía ) por lo que el Creador ha otorgado al hombre, un hombre siempre necesitado, un hombre siempre indigente. Somos nosotros los que necesitamos de su don, incluso para el mismo existir. Y gracias al don de la existencia somos capaces de ofrecerle la creación entera. Dios no tiene necesidad ni de la creación ni de nuestros ofrecimientos; pero la entraña de la criatura, precisamente por ser criatura y absolutamente dependiente de su Creador, tiene necesidad de ofrecer por gratitud, por acción de gracias a su Creador. Dios no necesita de los ofrecimientos de la criatura; pero la criatura, por ser criatura, tiene entrañas de oblación, de ofrecimiento, de acción de gracias, de eucaristía, porque todo viene de Él, porque todo lo recibimos de Él. La criatura desagradecida, es decir, la criatura sin entrañas de acción de gracias, sin entrañas de eucaristía, atenta contra lo más hondo de su ser: su ser de criatura. La criatura, por ser tal, ha de vivir en apertura eucarística, agradecida, hacia el Creador. El hombre debiera ofrecerle todo lo que de Él ha recibido, pero como no podemos poner en la mesa del altar toda la creación, ponemos al menos las primicias. Y con las primicias, se coloca toda la realidad, la creación entera, al menos internamente, por ofrecimiento de espíritu. A Dios no se le debe ofrendar cualquier cosa. Para mostrar la manera adecuada de ofrendar, recurre el obispo de Lyon a las actitudes diferentes del fariseo y de la viuda de Lc 21: El fariseo, fiel a la Ley, ofrecía el diezmo de sus bienes quedándose todo lo demás; es la oblación del siervo que vive forzado por el cumplimiento de la ley. En cambio, la viuda no se atuvo a lo mandado por la Ley sino que con entera libertad de espíritu le ofreció todo lo que tenía, con alegría y liberalidad; es la ofrenda propia del hijo que con libertad de espíritu nada se reserva para uso propio. Ésta es la actitud de la oblación cristiana: se ofrece todo lo que se tiene, con alegría y liberalidad. Tanto da el pobre que lo da todo como el rico que todo lo da. Y menos da el rico que ofrece sus primicias que la viuda con el cornadillo (céntimo) 10. Al igual que la viuda, los libres (=los cristianos) destinan todas sus cosas para uso del 9 Cf. Adversus haereses IV, 18, A. ORBE, Teología de Ireneo IV, Madrid-Toledo 1996,

5 Señor, dándolas con alegría y liberalidad, y no las de menor precio, con la esperanza de bienes mayores. Así la mujer viuda y pobre que echó toda su fortuna en el tesoro de Dios 11. El cristiano no se reserva nada sino que todo lo ofrece a Dios. De nada vale una ofrenda recta si el interior no es recto, si no hay unidad entre en el exterior y el interior, si no hay comunión entre lo externo y lo interno tanto respecto a Dios como respecto al prójimo. Por ello escribe Ireneo: Si uno trata de ofrecer con sola limpieza y rectitud y ley visibles, pero en su ánimo divide no rectamente la convivencia con el prójimo, y no tiene temor de Dios, no engaña a Dios con el sacrificio rectamente ofrecido en lo visible, si por dentro tiene pecado; ni semejante oblación le será de provecho alguno. Ha de cesar el mal internamente concebido, para no hacer del hombre un homicida mediante fingida acción; es más, mediante un pecado 12. La sola acción externa desagrada a Dios. No se trata más que de una acción fingida, más aún, de un pecado, por la que el hombre se convierte en un suicida que, con su ofrenda, no hace sino ratificar su división, su mala disposición. Ya el más antiguo testimonio patrístico sobre la Eucaristía insistía en este aspecto: En cuanto al domingo del Señor, una vez reunidos, partid el pan y dad gracias después de haber confesado vuestros pecados, para que vuestro sacrificio sea puro. Todo el que mantenga contienda con su compañero, no se reúna con vosotros hasta que se reconcilien, para que vuestro sacrificio no se profane 13. Y es que, al ofrecer el pan y el vino con sencillez e inocencia, ofrecemos también la comunión y la reconciliación con la creación, especialmente con los hombres, las únicas criaturas que Dios ha amado por sí mismas. Si el hombre no quiere permanecer desagradecido y estéril ha de poner en manos de su Creador lo que recibió de Éste. Y ése fue el consejo de Jesús Ireneo está convencido de que ni la violencia ni la fuerza son propias de Dios sino el consejo- en el Cenáculo, mostrándolo con sus propios gestos: A sus mismos discípulos les aconsejaba ofrecieran a Dios las primicias de sus criaturas; no como a indigente, sino para que (los discípulos) no fueran estériles ni desagradecidos. Tomó pues el pan venido de la creación, y dio gracias diciendo: Esto es mi cuerpo. Parecidamente, al cáliz, que proviene de la creación nuestra, lo confesó Sangre suya. E instituyó la nueva oblación del Nuevo 11 Adversus haereses IV, 18, Adversus haereses IV, 18, Didaché 14, 1. 5

6 Testamento. La Iglesia recibe (esta nueva ofrenda) de los Apóstoles, y se la ofrece a Dios en el universo mundo, al Dios Creador que nos otorga los alimentos como primicias de sus dones 14. Es cierto que Jesús había dicho que los adoradores del Nuevo Testamento adorarían al Padre en espíritu. Pero en el Cenáculo puso de manifiesto que la adoración es en espíritu pero no al margen o en contra de la creación. Aquella noche, en el momento en que iba a instituir la ofrenda o sacrificio del Nuevo Testamento, Jesús toma criaturas materiales: pan y vino. Y eso fue, según Ireneo, una manera de aconsejar a sus discípulos que ofrecieran a Dios las primicias de la creación. No porque Dios esté necesitado de ellas sino para que los discípulos no sean estériles (es decir, no queden sin fruto) ni sean desagradecidos al no dar gracias por los dones que de Dios reciben. No basta ofrecerse individual y espiritualmente en cuerpo y alma. Esto ciertamente es necesario, pero también es necesario ofrecer las primicias de la creación, con lo que el creyente hace a toda la creación solidaria de su ofrenda. Así pues, la actitud eucarística, agradecida, de la criatura por la que ésta pone en manos del Creador los bienes recibidos de Éste es la actitud requerida por el Creador para llevar a plenitud lo creado. Ahora bien, aquella noche en el Cenáculo, Jesús no se limitó a instituir una ofrenda sensible de pan y vino, primicias del mundo material, para expresar el agradecimiento al Creador. La gran novedad venía de lo que hizo y mandó hacer a sus discípulos. Jesús tomó el pan, dio gracias, pero no se limitó a decir: He aquí la primicia del pan como signo de agradecimiento a los bienes que Tú, oh Dios, nos ofreces en la creación. Dijo: Esto es mi Cuerpo. Y lo mismo hizo sobre el cáliz diciendo: Esto es mi sangre. Las palabras de Cristo sobre los elementos materiales de la Eucaristía proceden de labios del Verbo, de la Palabra por la que todo fue creado, por la que todo se sostiene en el ser y en la vida. El poder de la Palabra creadora hacen del pan y del vino Cuerpo y Sangre de Cristo. En otro lugar escribe el Santo: El pan venido de la tierra, en recibiendo la invocación de Dios, ya no es pan común, sino Eucaristía 15, es decir, Cuerpo y Sangre de Cristo. He aquí lo que podríamos llamar la doble trayectoria de la Eucaristía: el hombre, con actitud eucarística, presenta el pan venido de la tierra; la invocación de Dios procedente del cielo dan lugar al Cuerpo y Sangre del Señor, a una Eucaristía, Acción de gracias, calificadísima. Antes de la invocación, antes del don de lo alto, eran pan y 14 Adversus haereses IV, 17, Adversus haereses IV, 18, 5. 6

7 vino comunes; después de la invocación, después del don de lo alto, el pan y el vino se convierten en el Cuerpo y Sangre de Cristo. Quienes habían comenzado dando gracias por las primicias de la creación acaban dando gracias por el Cuerpo y la Sangre de Cristo. Y esto es lo propio de la oblación del Nuevo Testamento que la Iglesia ha recibido de los Apóstoles, y éstos, de Cristo mismo. No se limitó Cristo a instituir una ofrenda sensible de pan y vino; tomó las primicias del mundo sensible y las levantó a alturas inconcebibles. La novedad no radicaba en que se sirviera de primicias de la creación sensible para hacer que sus discípulos fructificasen y fuesen agradecidos; la novedad radicaba en lo que Él hizo y mandó hacer a sus Apóstoles sobre las primicias: tomó el pan y el vino y los eucaristizó convirtiéndolos en Cuerpo y Sangre de Cristo. De esta manera, la Iglesia perpetua a lo largo de la historia no sólo el ofrecimiento de las primicias de la creación, sino el ofrecimiento del Cuerpo y la Sangre de Cristo en los que la creación ya ha alcanzado su plenitud, la oblación del Cuerpo y la Sangre de Cristo que son inicio acabado de la nueva creación. La Iglesia no entona solamente una acción de gracias por la creación sino por la humanidad de Cristo, por su carne y por su sangre, por la plenitud de una criatura glorificada, por el más acabado de los abrazos salvadores que Dios ha dado a una criatura, sabedora de que Cristo, como cabeza de la Iglesia, levanta al hombre, y, con él, la creación hasta el Padre. No le ofrendamos como a necesitado sino por gratitud a su don y por santificar la creación 16. He ahí la doble dimensión de la ofrenda eucarística: agradecimiento, acción de gracias a Dios, por los bienes que derrama; y santificación de la creación por la invocación eucarística. La Eucaristía tiene una intrínseca dimensión cósmica, una dimensión que se extiende más allá de la simple celebración, que se extiende fuera de las paredes del templo. Citaré unas luminosas palabras J. Ratzinger: La Eucaristía no puede ser mero rito y liturgia: no puede en absoluto celebrarse por completo en el ámbito del templo, sino que la caridad diaria y práctica de unos con otros es parte esencial de la Eucaristía y esa diaria bondad es verdaderamente liturgia y culto de Dios. Más aún, sólo celebra realmente la Eucaristía quien la completa con el culto diario de la caridad fraterna... La liturgia de Cristo se celebra en cierto sentido con mayor realismo en el diario quehacer 16 Adversus haereses IV, 18, 6 7

8 que en el acto ritual... Para los padres, digámoslo una vez más, la diaria caridad es de hecho una parte esencial del acto eucarístico y en ella empieza por cumplirse el que los cristianos sean cuerpo de Cristo que tiene en la celebración eucarística su centro determinante y cabalmente por ello también su centro exigente" 17. La reflexión le viene sugerida a J. Ratzinger por un texto de una de las homilías de san Juan Crisóstomo a la Segunda Carta de san Pablo a los Corintios: "Este altar está constituido por los miembros mismos de Cristo, y el Cuerpo del Señor te ha hecho a ti altar. Venera este altar: en la carne inmolas la víctima del Señor. Este altar es mas terrible que este de ahora (el del templo), y no lo digo sólo con respecto al del Antiguo Testamento. Pero no os inquietéis. Este (el altar del templo) es admirable porque sobre él se coloca la inmolación; pero el otro altar, el del hombre compasivo, no lo es sólo por esto sino también porque está hecho de la inmolación misma del que la hace. Este (el altar del templo) es admirable porque su naturaleza es de piedra y se hace santo al acoger el Cuerpo de Cristo. Pero el otro altar es admirable porque es el Cuerpo mismo de Cristo. Por tanto más terrible que el altar del templo es el altar en el que tú, laico, has sido establecido... Tú honras el altar del templo porque acoge el cuerpo de Cristo. Pero maltratas y miras con indiferencia a quien es Cuerpo de Cristo. Y este altar lo puedes ver por todas partes, en las calles y en las plazas, y puedes ver en él la inmolación continuamente. En efecto, allí mismo se realiza la inmolación. Y de la misma manera que el sacerdote, en pie, invoca al Espíritu, tú invocas al Espíritu no con la voz sino con la manera de vivir 18. He aquí cómo san Juan Crisóstomo, en el siglo IV, explicaba que la Eucaristía se extiende y realiza completamente más allá de las paredes del templo y trasciende el breve tiempo del rito. Un lugar reducido y un tiempo concrteo tienen una dimensión cósmica para hacer de la creación un templo y de la existencia cristiana una verdadera liturgia, portadora de la sabiduría y la belleza de la nueva creación. Ya un autor del siglo II, o quizás de comienzos del III, cuyo nombre ha permanecido en el anonimato, hablaba de la admirable y singular condición de la ciudadanía cristiana 19 y la concebía como un culto continuo. 17 J. RATZINGER, El nuevo Pueblo de Dios. Esquemas para una eclesiología, Barcelona 1972 (2ª reimp.) JUAN CRISÓSTOMO, Homilías sobre la Segunda Carta a los Corintios 20, PG 61, Cf. A Diogneto 5, 4. 8

9 Ni una nación, ni una lengua ni un determinado vestido ni unas ciudades propias sirven para caracterizar lo cristiano pues «los cristianos no se distinguen de los demás hombres ni por la nación ni por la lengua ni por el vestido» 20, sin que ello sea obstáculo para que habiten ciudades, usen vestidos,...: «Habitan ciudades griegas y bárbaras según le correspondió a cada uno; y, aunque siguen los hábitos de cada región en el vestido, la comida y demás género de vida, manifiestan y así es reconocido- la admirable y singular condición de su ciudadanía» 21. Pero en que consiste esa admirable y peculiar ciudadanía? Se trata de una manera de estar ante y en la creación, ante y en el mundo: «Todos ellos viven en sus respectivas patrias pero como forasteros; participan en todo como ciudadanos, pero lo soportan todo como extranjeros. Toda tierra extraña es su patria; y toda patria les resulta extraña» 22. El cristiano no es un apátrida; tiene patria; pero sabe que Dios tiene un destino universal sobre la creación que no puede ser reducido o identificado con ninguno de los designios particulares forjados por los hombres. El cristiano no se desentiende ni vive al margen de sus designios particulares: «Viven en sus respectivas patrias...; participan en todo como ciudadanos...» 23. Ahora bien, el cristiano sabe que sus designios particulares no son definitivos ni absolutos; es consciente de que en ellos Dios teje su designio universal sobre todo lo creado: tan universal que toda tierra extraña es su patria, pues ese designio afecta a toda la creación; tan universal, que toda patria, todo designio particular, les resulta extraño, es decir, no definitivo. Ahora bien, ese designio universal se realiza desde la creación concreta que se ve transformada por aquél: «Se casan como todos y tienen hijos, pero no los abandonan. Comparten la mesa pero no la cama» 24. Viven dentro de una realidad concreta, pero la están tansformando. Esa transformación se realiza en virtud de un dinamismo trascendente que, sin atentar contra la creación dada, la conduce a una plenitud: «Están en la carne pero no viven según la carne. Pasan la vida en la tierra pero tienen su 20 A Diogneto 5, A Diogneto 5, A Diogneto 5, A Diogneto 5, A Diogneto 5,

10 ciudadanía en el cielo. Obedecen las leyes establecidas pero superan las leyes con su particular manera de vivir» 25. La persecución, el desprecio, las ofensas, las torturas o la muerte con que se pretende impedir el designio universal de Dios no pueden ahogarlo. Esas dificultades no conducen al cristiano a desertar del mundo, pues en medio de todos esos obstáculos, el dinamismo que conduce a la plenitud no desaparece: aman, son vivificados, enriquecen, son glorificados, son justificados, bendicen, honran, hacen el bien. Esa peculiar ciudadanía de los cristianos es una misión que Dios les ha encomendado: «Dios los estableció en un puesto tan grande que no les está permitido desertar» 26. Esa misión es descrita mediante una sugerente imagen: «Lo que es el alma en el cuerpo son los cristianos en el mundo» 27. La imagen ha de ser comprendida a la luz de algunos pasajes del Sermón de la Montaña: «Vosotros sois la sal de la tierra; vosotros sois la luz del mundo» (Mt 5, 13-16) en conexión con una prescripción del Levítico: «Sazonarás con sal toda oblación que ofrezcas; en ninguna de tus oblaciones permitirás que falte nunca la sal de la alianza de tu Dios; en todas tus ofrendas ofrecerás sal» (Lv 2, 13). De esta manera confería a la imagen de los cristianos como alma del mundo una dimensión litúrgica: «Los cristianos serían aquellos por los que la tierra (equivalente al mundo de nuestro texto) llega a ser una ofrenda aceptable a Dios, adquiere la cualidad de oblación sacrificial: su función posee de alguna manera carácter sacerdotal» 28. La existencia cristiana es el culto por el que la creación se abre a una plenitud que se está realizando. El autor quiere expresar cómo la existencia de los cristianos obedece a un designio universal (cf. 6, 2) que afecta a toda la realidad creada (cf. 6, 8) y que el mundo es incapaz de originar y de darse a sí mismo (cf. 6, 3). Obedece a una iniciativa y poder divinos que, aun trascendiendo al mundo, está inevitablemente desposada con él, inevitablemente destinada a manifestarse en lo creado (cf. 6, 4; 7, 1-2, 8-9). Ese designio divino de llevar la criatura a plenitud sufre la incomprensión, el odio y la persecución de 25 A Diogneto 5, A Diogneto 6, A Diogneto 6, Cf. H. I. MARROU, A Diognete,

11 parte de quienes atribuyen otro destino al universo (cf. 6, 5). Ni el odio ni la persecución debe apartar a los cristianos de la misión que Dios les ha asignado; la respuesta al odio y la persecución no puede ser el desinterés por el mundo sino amar y dar cohesión a la realidad creada que aguarda la incorruptibilidad (cf. 6, 6-8), con la conciencia de que las adversidades no impiden el designio de Dios (cf. 6, 9). Toda la creación está destinada a una plenitud que la Iglesia ofrece cada día a sus hijos cuando los invita: Tomad y comed; esto es mi cuerpo, cuando los invita a participar, más aún a comer y beber, el Cuerpo y la Sangre del Señor, a alimentarse del inicio acabado de la nueva creación. El Creador quier recrear el mundo a partir de la Eucaristía: un hombre nuevo y una nueva tierra bajo un cielo nuevo. Pero como decía Romano Guardini no puede hacerlo del mismo modo que hizo la creación primera, a saber, mediante el simple poder de una orden suya. Esta creación nueva tiene que hacerse a través de la libertad del hombre. El hombre debe estar dispuesto a abrirse y a colaborar. Esto es lo que Dios espera. Cuando el llamado actúa según la voluntad de Dios, entonces queda liberado el poder de la gracia de Dios y crea en él y en torno a él lo nuevo, el reino. No tiene por qué haber aquí nada sorprendente. No es necesario que acontezca nada inhabitual. La vida sigue su ritmo como cualquier otra vida humana, consta de las mismas cosas y de los mismos procesos, de sufrimiento y de alegría, de desdicha y felicidad -y, sin embargo, todo es distinto-. Aquí hay ahora un nuevo sentido, un contexto diferente, una nueva seguridad y una nueva promesa. La vida de este hombre se convierte en punto de recepción para la creación de Dios. Dios -no en cuanto que mantiene todo en el ser y lo convierte en expresión de su voluntad creadora, sino en cuanto que quiere sacar al exterior lo nuevo, el reino- está en cierto sentido a la puerta del mundo y pide permiso para entrar. Todo corazón humano -cada uno en concreto, irreemplazable, insustituiblees puerta del mundo. Si llega a un acuerdo con la fe y la confianza y comienza a esforzarse por el reino y por su justicia, la puerta se abre y Dios inicia la nueva creación 29. Yo me permitiría matizar: Dios continúa la nueva creación de la que la Eucaristía es un sacramento perenne, un testimonio continuo de la plenitud y las alturas a las que Dios puede alzar lo creado. Juan José Ayán Calvo 29 R. GUARDINI, Glaubenserkenntnis, Maguncia-Paderborn 1997, 77s. citado por M. KEHL, Contempló Dios toda su obra y estaba muy bien. Una teología de la creación, Barcelona 2009,

Preguntas para la primera comunión. 1. Qué es un sacramento? Un sacramento es un signo visible hecho por Cristo para dar gracia.

Preguntas para la primera comunión. 1. Qué es un sacramento? Un sacramento es un signo visible hecho por Cristo para dar gracia. Preguntas para la primera comunión 1. Qué es un sacramento? Un sacramento es un signo visible hecho por Cristo para dar gracia. 2. Cuales son los siete sacramentos? Bautismo, reconciliación, sagrada eucaristía,

Más detalles

En el centro de un gran bosque había un

En el centro de un gran bosque había un 26 La Iglesia, misterio de comunión de los que profesan la misma fe, viven la misma esperanza y se aman con un mismo amor P U N T O D E P A R T I D A No podemos vivir separados El gran árbol En el centro

Más detalles

materiales de formación cristiana hoja eucarística Campaña LV

materiales de formación cristiana hoja eucarística Campaña LV materiales de formación cristiana 2014 hoja eucarística Campaña LV Campaña 55 Lema: UN MUNDO NUEVO, PROYECTO COMÚN Foto portada: Javier Mármol/ Manos Unidas MONICIÓN DE ENTRADA RITOS INICIALES Como posible,

Más detalles

GUIÓN LITÚRGICO SOIS MIEMBROS DE LA FAMILIA DE DIOS EF 2,19 JORNADA MUNDIAL DE LAS MIGRACIONES 2007

GUIÓN LITÚRGICO SOIS MIEMBROS DE LA FAMILIA DE DIOS EF 2,19 JORNADA MUNDIAL DE LAS MIGRACIONES 2007 GUIÓN LITÚRGICO SOIS MIEMBROS DE LA FAMILIA DE DIOS EF 2,19 JORNADA MUNDIAL DE LAS MIGRACIONES 2007 14 de enero de 2007 MONICIÓN DE ENTRADA Celebramos hoy la liturgia correspondiente al Segundo Domingo

Más detalles

CONFERENCIA EPISCOPAL DE CHILE COMISIÓN NACIONAL DE INFANCIA. Sugerencia para la Celebración del DIA DEL NIÑO

CONFERENCIA EPISCOPAL DE CHILE COMISIÓN NACIONAL DE INFANCIA. Sugerencia para la Celebración del DIA DEL NIÑO CONFERENCIA EPISCOPAL DE CHILE COMISIÓN NACIONAL DE INFANCIA Sugerencia para la Celebración del DIA DEL NIÑO SUGERENCIAS VARIAS Pistas de celebración en "Misa con niños" y susceptible de ser adaptada si

Más detalles

Campaña LIII. Viernes 10 de febrero Día DeL ayuno VoLuntarIo. Domingo 12 de febrero JornaDa nacional De Manos unidas

Campaña LIII. Viernes 10 de febrero Día DeL ayuno VoLuntarIo. Domingo 12 de febrero JornaDa nacional De Manos unidas guión litúrgico eucaristía 2012 Campaña LIII Viernes 10 de febrero Día DeL ayuno VoLuntarIo Domingo 12 de febrero JornaDa nacional De Manos unidas MONICIÓN DE ENTRADA Como cada domingo nos reunimos para

Más detalles

PARROQUIA SEÑOR DE LOS MILAGROS

PARROQUIA SEÑOR DE LOS MILAGROS LA SANTA MISA Para poder aproximarnos a comprender mejor la Eucaristía es indispensable adentrarnos en ella con los ojos de la FE. Juan 20,25-31 Tomás le contestó: Señor mío y Dios mío. Dícele Jesús: Porque

Más detalles

TRIGÉSIMO PRIMER DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO. (Año Impar. Ciclo B) Parroquia Virgen del Carmen de Viña del Mar

TRIGÉSIMO PRIMER DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO. (Año Impar. Ciclo B) Parroquia Virgen del Carmen de Viña del Mar 1 TRIGÉSIMO PRIMER DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO Lecturas bíblicas: (Año Impar. Ciclo B) Parroquia Virgen del Carmen de Viña del Mar Abrimos nuestra Biblia y buscamos: a.- Dt. 6,2-6: Escucha Israel: Amarás

Más detalles

LOS SACRAMENTOS CRISTIANOS

LOS SACRAMENTOS CRISTIANOS LOS SACRAMENTOS CRISTIANOS Ofrecemos aquí siete catequesis o aproximaciones a los sacramentos que celebramos los católicos. No se explican cada uno de ellos, sino que se presentan siete aspectos comunes

Más detalles

MISA INICIO SEMANA DE LA FAMILIA BENDICIÓN DE LA FAMILIA Y LOS ALTARES

MISA INICIO SEMANA DE LA FAMILIA BENDICIÓN DE LA FAMILIA Y LOS ALTARES MISA INICIO SEMANA DE LA FAMILIA BENDICIÓN DE LA FAMILIA Y LOS ALTARES DOMINGO 07 OCTUBRE DE 2012 Área Agentes Evangelizadores Departamento Pastoral Familia y Vida familiayvida@arzobispadodeconcepcion.cl

Más detalles

PROGRAMA PARA PROMOVER LAS VOCACIONES

PROGRAMA PARA PROMOVER LAS VOCACIONES PROGRAMA PARA PROMOVER LAS VOCACIONES Para participar en este programa le sugerimos que reúna a su familia cada día de esta semana para orar por las vocaciones religiosas. Como una comunidad... Creemos

Más detalles

ORDINARIO DE LA MISA

ORDINARIO DE LA MISA ORDINARIO DE LA MISA RITOS INICIALES En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. La gracia de nuestro Señor Jesucristo, el amor del Padre y la comunión del Espíritu Santo estén con todos

Más detalles

Oración Creo en la Santa Iglesia Católica Creo en la Comunión de los Santos

Oración Creo en la Santa Iglesia Católica Creo en la Comunión de los Santos formamos un solo Cuerpo en Cristo Rm 12,5 Oración Creo en la Santa Iglesia Católica Creo en la Comunión de los Santos 10 Oración - 12/05/2011 Oración final Te damos gracias, Señor, por tu Iglesia, por

Más detalles

Escoja una sola lectura y un solo salmo, se recomienda que las personas que van a leer practiquen la lectura en su casa.

Escoja una sola lectura y un solo salmo, se recomienda que las personas que van a leer practiquen la lectura en su casa. EL SACRAMENTO DEL MATRIMONIO El Matrimonio nace de una alianza indisoluble de amor entre los esposos, y está destinado a construir entre ellos la más alta comunidad de seres que se conozca. Este amor tiene

Más detalles

Conocer, Crecer, Servir. CONOCER Escrito por Luis y Susan Bautisa

Conocer, Crecer, Servir. CONOCER Escrito por Luis y Susan Bautisa Conocer, Crecer, Servir CONOCER Escrito por Luis y Susan Bautisa Serie: CONOCER, CRECER, SERVIR Sesión 1: CONOCER En esta serie de clases aprenderemos sobre los niveles de crecimiento espiritual. Es importante

Más detalles

MENSAJE DE SU SANTIDAD BENEDICTO XVI PARA LA XVI JORNADA MUNDIAL DEL ENFERMO

MENSAJE DE SU SANTIDAD BENEDICTO XVI PARA LA XVI JORNADA MUNDIAL DEL ENFERMO MENSAJE DE SU SANTIDAD BENEDICTO XVI PARA LA XVI JORNADA MUNDIAL DEL ENFERMO Queridos hermanos y hermanas: 1. El 11 de febrero, memoria litúrgica de Nuestra Señora de Lourdes, se celebra la Jornada mundial

Más detalles

CELEBRACIÓN DE LA EUCARISTÍA POR LAS VOCACIONES

CELEBRACIÓN DE LA EUCARISTÍA POR LAS VOCACIONES CELEBRACIÓN DE LA EUCARISTÍA POR LAS VOCACIONES 1 INDICACIONES AL MATERIAL El material de la celebración está pensado para poder escoger de él las partes que más interesen y poder adaptarlo a la situación

Más detalles

CATEQUESIS 38ª CELEBRAMOS LA EUCARISTÍA EN EL DÍA DEL SEÑOR.

CATEQUESIS 38ª CELEBRAMOS LA EUCARISTÍA EN EL DÍA DEL SEÑOR. CATEQUESIS 38ª CELEBRAMOS LA EUCARISTÍA EN EL DÍA DEL SEÑOR. MENSAJE QUE SE DESEA LLEGAR A TRAVÉS DE LA CATEQUESIS DE HOY: Conocer el Domingo como el día del Señor. El Rito de Entrada. 1. Comenzamos en

Más detalles

ANTÍFONA DE ENTRADA Mt 25, 34.36.40

ANTÍFONA DE ENTRADA Mt 25, 34.36.40 1 18 DE AGOSTO SAN ALBERTO HURTADO, sacerdote Nació el 22 de enero de 1901 en Viña del Mar, Chile. Ingresó en la Compañía de Jesús el 14 de agosto de 1923 en Chillán y fue ordenado sacerdote el 24 de agosto

Más detalles

26 DE NOVIEMBRE. SAN JUAN BERCHMANS, religioso

26 DE NOVIEMBRE. SAN JUAN BERCHMANS, religioso 1 26 DE NOVIEMBRE SAN JUAN BERCHMANS, religioso Juan nació el año 1599 en la aldea de Diest, en Bravante. Desde el año 1612 estudió clásicos en Malinas, donde en 1616 fue admitido en la Compañía de Jesús.

Más detalles

Esta es una presentación del Ejercicio de Lectio Divina. Fundación Ramón Pané Inc. y P. César Chávez (P. Chuno) CM

Esta es una presentación del Ejercicio de Lectio Divina. Fundación Ramón Pané Inc. y P. César Chávez (P. Chuno) CM Esta es una presentación del Ejercicio de Lectio Divina Fundación Ramón Pané Inc. y P. César Chávez (P. Chuno) CM Yo soy el pan de la vida 6,41: Los judíos murmuraban porque había dicho que era el pan

Más detalles

Misa inicio Semana de la Familia Bendición de los Altares

Misa inicio Semana de la Familia Bendición de los Altares Misa inicio Semana de la Familia Bendición de los Altares 06 de Octubre de 2013 INTRODUCCIÓN Bienvenidos hermanos a esta Eucaristía. En este día en que damos inicio a la semana de la Familia, bajo el lema

Más detalles

DIMENSÓN SOCIO-POLÍTICA DE LA FE CRISTIANA

DIMENSÓN SOCIO-POLÍTICA DE LA FE CRISTIANA PASO 3 DIMENSÓN SOCIO-POLÍTICA DE LA FE CRISTIANA OBJETIVO Tomar conciencia de que los problemas de las personas y de la sociedad, así como la manera de afrontarlos (política), no son ajenos a la fe, y

Más detalles

Yo soy Jehová tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre. No tendrás dioses ajenos delante de mí.

Yo soy Jehová tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre. No tendrás dioses ajenos delante de mí. Éxodo 20:2-20 Por Chuck Smith Yo soy Jehová tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre. No tendrás dioses ajenos delante de mí. Usted tiene que adorar al Señor su Dios, y servirle

Más detalles

La Iglesia, misterio de comunión de los que profesan la misma fe, viven la misma esperanza y se aman con un mismo amor

La Iglesia, misterio de comunión de los que profesan la misma fe, viven la misma esperanza y se aman con un mismo amor 26 La Iglesia, misterio de comunión de los que profesan la misma fe, viven la misma esperanza y se aman con un mismo amor SENTIDO DEL TEMA Es fácil constatar cómo el ser humano tiene sed de plenitud, porque

Más detalles

La Santa Misa Primera parte Ritos Iniciales

La Santa Misa Primera parte Ritos Iniciales La Santa Misa Primera parte Ritos Iniciales Canto de Entrada Se reúne la comunidad cristiana. Nos preparamos para escuchar la Palabra de Dios y celebrar la Eucaristía. La Misa es una verdadera fiesta,

Más detalles

Autor: Pedro Manuel Merino Quesada.Pbro. S. Fco Javier (pinto) CELEBRACIÓN DEL MATRIMONIO. DIOS NOS UNE DIOS NOS UNE

Autor: Pedro Manuel Merino Quesada.Pbro. S. Fco Javier (pinto) CELEBRACIÓN DEL MATRIMONIO. DIOS NOS UNE DIOS NOS UNE CELEBRACIÓN DEL MATRIMONIO. DIOS NOS UNE DIOS NOS UNE Este es el momento central de vuestra boda: Dios se compromete en una nueva efusión del Espíritu Santo con vosotros en vuestra unión definitiva. Este

Más detalles

RÚBRICAS POR ÁREA. Religión Católica

RÚBRICAS POR ÁREA. Religión Católica Criterio [SRLG02C01]: Detectar los principales elementos que constituyen el fenómeno religioso y su expresión concreta en el Cristianismo. Con este criterio se pretende verificar si el alumnado es capaz

Más detalles

La Iglesia una Familia Conformada para el Amor

La Iglesia una Familia Conformada para el Amor 2 La Iglesia una Familia Conformada para el Amor Equipo de Pastoral y Bienestar Institucional Programa de Estaciones de Bienestar Humanizando la Virtualidad Medellín 2012 La Iglesia es amor al prójimo

Más detalles

CURSO SOBRE HECHOS DE LOS APÓSTOLES Hch 2, 42-47; 2, 42 ACUDÍAN ASIDUAMENTE A LA ENSEÑANZA DE LOS APÓSTOLES,

CURSO SOBRE HECHOS DE LOS APÓSTOLES Hch 2, 42-47; 2, 42 ACUDÍAN ASIDUAMENTE A LA ENSEÑANZA DE LOS APÓSTOLES, ; A.M.S.E. La primera comunidad cristiana. El pasaje que revisaremos hoy es uno de los llamados 'sumarios' que Lucas inserta de vez en cuando en su obra, un 'resumen' que cumple "una doble función: por

Más detalles

Sobre esta sección. SÉPTIMA PARTE Preparación de Niños Mayores. Esta sección incluye:

Sobre esta sección. SÉPTIMA PARTE Preparación de Niños Mayores. Esta sección incluye: Sobre esta sección SÉPTIMA PARTE Preparación de niños mayores El libro Eucaristía de los niños para este programa de preparación para los sacramentos fue escrito para niños entre las edades de siete a

Más detalles

9.3. LITURGIA DE LA EUCARISTÍA

9.3. LITURGIA DE LA EUCARISTÍA D 9.3. LITURGIA DE LA EUCARISTÍA e la Palabra se pasa al Sacramento. La comunidad en un momento de calma dispone la mesa y el corazón. Es el momento de iniciar la segunda gran Mesa de la celebración, el

Más detalles

hoja eucarística materiales de formación cristiana Campaña 56

hoja eucarística materiales de formación cristiana Campaña 56 materiales de formación cristiana 2015 Campaña 56 hoja eucarística Viernes 6 de febrero DÍA DEL AYUNO VOLUNTARIO Domingo 8 de febrero JORNADA NACIONAL DE MANOS UNIDAS Campaña 56 SUBSIDIO LITÚRGICO Domingo

Más detalles

Nuestra relación con Dios

Nuestra relación con Dios Lección 12 Nuestra relación con Dios Ya hemos aprendido que el amar a Dios constituye nuestra responsabilidad principal como cristianos. Según estudiamos en la lección 11, guardamos sus mandamientos porque

Más detalles

Por qué recibimos el Bautismo? Como padre, qué debo saber? Como padrino, qué debo saber? 11. Rito de acogida. Liturgia de la Palabra

Por qué recibimos el Bautismo? Como padre, qué debo saber? Como padrino, qué debo saber? 11. Rito de acogida. Liturgia de la Palabra a Creemos y celebramos el Bautismo 4 a Creemos y celebramos el Bautismo 6 Por qué recibimos el Bautismo? Como padre, qué debo saber? 8 10 Como padrino, qué debo saber? 11 el rito del Bautismo Rito de acogida

Más detalles

Dios?? de que cuando mueras irás al Cielo a estar con. Por qué debo dejarte entrar en mi Cielo? Si Dios te preguntara, qué le responderías?

Dios?? de que cuando mueras irás al Cielo a estar con. Por qué debo dejarte entrar en mi Cielo? Si Dios te preguntara, qué le responderías? de que cuando mueras irás al Cielo a estar con Dios?? Si Dios te preguntara, Por qué debo dejarte entrar en mi Cielo? qué le responderías? No estás seguro? Este librito contiene... las mejores noticias

Más detalles

VOLVIENDO AL DISEÑO DEL GOBIERNO APOSTOLICO

VOLVIENDO AL DISEÑO DEL GOBIERNO APOSTOLICO Éxodo 25:40 VOLVIENDO AL DISEÑO DEL GOBIERNO APOSTOLICO (RV60) Mira y hazlos conforme al modelo que te ha sido mostrado en el monte. (BAD)»Procura que todo esto sea una réplica exacta de lo que se te mostró

Más detalles

Hora Santa 2 de junio

Hora Santa 2 de junio Hora Santa 2 de junio Canto de Apertura Se canta un canto apropiado mientras el sacerdote, diácono o ministro extraordinario de la Sagrada Comunión expone el Santísimo en la custodia puesta sobre el altar.

Más detalles

4.- BENEDICTO XVI, SERVIDOR DE LA HUMANIDAD

4.- BENEDICTO XVI, SERVIDOR DE LA HUMANIDAD 4.- BENEDICTO XVI, SERVIDOR DE LA HUMANIDAD Objetivo: Que los cristianos y las cristianas descubran el valor de ser humano que Dios nos invita a vivir, y que puedan encontrar a través de Benedicto XVI

Más detalles

RITOS INICIALES. En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén. La paz esté con vosotros. Y con tu Espíritu.

RITOS INICIALES. En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén. La paz esté con vosotros. Y con tu Espíritu. 1 - Natividad de la Virgen María Presidente: Todos: Presidente: Todos: RITOS INICIALES En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén. La paz esté con vosotros. Y con tu Espíritu. Acto

Más detalles

En esta vida, Dios acompaña a las personas y es nuestro deber acompañarlas a partir de su condición. Hay que acompañar con misericordia.

En esta vida, Dios acompaña a las personas y es nuestro deber acompañarlas a partir de su condición. Hay que acompañar con misericordia. Somos Compasivos? 29 de septiembre de 2.013 1 Presentación Veo con claridad, que lo que la Iglesia necesita con mayor urgencia hoy es una capacidad de curar heridas y dar calor a los corazones de los fieles,

Más detalles

SECRETARIADO PARA LATINOAMERICA 2013-2017

SECRETARIADO PARA LATINOAMERICA 2013-2017 Monterrey, N.L. a 010/Septiembre/ 2014 GUIA PARA VIVIR UNA HORA SANTA CON JESÚS, A LA LUZ DEL ESPÍRITU SANTO, para Orar en comunión por el Buen Éxito y su Continuidad en Latinoamérica del IV ELAJO, que

Más detalles

2. SALUDO INICIAL Después de besar el altar y hacer la señal de la cruz, el sacerdote saluda a la asamblea.

2. SALUDO INICIAL Después de besar el altar y hacer la señal de la cruz, el sacerdote saluda a la asamblea. Parte minot Colegio Salesiano San Pedro TRIANA RITOS INICIALES Son ritos introductorios a la celebración y nos preparan para escuchar la palabra y celebrar la eucaristía. 1. PROCESIÓN DE ENTRADA Llegamos

Más detalles

ME ACERCARÉ AL ALTAR DE DIOS, LA ALEGRÍA DE MI JUVENTUD

ME ACERCARÉ AL ALTAR DE DIOS, LA ALEGRÍA DE MI JUVENTUD XCV ASAMBLEA PLENARIA DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL ESPAÑOLA ME ACERCARÉ AL ALTAR DE DIOS, LA ALEGRÍA DE MI JUVENTUD MENSAJE CON OCASIÓN DEL X CONGRESO EUCARÍSTICO NACIONAL, EN TOLEDO Madrid, 23 de abril

Más detalles

PASCUA DEL ENFERMO Salud y sabiduría del corazón Otra mirada es posible con un corazón nuevo

PASCUA DEL ENFERMO Salud y sabiduría del corazón Otra mirada es posible con un corazón nuevo PASCUA DEL ENFERMO Salud y sabiduría del corazón Otra mirada es posible con un corazón nuevo L I T U R G I A 10 de mayo La Pascua del Enfermo (VI Domingo de Pascua) es el final de un itinerario que se

Más detalles

MISA FINAL MES DE LA FAMILIA RENOVACIÓN DE LAS PROMESAS MATRIMONIALES

MISA FINAL MES DE LA FAMILIA RENOVACIÓN DE LAS PROMESAS MATRIMONIALES MISA FINAL MES DE LA FAMILIA RENOVACIÓN DE LAS PROMESAS MATRIMONIALES DOMINGO 28 OCTUBRE DE 2012 Área Agentes Evangelizadores Departamento Pastoral Familia y Vida familiayvida@arzobispadodeconcepcion.cl

Más detalles

Parroquia inmaculada concepción de Belgrano. 08 de JULIO de 2012

Parroquia inmaculada concepción de Belgrano. 08 de JULIO de 2012 Parroquia inmaculada concepción de Belgrano 08 de JULIO de 2012 María del Huerto sé el bálsamo que alivia nuestra alma Acordaos, oh piadosísima Virgen y dulcísima Madre, María del Huerto, que jamás se

Más detalles

Presentación del nuevo curso 2013-2014

Presentación del nuevo curso 2013-2014 1 3 de Octubre Presentación del nuevo curso 2013-2014 2 17 de Octubre Celebración de la Eucaristía 3 31 de Octubre La fe. La fe es un acto personal: la respuesta libre del hombre a la iniciativa de Dios

Más detalles

MISIÓN DE LA FAMILIA CRISTIANA EN EL MUNDO CONTEMPORÁNEO

MISIÓN DE LA FAMILIA CRISTIANA EN EL MUNDO CONTEMPORÁNEO Solemnidad de la Sagrada Familia - Ciclo A Sínodo de las Familias MISIÓN DE LA FAMILIA CRISTIANA EN EL MUNDO CONTEMPORÁNEO Plan de Dios sobre el matrimonio y la familia 7. El designio eterno de Dios (cf.

Más detalles

CELEBRACIÄN. PRIMERA COMUNIÄN Libreto de Moniciones

CELEBRACIÄN. PRIMERA COMUNIÄN Libreto de Moniciones CELEBRACIÄN DE LA PRIMERA COMUNIÄN Libreto de Moniciones En la Parroquia de La AsunciÅn de Nuestra SeÇora Martos (JaÉn) 29 de abril 6 de mayo 12 de mayo 19 de mayo AÇo de Gracia de 2012 - 2 - Oración de

Más detalles

IGLESIA PRIMITIVA. (Hechos 4, 32-33; 2.47B)

IGLESIA PRIMITIVA. (Hechos 4, 32-33; 2.47B) IGLESIA PRIMITIVA "La multitud de los creyentes no tenía sino un sólo corazón y una sola alma. Nadie llamaba suyos a sus bienes, sino que todo era común entre ellos. Los apóstoles daban testimonio con

Más detalles

LA EUCARISTÍA QUE SANA (Robert de Grandis y Linda Schubert, 1995)

LA EUCARISTÍA QUE SANA (Robert de Grandis y Linda Schubert, 1995) LA EUCARISTÍA QUE SANA (Robert de Grandis y Linda Schubert, 1995) 8-15 de septiembre de 2015 SABIDURÍA DEL CORAZÓN Jb 29,15 Era yo los ojos del ciego y del cojo los pies Comisión Nacional de Pastoral de

Más detalles

existencia. El relativismo lleva a no tener puntos fijos, de modo que la sospecha y la volubilidad provocan rupturas en las relaciones humanas.

existencia. El relativismo lleva a no tener puntos fijos, de modo que la sospecha y la volubilidad provocan rupturas en las relaciones humanas. Año de la Fe 1 I.- Convocatoria del Papa Benedicto XVI El Papa Benedicto XVI a través de su Carta Apostólica Porta Fidei ha convocado a un año especial, para que la Iglesia renueve el entusiasmo de creer

Más detalles

Evaluación de la Educación Religiosa - Grado 5

Evaluación de la Educación Religiosa - Grado 5 Nombre Parroquia Fecha Evaluación de la Educación Religiosa - Grado 5 Seleccione la respuesta correcta 01. Justo antes de ascender a su Padre, Jesús envió a sus discípulos a predicar la Buena Nueva: "Id,

Más detalles

VALORES UNIVERSALES, LA PUERTA HACIA LA PAZ MUNDIAL

VALORES UNIVERSALES, LA PUERTA HACIA LA PAZ MUNDIAL VALORES UNIVERSALES, LA PUERTA HACIA LA PAZ MUNDIAL Todos los seres humanos necesitamos vivir en una SOCIEDAD. Para que esa SOCIEDAD funcione, necesitamos aprender a convivir; esa convivencia es PRODUCTO

Más detalles

KERYGMA O CINCO VERDADES DEFINICIÓN

KERYGMA O CINCO VERDADES DEFINICIÓN KERYGMA O CINCO VERDADES DEFINICIÓN Si tratásemos de definir qué es el kerygma, diríamos que es el primer anuncio, es la proclamación esencial del Evangelio. El objetivo del kerygma consiste en presentar

Más detalles

Ritual de la celebración del Matrimonio

Ritual de la celebración del Matrimonio Ritual de la celebración del Matrimonio Estructura general de la celebración 1. Canto de entrada: coro 2. Ritos iniciales 3. Rito del perdón: Coro 4. Liturgia de la Palabra 4.1. Primera lectura ( La eligen

Más detalles

CAMINO DE EMAÚ S J U L I O

CAMINO DE EMAÚ S J U L I O CAMINO DE EMAÚ S J U L I O Ambientación Un camino hecho con piedras o arena preside la celebración. Puede haber algún cartel indicativo que diga "Emaús". También se puede colocar pan y vino en el fondo

Más detalles

LITURGIA DEL MATRIMONIO

LITURGIA DEL MATRIMONIO LITURGIA DEL MATRIMONIO INTRODUCCIÓN AL ESCRUTINIO (a: n.63) a) Estamos aquí, junto al altar, para que Dios garantice con su gracia vuestra voluntad de contraer matrimonio ante el ministro de su Iglesia

Más detalles

LA ADORACION TRES TIPOS DE ADORACION MENCIONADOS EN LA BIBLIA.

LA ADORACION TRES TIPOS DE ADORACION MENCIONADOS EN LA BIBLIA. LA ADORACION 2007 POR JUSTO DORANTES Primeramente Tenemos que entender que la iglesia se compone de los salvos. El propósito de la iglesia es de adorar y servir a Dios por medio de Jesucristo. Esto es

Más detalles

SOLEMNIDAD DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS (Jornada de oración por la santificación de los sacerdotes)

SOLEMNIDAD DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS (Jornada de oración por la santificación de los sacerdotes) SOLEMNIDAD DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS (Jornada de oración por la santificación de los sacerdotes) Todos los textos litúrgicos de esta solemnidad del Sagrado Corazón de Jesús son una proclamación de la

Más detalles

Ser uno. Iglesia Nueva Apostólica Internacional

Ser uno. Iglesia Nueva Apostólica Internacional Iglesia Nueva Apostólica Internacional Ser uno El ser uno está fundamentado en la unidad del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Jesucristo fue uno con su Padre, esta unidad también debe existir entre

Más detalles

11. Fiesta del Bautismo del Señor Reflexión en torno a la fiesta del Bautismo del Señor. 9 de enero 2012

11. Fiesta del Bautismo del Señor Reflexión en torno a la fiesta del Bautismo del Señor. 9 de enero 2012 11. Fiesta del Bautismo del Señor Reflexión en torno a la fiesta del Bautismo del Señor. 9 de enero 2012 La Iglesia celebra la fiesta del Bautismo del Señor que, junto con la anterior de Epifanía, termina

Más detalles

La adoración. Introducción. Qué es la adoración? Nº 07-08/2008. Un mensaje bíblico

La adoración. Introducción. Qué es la adoración? Nº 07-08/2008. Un mensaje bíblico Un mensaje bíblico Nº 07-08/2008 PARA TODOS La adoración Introducción Los que son salvos, que constituyen la familia del Padre, que aman a su Salvador y Señor, tienen un servicio preciso que desempeñar.

Más detalles

Tercer Sínodo Arquidiocesano de Paraná. El Sínodo sobre la Parroquia

Tercer Sínodo Arquidiocesano de Paraná. El Sínodo sobre la Parroquia Tercer Sínodo Arquidiocesano de Paraná El Sínodo sobre la Parroquia 1. La parroquia en la Iglesia 2. La parroquia-misterio y Pueblo de Dios 3. Todos misioneros: profetas, sacerdotes y reyes 4. Ministerio

Más detalles

MATICES DE FE. Génesis 17: Oír y Hacer Génesis 17 es el gran relato del pacto y de la señal de la circuncisión. Dios promete a

MATICES DE FE. Génesis 17: Oír y Hacer Génesis 17 es el gran relato del pacto y de la señal de la circuncisión. Dios promete a Seminario Evangélico Unido de Teología www.centroseut.org Sermones y Bosquejos MATICES DE FE Génesis 17,1-4, 23; Romanos 4,13-25; Marcos 8,31-38 Cuando alguien te pide definir la fe, cómo respondes? Sospecho

Más detalles

INDICE TEMAS CATEQUESIS CONFIRMACIÓN

INDICE TEMAS CATEQUESIS CONFIRMACIÓN INDICE TEMAS CATEQUESIS CONFIRMACIÓN Aspectos Generales 5 Tema N 1 - Por qué estamos aquí? 7 Tema N 2 - Y ustedes, quién dicen que soy yo?. 15 Tema N 3 - Jesucristo, nuestro Señor y nuestro modelo. 31

Más detalles

Visita al Santísimo Lectio Divina : El Buen Samaritano: El prójimo en mi vida

Visita al Santísimo Lectio Divina : El Buen Samaritano: El prójimo en mi vida ETAPA del Encuentro: (Discípulo) Santo Charla doctrinal: Charla doctrinal: Charla/testimonio: Lectio Divina : La Anunciación: Dios tiene un plan para mí - Hágase en mí La vida del Hombre Nuevo: La Gracia

Más detalles

En la confirmación se recibe el Espíritu Santo

En la confirmación se recibe el Espíritu Santo En la confirmación se recibe el Espíritu Santo 27. En la confirmación se recibe el Espíritu Santo Si nos fijamos en los Apóstoles, antes y después de la venida del Espíritu Santo en Pentecostés, se observan

Más detalles

LA PROPUESTA ESPIRITUAL DE LA MADRE CLARA FEY: UN CAMINO DE ACCIÓN- CONTEMPLACIÓN

LA PROPUESTA ESPIRITUAL DE LA MADRE CLARA FEY: UN CAMINO DE ACCIÓN- CONTEMPLACIÓN Conferencia de la Hna. María del Rocío, 2009-2014 LA PROPUESTA ESPIRITUAL DE LA MADRE CLARA FEY: UN CAMINO DE ACCIÓN- CONTEMPLACIÓN La práctica de la Madre Clara puede definirse como un permanente caminar

Más detalles

PROYECTO CURRICULAR EDUCACIÓN INFANTIL RELIGIÓN CATÓLICA OBJETIVOS GENERALES DE EDUCACIÓN INFANTIL PROYECTO DEBA.-

PROYECTO CURRICULAR EDUCACIÓN INFANTIL RELIGIÓN CATÓLICA OBJETIVOS GENERALES DE EDUCACIÓN INFANTIL PROYECTO DEBA.- PROYECTO CURRICULAR EDUCACIÓN INFANTIL RELIGIÓN CATÓLICA CONSEJERÍA DE EDUCACIÓN OBJETIVOS GENERALES DE EDUCACIÓN INFANTIL PROYECTO DEBA.- Al finalizar la educación infantil se pretende que el/la niño/a

Más detalles

Evaluación de la Educación Religiosa - Grado 7

Evaluación de la Educación Religiosa - Grado 7 Nombre Parroquia Fecha Evaluación de la Educación Religiosa - Grado 7 Seleccione la respuesta correcta 01. De acuerdo con el Catecismo, qué parte de la Biblia es "el corazón de todas las Escrituras?" A.

Más detalles

TEMA 5: LAS CELEBRACIONES CRISTIANAS

TEMA 5: LAS CELEBRACIONES CRISTIANAS TEMA 5: LAS CELEBRACIONES CRISTIANAS Introducción: Recordamos que en el tema anterior se ha explicado que la Iglesia es el lugar privilegiado don los cristianos viven su fe en comunidad. Esta Iglesia sarrolla

Más detalles

Formulario Opción A 1. SALUDO

Formulario Opción A 1. SALUDO Formulario Opción A 1. SALUDO (Opción 1) Queridos hermanos: Llenos de alegría, nos hemos reunido en el nombre del Señor para la celebración, acompañando a N. y N. En el día en se disponen a celebrar el

Más detalles

Celebración de la Cena del Señor. Teodor Suau i Puig

Celebración de la Cena del Señor. Teodor Suau i Puig Celebración de la Cena del Señor Teodor Suau i Puig ITINERARIO 1 3 5 4 1. Lavatorio de los pies de los discípulos, en la parte posterior del transcoro (actualmente en la entrada a los Museos de la Catedral)

Más detalles

El Bautismo de los niños. Orientaciones para padres y padrinos

El Bautismo de los niños. Orientaciones para padres y padrinos El Bautismo de los niños Orientaciones para padres y padrinos Los padres que deseen bautizar a su hijo deberán pedir el bautismo a los Los padres responsables de la parroquia (RB, 44, b; 59). Lo deberán

Más detalles

Jesucristo el Supremo Salvador (Parte 2) Hebreos 2.5-18 Versículo Clave: Hebreos 2:10

Jesucristo el Supremo Salvador (Parte 2) Hebreos 2.5-18 Versículo Clave: Hebreos 2:10 Jesucristo el Supremo Salvador (Parte 2) Hebreos 2.5-18 Versículo Clave: Hebreos 2:10 Gloria y Honra para Jesucristo Autor de nuestra Salvación 5 Además, Dios no sometió al control de los ángeles el mundo

Más detalles

EUCARISTÍA Y MISIÓN. 1. INTRODUCCION. Eucaristía y Misión : Nuestras OOPP 2014-2020

EUCARISTÍA Y MISIÓN. 1. INTRODUCCION. Eucaristía y Misión : Nuestras OOPP 2014-2020 EUCARISTÍA Y MISIÓN 1. INTRODUCCION. Eucaristía y Misión : Nuestras OOPP 2014-2020 llevan por nombre: Una Iglesia que Escucha, que Anuncia y que Sirve. Estas actitudes pastorales las hace propias nuestra

Más detalles

Nivel B: Qué significa estar en Cristo? Lección 7: Cómo permanecemos cerca de Jesús?

Nivel B: Qué significa estar en Cristo? Lección 7: Cómo permanecemos cerca de Jesús? Nivel B: Qué significa estar en Cristo? Lección 7: Cómo permanecemos cerca de Jesús? Introducción En varias ocasiones Jesús le dio instrucciones a sus seguidores acerca de cómo permanecer cerca de Él.

Más detalles

C atequesis litúrgica VII

C atequesis litúrgica VII C atequesis litúrgica VII Iniciación a la Eucaristía E L P AN Y EL V INO Delegación de Liturgia Diócesis de Albacete -2- En la última Cena, Cristo instituyó el sacrificio y convite pascual Cristo, en efecto,

Más detalles

ESTUDIO BIBLICO: EPISTOLA A LOS ROMANOS 3: 1: 8-15 1:8-15 (NVI)

ESTUDIO BIBLICO: EPISTOLA A LOS ROMANOS 3: 1: 8-15 1:8-15 (NVI) ESTUDIO BIBLICO: EPISTOLA A LOS ROMANOS Iglesia Ríos de Agua Viva Escuela Bíblica Dominical de Adultos Clase 3: Romanos 1: 8-15 Romanos 1:8-15 (NVI) 8 En primer lugar, por medio de Jesucristo doy gracias

Más detalles

VIVIR y participar en la MISA. El SACRIFICIO de AMOR hasta el fin, que el HIJO ofrece al PADRE, por la acción del ESPÍRITU SANTO.

VIVIR y participar en la MISA. El SACRIFICIO de AMOR hasta el fin, que el HIJO ofrece al PADRE, por la acción del ESPÍRITU SANTO. VIVIR y participar en la MISA El SACRIFICIO de AMOR hasta el fin, que el HIJO ofrece al PADRE, por la acción del ESPÍRITU SANTO. Para seguir la Misa, hazlo en los recuadros de este color que comienzan

Más detalles

CELEBRACIÓN COMUNITARIA DE LA UNCIÓN DE LOS ENFERMOS

CELEBRACIÓN COMUNITARIA DE LA UNCIÓN DE LOS ENFERMOS CELEBRACIÓN COMUNITARIA DE LA UNCIÓN DE LOS ENFERMOS Se oye que en celebraciones de éstas que se convoca a la Unción a partir de los 60 años o 65, y se da a los que quieran, aunque la hayan recibido el

Más detalles

Misa de la Renovación De las Promesas Matrimoniales Y Bendición de las Familias

Misa de la Renovación De las Promesas Matrimoniales Y Bendición de las Familias Misa de la Renovación De las Promesas Matrimoniales Y Bendición de las Familias 25 de Octubre de 2015 INTRODUCCIÓN Motivación: Convocados por nuestro Dios y Padre para celebrar el Misterio de nuestra redención,

Más detalles

ORACIÓN PARA CADA DÍA 19 DE CADA MES A LA VIRGEN DE LA SALETA -MES DE OCTUBRE-

ORACIÓN PARA CADA DÍA 19 DE CADA MES A LA VIRGEN DE LA SALETA -MES DE OCTUBRE- ORACIÓN PARA CADA DÍA 19 DE CADA MES A LA VIRGEN DE LA SALETA -MES DE OCTUBRE- El que dirige la oración, con todos los asistentes, dice: En el nombre del Padre, del Hijo Introducción para todos los días,

Más detalles

Domingo XXII del Tiempo Ordinario. 2 de setiembre 2012

Domingo XXII del Tiempo Ordinario. 2 de setiembre 2012 Domingo XXII del Tiempo Ordinario 2 de setiembre 2012 Reciban nuestra más cordial bienvenida a esta Eucaristía. La mesa del Señor y de su Palabra está a nuestra disposición. Pero hará falta que nos importe

Más detalles

SER DISCÍPULOS DE CRISTO. Segunda Catequesis, Río de Janeiro 25 de julio de 2013

SER DISCÍPULOS DE CRISTO. Segunda Catequesis, Río de Janeiro 25 de julio de 2013 1 SER DISCÍPULOS DE CRISTO Segunda Catequesis, Río de Janeiro 25 de julio de 2013 + Cristián Contreras Villarroel Obispo Auxiliar de Santiago de Chile Queridas y queridos jóvenes: Esta mañana nos reunimos

Más detalles

LA PALABRA HOY: Génesis 2,18-24; Salmo 127; Hebreos 2,9-11; Marcos 10,2-16

LA PALABRA HOY: Génesis 2,18-24; Salmo 127; Hebreos 2,9-11; Marcos 10,2-16 Lectio Divina: 27º Domingo De Tiempo Ordinario B Autor: P. Chuno, C.M. Tabla de contenidos de este artículo Ambientación: Oración inicial 1. Lectio: Qué dice el texto? 2. Meditatio: Qué me dice? Qué nos

Más detalles

2 0 D I C I E M B R E

2 0 D I C I E M B R E C L U B S E M I L L A NACER DE NUEVO 2 0 D I C I E M B R E 2 0 0 9 Objetivo Ayudar al niño a... *Saber que necesitamos para entrar en el Reino de Dios. Entender que significa nacer de nuevo. Preparación

Más detalles

MISA EN HONOR DE S. JERÓNIMO EMILIANI

MISA EN HONOR DE S. JERÓNIMO EMILIANI 8 DE FEBRERO MISA EN HONOR DE S. JERÓNIMO EMILIANI ANTÍFONA DE ENTRADA Lam 2,11 Mi corazón se consume en mi interior por la ruina de la hija de mi pueblo, mientras desfallecen muchachos y niños en las

Más detalles

Los dones del Espiritu Santo I, II y III. El fruto del Espiritu Santo I, II y III

Los dones del Espiritu Santo I, II y III. El fruto del Espiritu Santo I, II y III ESCUELA DE DOCTRINA Las operaciones del Padre Los dones del Hijo I y II Los dones del Espiritu Santo I, II y III Los dones de Ayuda La ley de los miembros La ministracion del alma Las facetas del bautismo

Más detalles

MARÍA, MADRE NUESTRA María Madre Nuestra Flor de juventud. Soy como un camino al anochecer, Que busca en el silencio Los pasos de tu ayer.

MARÍA, MADRE NUESTRA María Madre Nuestra Flor de juventud. Soy como un camino al anochecer, Que busca en el silencio Los pasos de tu ayer. MONICIÓN DE ENTRADA María en el instante del anuncio del Ángel recibió al Verbo de Dios en su alma y en su cuerpo. Dio la vida al mundo y la Iglesia la venera como madre amantísima. Ella es la humilde

Más detalles

Misa Votiva del Santo Cáliz

Misa Votiva del Santo Cáliz Misa Votiva del Santo Cáliz Misa Votiva del Santo Cáliz BREVE HISTORIA DEL SANTO CÁLIZ La sagrada reliquia del Cáliz de la última Cena del Señor es la copa de ágata finamente pulida, según los arqueólogos,

Más detalles

quienes somos Nuestra misión: Alcanzar, Discipular, Enviar.

quienes somos Nuestra misión: Alcanzar, Discipular, Enviar. , quienes somos Compañerismo cristiano centrado en Cristo, basado en la Biblia y deseoso de responder amorosamente a las necesidades de la comunidad. Nuestra misión: Alcanzar, Discipular, Enviar. Nos reunimos

Más detalles

SEIS NOCHES CON LA BIBLIA

SEIS NOCHES CON LA BIBLIA QUE SIGNIFICADO TIENE LA SALVACION PARA NOSOTROS? LECCION PRIMERA I. LO QUE NO ES LA SALVACION: 1. No es cambiar de religión. Es unirse a Cristo. *El bautismo por inmersión. 2. No es prometer vivir moralmente

Más detalles

Círculo de Testigos. Compartiendo la sabiduría que procede de la Eucaristía

Círculo de Testigos. Compartiendo la sabiduría que procede de la Eucaristía Círculo de Testigos. Compartiendo la sabiduría que procede de la Eucaristía Nancy Polacek y P. Louis J. Cameli Profesamos que la Iglesia refleja la luz de Cristo. Creemos, asimismo, que nosotros como pueblo

Más detalles

PROGRAMACIÓN CATEQUESIS PRIMERA INFANCIA. PRIMER CICLO LITÚRGICO (Niños 6 a 7 años)

PROGRAMACIÓN CATEQUESIS PRIMERA INFANCIA. PRIMER CICLO LITÚRGICO (Niños 6 a 7 años) PROGRAMACIÓN CATEQUESIS PRIMERA INFANCIA. PRIMER CICLO LITÚRGICO (Niños 6 a 7 años) INTRODUCCIÓN La Delegación de Catequesis ofrece esta programación para ayudar a todos los sacerdotes y catequistas a

Más detalles

Puntos de vista. «Ars celebrandi» en la dedicación de la Basílica de la Sagrada Familia

Puntos de vista. «Ars celebrandi» en la dedicación de la Basílica de la Sagrada Familia «Ars celebrandi» en la dedicación de la Basílica de la Sagrada Familia Como se recordará, a partir de la celebración en Roma, en octubre de 2005, de la asamblea del Sínodo de los Obispos, ha obtenido carta

Más detalles

Planes para los padres de la página uno de la lección 5. Siga los números.

Planes para los padres de la página uno de la lección 5. Siga los números. padres de la página uno de la 1 En esta lección su hijo comenzara el periodo final de preparación para su primera Comunión. 4 Asegúrese de que su hijo sepa y gradualmente comience a creer que Jesús está

Más detalles

LA FE CRISTIANA Y EL VALOR DE LA PERSONA

LA FE CRISTIANA Y EL VALOR DE LA PERSONA PASO 3 LA FE CRISTIANA Y EL VALOR DE LA PERSONA OBJETIVO Animados por la fe en Jesús, despertar ganas de trabajar dentro de Fraternidad, o en alguna otra asociación, por los derechos de las personas, especialmente

Más detalles