El mejor regalo Eugenia Gala

Tamaño: px
Comenzar la demostración a partir de la página:

Download "El mejor regalo Eugenia Gala"

Transcripción

1 Reconocimiento NoComercial SinObraDerivada 2.5 España Usted es libre de copiar, distribuir y comunicar públicamente esta obra bajo las condiciones siguientes: Reconocimiento Debe reconocer los créditos de la obra de la manera especificada por el autor. No comercial. No puede utilizar esta obra para fines comerciales. Sin obras derivadas. No se puede alterar, transformar o generar una obra derivada a partir de esta obra. La licencia Creative Commons implica que: Al reutilizar o distribuir esta obra tiene que dejar bien claros los términos de su licencia aquí expuestos. En caso de obtener el permiso del titular de los derechos de autor alguna de estas condiciones puede no aplicarse Titular de los derechos de autor: María Eugenia Gala del Río Contacto: 1

2 El mejor regalo Eugenia Gala Los dos habían nacido casi el mismo día a apenas veinte pasos de distancia. Ella era mayor que él por apenas el recorrido de un día sin su noche. En el momento en que ella vino al mundo, la nueva luz del sol naciente inundó la cabaña donde su madre se esforzaba en traerla al reino de los vivos. Todo el mundo concluyó que aquella niña al crecer sería hermosa como el astro que había asomado tras el horizonte, que aquello había sido el mejor augurio que se podía haber dado. Se la llamó Wa-Ni, que en definitiva significaba Luz del Alba. Ay-Diel, por su parte había nacido durante el ocaso de ese mismo día. Su chillido de protesta se elevó mientras la última luz se retiraba tras la línea que separa el cielo y la tierra. El Que Sabía Ver Mas Allá del Mundo le impuso el nombre, significaba El Que Encuentra el Camino, porque sabía que tarde o temprano el niño se adentraría en los mundos oscuros que rodean el pequeño mundo real. A pesar de todos los augurios que acompañaron a cada uno de los respectivos nacimientos, cada uno por su lado fueron dos bebés protestones, dos críos mimados por sus respectivas familias y dos 2

3 niños revoltosos. Se conocieron cuando apenas tenían tres años de edad y el poblado entero debió ajustarse a sus juegos. Habían encontrado cada uno en el otro el apoyo para sus travesuras. Wa-Ni desde pequeña fue una excelente nadadora y escaladora y dejaba atrás con facilidad a Ay-Diel, pero él poseía una mente práctica y una capacidad de estrategia fuera de lo normal. Cada vez más parecieron ajustarse a las necesidades del otro y fueron apartándose del resto de chiquilleria del poblado a su mundo particular. Cuando Wa-Ni tuvo diez años, se decidió que ya era muy mayor para jugar con los otros niños sin atender los deberes que exigían su condición. Fue llevada a la casa de su familia, se la vistió adecuadamente y empezaron su enseñanza. En los siguientes días supo que los tiempos de corretear alegremente al sol habían terminado. Su nacimiento había sido precedido de un augurio importante, y su vida debía ser destinada a un fin superior. Empezó a aprender las obligaciones de la condición femenina y de la posición social en que había sido concebida. Ay-Diel por su lado fue apartado del resto de niños de su edad. El Que Ve Más Allá de los Mundos lo llevó con él para enseñarle el arte del vigía de todo lo invisible. Su vida se convirtió en un continuo recorrer las tierras que rodeaban el poblado acompañando a su maestro en el estudio y reconocimiento de aquellos elementos y seres cuyas propiedades iban más allá de lo meramente material. Ambos niños consideraban que aquello formaba parte de algún tipo 3

4 de prueba que les habían impuesto y no veían el día en que volverían a reunirse para reír y corretear juntos de nuevo. Pero las lunas pasaron y nada cambió. Ay-Diel, cierto día, no pudo resistir más el silencio que le imponía su maestro y decidió preguntarle. Señor, dijo cuándo volveré a ver a Wa-Ni? El viejo lo miró con sorpresa y frialdad después. Debes olvidarte de esa niña, Ay-Diel, ella ha sido destinada a un fin superior y tú también. Vuestros caminos se separan. Agradece al destino haberla conocido en tu niñez y guárdala como un bello recuerdo, dentro de poco no será la misma persona que tú recuerdas. Las palabras de su maestro se repitieron en la mente del niño y notó un soplo helado, más poderoso que el viento de las más crueles noches de invierno, anidarse en sus entrañas. Por primera vez en su vida, Ay-Diel enfermó. El Que Ve Más Allá de Los Mundos lo cuidó con todas sus artes pero desde el principio supo que él no tenía nada que hacer en el cuerpo del niño, que la enfermedad se debía al dolor de su alma y que sólo él podría salvarse. Durante días, Ay-Diel deliró y en su delirio navegaba por una enorme laguna sin principio ni fin, sumida en la niebla. No había sol, ni día, ni noche, ni estrellas, ni luna en el territorio de agua que recorría. No había ni tiempo... Quería alcanzar la otra orilla pero nunca la conseguía ver y en su mente un vacío como la muerte lo llenaba todo. El que Ve Más Allá de Los Mundos entendió que sin ayuda su discípulo moriría y decidió invocar una visión que le guiase, 4

5 que le ayudase a volver. Sabía que los espíritus eran caprichosos y que pagaría un alto precio por conseguir sus favores pero no quería perder a tan buen aprendiz. La noche en que la luna no estaba y se había retirado al mundo de los muertos, El que Ve Más Allá de Los Mundos encendió una hoguera con las maderas crecidas en los lugares prohibidos, el agua negra y azufre. Finalmente, entregó un mechón de cabello de su protegido a las llamas. Después esperó. Ay-Diel, por su parte, continuaba navegando por la inmensa laguna sin principio ni fin, sin día ni noche, ni estrellas, ni luna ni tiempo y así hubiese continuado si no hubiese sido por una pequeña onda en el agua que consiguió llamar su atención. El niño la miró y poco a poco la onda fue creciendo hasta convertirse en una ola que corría hacia el barco en el que navegaba. Al llegar frente a él, el agua pareció detenerse y subió en espiral hacia el cielo. El líquido resbaló por la superficie del ser que había logrado alzar parte de la laguna con su gesto y ante Ay-Diel se presentó una criatura con la forma de una serpiente. Tenía alas de murciélago y una cabeza parecida a la de un cocodrilo pero con los ojos humanos, inteligentes. La criatura lo miró y rió con un sonido gutural y grave. Ay-Diel no tuvo miedo, lo observó con desgana y esperó a que lo devorase. Quién eres niño? Cómo te atreves a adentrarte en mis dominios sin permiso? Cómo es posible que no temas la condenación que te aguarda? 5

6 Ay-Diel lo miró a los ojos. Quiero alcanzar la otra orilla dijo. No has sido invitado todavía, pequeño, y sin la ayuda del barquero me perteneces. Servirás de alimento a mí y a mis hermanos por toda la eternidad. No me importa morir contestó Ay-Diel. La criatura volvió a reír. No llegarás al mundo de los muertos, estás condenado. El ser acercó a él su enorme cabeza y abrió una boca babeante. Los que se aventuran por aquí son locos o están perdidos por la ambición. Qué eres tú niño? Por qué estás aquí? La criatura lo miró directamente a los ojos y a Ay-Diel le pareció que aquel ser quería beberse sus pensamientos. Vio cómo hacía retroceder los labios y le sonreía con una hilera de dientes afilados como agujas al leer en su alma qué lo había llevado allí. Desesperación... Pronunció lentamente, dejando fluir los sonidos con lascivia y volvió a reír con auténtico regocijo. Un bocado apetitoso! Entonces Ay-Diel entendió que si seguía adelante no volvería a ver a Wa-Ni y saltó de la barca. El agua fría lo abrazó e intentó arrastrarlo al fondo. Se obligó a patalear e intentó recordar las veces que había nadado con su amiga. Le pareció oír la voz de la niña diciendo el truco es no respirar hasta estar sobre el agua, tonto. Ay-Diel pataleó hacia la superficie y cogió una bocanada de aire. 6

7 No se dio un momento de respiro y braceó lo mas rápido que se lo permitían sus extremidades alejándose de la criatura. Sólo una cosa llenaba su mente en ese momento: Quiero volver a ver a Wa-Ni!. Tras él oyó un lejano gruñido de frustración y así se percató de que debía estar nadando mas rápido de lo que creía. No sabía lo lejos que estaba de la orilla de la que había partido hacía días, pero no le importaba. Volvería costase lo que costase. Junto al fuego, el Que ve Más Allá de Los Mundos vio al niño agitarse en sueños y lo interpretó como una buena señal. Entonces elevó una oración a los guías de los caminos para que le ayudasen y avivó las llamas de la hoguera para que su luz le sirviese de faro. Ay-Diel no supo cuánto tiempo estuvo nadando y flotando para ahorrar fuerzas. Necesitaba descansar, comer y dormir, pero por encima de todo quería volver a ver a Wa-Ni y eso le hacía seguir adelante. Mientras nadaba volvió a notar una leve perturbación en el agua y aguardó. Déjame en paz, demonio! gritó a la superficie de la laguna al ver cómo ésta volvía a rizarse. Pero en la olita que se había formado apareció una cabeza pequeña de serpiente que lo miró ondulando con curiosidad. Un ssssser humano! Sss... silbó sacando mucho la lengua entre sus colmillos. A la serpiente le costaba vocalizar con claridad. Déjame pasar le pidió el niño. No pretendo intersssseptar tu passsso contestó la serpiente. 7

8 Y sabes dónde está la orilla? Sssssí. Está dentro de ti, niño. Ay-Diel no entendió la respuesta en un principio, pero luego sí. Y tú qué haces aquí? No es un lugar muy agradable para una serpiente. Me adentro de vess en cuando en esssta agua para busssscar la sssabiduría. Esss una cossstumbre de nuessssstra esspessie. No lo sabía. Hay muchasss cossssassss que no ssssaben los humanossss. Tienes razón. Tampoco ssssabesss como hassserte el camino másss fássil. No. Llama al guardián. Cómo puedo llamarlo? Sssintiendo que estássss vivo, niño. Ess fássil, pero sssi vasss a hasserlo ssserá mejor que me marche. Yo no sssoy bienvenida aquí. Antes de que Ay-Diel pudiese darle las gracias, la serpiente desapareció bajo el agua ondulando su esbelto cuerpo. Entonces el niño trató de recordar qué le hacía creer que estaba vivo. Tenía hambre, pero los espectros también tienen hambre eterna y no están vivos. Qué era? De pronto lo supo: el dolor. El dolor le hacía saber que todavía estaba vivo, ese dolor en el pecho por no poder volver a compartir la vida con su única amiga. Los muertos ya no sienten dolor, él no podía estarlo. Entonces algo lo agarró del pelo y lo sacó 8

9 del agua. La mano que le había cogido pertenecía a un ser encapuchado que estaba en pie sobre una barcaza. Lo levantó hasta la altura de sus ojos y Ay-Diel vio que no tenía piel, sólo una calavera blanca donde debería estar la cabeza. Por primera vez sintió miedo. Las cuencas vacías del barquero clavaron su imposible mirada en él escrutándolo durante unas fracciones de segundo que se desplegaron en toda su lenta eternidad. Quiero volver a casa! gritó el niño. Ay-Diel no supo qué ocurrió después. Cuando se dio cuenta estaba en pie junto a una laguna y un barquero solitario se alejaba remando en una barcaza. Ay-Diel se dio la vuelta y corrió hacia la llanura que se extendía tras él. Vio la luz dorada de una hoguera a lo lejos. Wa-Ni, soy yo, He vuelto! gritó. Y junto al viejo hechicero el niño salió de su no-muerte y abrió los ojos gritando esas palabras. Desde entonces Ay-Diel supo que lucharía por Wa-Ni contra quien fuese necesario. Los siguientes años los pasó estudiando con verdadero ímpetu todas las artes para las que estaba versado su espíritu. No sería sabio desaprovechar un don de los dioses. Pero en todo ese tiempo no vio a Wa-Ni. La mantenían bajo el techo de la casa de su familia a resguardo de las miradas ajenas. Sabía por habladurías que había crecido y que se esperaba con impaciencia por todos los que la rodeaban el día en que se convertiría en mujer. Ese día llegó en la segunda luna de primavera. También se 9

10 interpretó como un signo favorable y se enviaron mensajeros para anunciar que la hija de Ma-Ia-Tuk esperaba esposo. A Ay-Diel le pilló por sorpresa la noticia. Todo aquello significaba, entre otras cosas, que la sacarían a la luz para que todo el mundo pudiese contemplarla. Su corazón saltó de alegría, pero de inmediato se preguntó qué debía hacer para lograr que se la entregasen a él y, lo que eras más importante, si ella seguía siendo la misma persona que recordaba. Habían pasado tres años desde la última vez que la había visto. Al día siguiente muchos pretendientes empezaron a aparecer por la aldea. Todos traían regalos ricos a la familia de Wa-Ni y esa noche, para que todos pudiesen contemplar a la prometida, hicieron que saliese a la puerta de la casa de su familia. Ay-Diel observó desde lejos, sin atreverse a mezclarse con aquellos ricos mercaderes y poderosos príncipes que solicitaban la mano de tan importante y bendecida dama. Cuando Wa-Ni salió al exterior él casi no la reconoció. Estaba envuelta en ricas telas, había crecido mucho y tenía formas de mujer, pero aun así no era hermosa como vaticinaban los oráculos. Su cuerpo era fuerte y firme, no poseía la fragilidad propia de una mujer. Ay-Diel la contempló intentando captar su mirada para saber si el carácter y el fuego que la habían inundado en el pasado seguían allí. Pero ella agachaba la cabeza y el tocado le ocultaba los ojos. Finalmente, la madre de Wa-Ni avanzó hacia su hija y le hizo seña de que ya debía volver bajo techo. No de la misma manera que vaticinaban los oráculos, pero era hermosa. Al día siguiente se 10

11 presentarían a prueba para mostrar su valor todos los pretendientes que aspirasen a conseguirla y él estaría allí. La mañana amaneció lluviosa. Se sentenció que todo aquel que desease desposar a Wa-Ni debería demostrar su valentía. Así pues, se había acordado que todos los presentes debían pasar una noche en el monte de las almas, donde nadie había aguantado hasta el amanecer sin volverse loco. Ay-Diel se unió al grupo de pretendientes y la gente lo miró con sorpresa, pero nadie se atrevió a rechistar. Todo aquel que se considerase lo suficientemente digno podía participar. Durante el día treparon la ladera del monte sin un solo árbol que les resguardase, pisando piedras afiladas como cuchillas, hasta su cima. Todos charlaban animadamente durante la marcha pero Ay-Diel no hablaba con nadie, sabía que necesitaría de su aliento para sí mismo. Los pretendientes se situaron alrededor del fuego y esperaron la caída de la noche. En cuanto hubo desaparecido el último rayo de sol un aullido sobrenatural invadió la montaña. Cuando las formas de criaturas descarnadas se lanzaron sobre los allí reunidos las heladas garras del pánico se clavaron en ellos. Algunos huyeron, el resto se taparon la cabeza con las manos y se encogieron como niños. Ay-Diel sabía que aquellas criaturas se alimentaban del valor de los mortales. Devoraban la valentía de los hombres poco a poco hasta dejar un cascarón vacío de ojos vidriados por la locura. Todos los presentes se obligaron a hacer acopio de valor mientras los horribles rostros se acercaban a ellos y los besaban de uno en uno. Pero Ay-Diel pensaba 11

12 en Wa-Ni. En su alma sólo cabían la tristeza y la desesperación y los espíritus pasaron de largo sobre él. Al amanecer la mayoría de pretendientes habían huido y algunos sollozaban como niños. Pero Ay-Diel se mantenía erguido y seguro de sí mismo junto a la hoguera. Cuando los miembros de la comitiva encargada de vigilar la prueba comparecieron en el lugar parecieron sorprendidos por el resultado. Ninguno esperaba que el joven flaco sobreviviese pero entonces uno de ellos detectó la mirada triste de Ay-Diel y supo qué era lo que había sucedido. Se decretó que no había demostrado verdadero valor pero Ay-Diel protestó alegando que la prueba consistía en pasar una noche en el monte de las almas. Los ancianos se reunieron a debatir y decretaron una segunda prueba. Esa tarde se acordó en qué consistiría. Los pretendientes que aún quedaban, sólo tres contando a Ay-Diel, debían capturar la bestia más salvaje que encontrasen y traerla. Tenían toda una noche para encontrarla. Cada cual partió hacia su lado y Ay-Diel, sabiendo cual era la bestia más poderosa y más antigua que existía, se dirigió a las marismas. Allí se sentó y aguardó hasta que vio lo que esperaba: un tronco se acercaba a él flotando por el río. Ay-Diel sabía que no era un tronco, era un cocodrilo, una de las bestias más viejas y feroces del mundo. Saludos hermano dijo Ay-Diel con los gestos que se utilizan en el mundo salvaje. El cocodrilo se detuvo en su avance y lo observó. Por qué hablas mi lengua? preguntó. 12

13 Una vez fui amigo durante un breve espacio de tiempo de una serpiente y su lengua y la vuestra no es tan diferente. El cocodrilo salió del agua contoneándose sobre sus cortas patas y lo observó divertido. Has venido a traerme la cena? He venido a pedirte un favor. Los cocodrilos son unas bestias sabias al igual que las serpientes y les gustan las historias del mundo así que escuchó al muchacho. Me han pedido que capture a la bestia más terrible que pueda encontrar. Creo que vos sois esa bestia pero estaría alardeando si me imaginase, si quiera por un momento, el poder capturaros. El cocodrilo pestañeó, signo que indicaba al chico que había hablado de manera convincente. En el mundo salvaje es muy importante apreciar los pequeños detalles. Me harías un gran favor si aceptases acompañarme en calidad de igual mañana, no pediré nada más. Qué ofreces a cambio de mi escolta y servicio? Ver todo un pueblo esclavizado por sus creencias, observar cómo éstas se derrumban y cómo sus expectativas son revueltas desde las raíces. Y sobre todo, recordarles que hay poderes que una lanza no puede contener. El cocodrilo abrió la boca en una risa silenciosa. Será digno de ser contemplado. Pequeño hombrecito, llévame hasta esa reunión tan importante que precisa de una bestia sabia. 13

14 A la mañana siguiente sólo uno de los participantes había vuelto. Traía la piel de un león. El otro pretendiente no había regresado y se creyó que él y el pequeño Ay-Diel habían muerto en la empresa. Pero de repente se escucharon gritos y la gente empezó a correr en todas direcciones. Las madres recogieron a sus hijos histéricas, los guerreros tomaron sus lanzas. Ay-Diel había vuelto y caminaba entre las casas del poblado con un cocodrilo marchando a su lado. El niño y la bestia se detuvieron ante la puerta de la casa de la familia de Wa- Ni. Mientras el cocodrilo cruzaba la mirada con la del padre de la joven enarbolando su sonrisa eterna, Ay-Diel vio en sus ojos y en su gesto que él era el ganador y que eso no complacía al viejo rey. Estaba rompiendo toda una tradición y una esperanza de unir su clan a uno más poderoso por medio de un matrimonio favorable. El consejo de ancianos volvió a reunirse y decidió que Ay-Diel no había vencido pues no había traído a la bestia en contra de su voluntad. Se decretó que habría una tercera prueba y fue obvio que establecerían algo que el chico no pudiese superar. Esa misma tarde, el viejo rey reunió a los dos pretendientes y les ordenó entregar la posesión más valiosa existente a su hija, esa sería la prueba definitiva. Quien aportase el regalo más valioso, sería el vencedor. Ay-Diel provenía de una familia pobre y todos lo sabían. El chico se alejó del lugar cabizbajo, sin saber qué hacer. El peso de su corazón era tan grande que creía que lo iba a derribar contra el 14

15 suelo, pero su inquietud iba más allá de la simple derrota. Aún no había podido cruzar su mirada con Wa-Ni, no sabía lo que creía ella. En su retiro, sabía ella las pruebas que él estaba realizando? Se avergonzaba o se enorgullecía? Guardaba ella la esperanza de que él ganase o, por el contrario, no se acordaba del niño flacucho que había jugado con ella de pequeña? Finalmente, Ay-Diel tomó una decisión. Esa tarde, antes de partir hacia la búsqueda de algún tesoro, se acercó al hogar de la familia de Wa-Ni con cuidado de no ser visto. Llegó hasta la pared trasera y silbó la canción del búho bajo el único ventanuco que había en ella. Aquello era una señal que ellos habían usado de pequeños en multitud de ocasiones. Una sombra se recortó en la penumbra. Wa-Ni? susurró Ay-Diel. Hasta él llegó una vocecita apagada y mortecina. Sí? Era la voz de ella, pero como él nunca la había recordado, rota y débil pero manchada por un tiznazo de súbita esperanza. La prisión en la que la mantenían la estaba debilitando Te acuerdas de mí? preguntó en un susurro esperanzado Ay- Diel. Casi no había acabado de formular la pregunta cuando volvió a oír su voz quebrada por un sollozo. Oh, Ay-Diel, amigo... Era todo cuanto necesitaba saber. Ella le recordaba y él supo de repente qué tesoro era el que ella necesitaba. 15

16 Esa noche Ay-Diel se adentró en el bosque y cantó como un pájaro nocturno hasta que un inmenso búho se acercó a él. Necesito hablar con tu rey, le dijo. El búho asintió y lo guió a través del bosque. El rey de los pájaros era una inmensa grulla blanca más alta que el más grande de los hombres. Qué quieres de mí y de mi reino humano? Nadie sabe con certeza cual fue el trato que hicieron Ay-Diel y el rey de los pájaros. Negociaron y finalmente le entregó al niño en su pico una pequeña flor roja. Recuerda que es posible que la persona a la que amas no te siga. Me vais a entregar vuestras manos, vuestras voces humanas y vuestros cuerpos. El apego a lo único que conoce puede convertirse en su prisión le advirtió la gran grulla blanca. Al amanecer, el otro pretendiente que quedaba ya había llegado con un gran carro cargado de joyas y telas. Sólo los caballos que tiraban de él valían más que todas las riquezas del poblado juntas. Con la seguridad del que se sabe vencedor, empezó a exponer sus regalos ante el rey y Wa-Ni. Ella miraba con ojos ausentes aquel despliegue de luz y colorido pero un murmullo entre las gentes que presenciaban la escena le hizo alzar la vista. Ay-Diel caminaba hacia ellos y la multitud se abría a su paso. El chico sólo portaba con él su modesta ropa deshilachada y un bastón de caminar, pero en sus ojos había una determinación ineludible. Rompiendo el protocolo el rey se dirigió a 16

17 él. No podrás superar su oferta, Ay-Diel. Ahórrate la vergüenza para ti y para tu familia y márchate. A pesar de aquellas palabras, Ay-Diel avanzó entre los gestos desdeñosos o coléricos que le dirigían hasta llegar frente al monarca. Estaba frustrando los planes de varias generaciones. Su voz sonó firme cuando habló. Traigo algo mucho más valioso para vuestra hija que todas esas riquezas, señor. Hubo comentarios entre la gente. El chico se volvió hacia Wa-Ni esperando que ella le devolviese la mirada o le dijese que lo que hacía era lo correcto. Por un momento dudó, pero ya era tarde para echarse atrás. Ay-Diel cogió la flor que le había entregado el rey de los pájaros y se la comió. Al instante sus ropas cayeron al suelo y sobre ellas quedó un pequeño pajarillo pardo, un gorrión. Voló hasta el hombro de Wa-Ni que lo miró sorprendida. En el rostro de la chica se dibujó una sonrisa por primera vez en mucho tiempo y cerró los ojos. Los ricos ropajes de la muchacha cayeron a su vez al suelo y dos gorriones se alejaron volando de ese lugar y no volvieron jamás. Palma,

El castillo de irás y no volverás

El castillo de irás y no volverás El castillo de irás y no volverás En un hermoso pueblo al lado del mar vivía un pescador con su mujer. Eran ya mayores y no tenían hijos. Sólo se tenían el uno al otro. Todas las mañanas, muy temprano,

Más detalles

Los tres cerditos. Tomado de http://personal.us.es/vmanzano/

Los tres cerditos. Tomado de http://personal.us.es/vmanzano/ Los tres cerditos Guco era un animal muy interesante. Desde pequeñito, vivía en el mismo bosque. Lo recorría de punta a rabo todos los días. Jugaba dando vueltas entre los árboles, dejando sus pisadas

Más detalles

Corre a través de la noche. Está sola y siente cómo le invade

Corre a través de la noche. Está sola y siente cómo le invade 1 Sofia corre a través de la oscuridad. Tiene prisa y mucho miedo. No sabe por qué corre, por qué tiene miedo, o hacia dónde va. Hay algo allí detrás que la asusta, algo peligroso, algo malo, que se acerca

Más detalles

BUENOS DÍAS PRIMARIA

BUENOS DÍAS PRIMARIA Lunes Empezamos la semana del Domund Muy buenos días: Durante esta semana recordaremos en toda la Iglesia a las Misiones. Es decir, el próximo domingo será el Domingo Mundial de las misiones. Es lo que

Más detalles

El pastor y el hada. El pastor y el hada. www.readinga-z.com www.readinga-z.com. Un libro de lectura de Reading A Z, Nivel N Número de palabras: 870

El pastor y el hada. El pastor y el hada. www.readinga-z.com www.readinga-z.com. Un libro de lectura de Reading A Z, Nivel N Número de palabras: 870 El pastor y el hada Un libro de lectura de Reading A Z, Nivel N Número de palabras: 870 L E C T U R A N El pastor y el hada Un cuento tradicional corso recontado por William Harryman Ilustrado por Sandra

Más detalles

Actividad de lectura PERSEO Y ANDRÓMEDA

Actividad de lectura PERSEO Y ANDRÓMEDA Actividad de lectura PERSEO Y ANDRÓMEDA Dánae era la hija de Acrisio, el rey de Argos, y vivía aislada del mundo, encerrada en una torre de palacio, porque a su padre le habían profetizado que su destino

Más detalles

Mi libro de oración 1

Mi libro de oración 1 Mi libro de oración 1 Una de las formas para prepararse para recibir a Jesús es rezar y pasar más tiempo con él. De esa manera puedo ser más amigo suyo como lo fueron los discípulos hace ya más de 2.000

Más detalles

Te espero el día... a las... en

Te espero el día... a las... en Frases 15 Años 1 Pase meses tratando de organizar una fiesta inolvidable, pero me di cuenta que sin vos es imposible. Por eso te invito a fetejar Mis 15 Años 2 Hoy es mi noche, hoy se cumple mi sueño,

Más detalles

EN BUSCA DE LA BUENA SUERTE -Propuesta didáctica-

EN BUSCA DE LA BUENA SUERTE -Propuesta didáctica- EN BUSCA DE LA BUENA SUERTE -Propuesta didáctica- Un año más os enviamos a todos los centros participantes, el cuento que hemos creado como eje de nuestro proyecto, con el objeto de motivar a los niños/as

Más detalles

Localidad: C/Panaderos Nº4 6ºA Valladolid 47004

Localidad: C/Panaderos Nº4 6ºA Valladolid 47004 Nombre: Alberto Tejero Caballo Correo: a.tejero2001@gmail.com Localidad: C/Panaderos Nº4 6ºA Valladolid 47004 Teléfono: Móvil 616771609 Fijo: 983200375 La intención de este relato (además de crear buena

Más detalles

La esperanza del pueblo

La esperanza del pueblo Jueves 21 mayo 2015 La esperanza del pueblo Amiel Bendavid y Lara Abdul Ghani 2nde7 Érase una vez, en las profundidades de África, un pequeño pueblo donde la gente era muy feliz. Este pueblo era poco conocido

Más detalles

Jorge el valeroso. - Y tú qué quieres. - Verá respondió Jorge -, me gustaría que alguno de ustedes me ayudase a conocer lo que es el miedo.

Jorge el valeroso. - Y tú qué quieres. - Verá respondió Jorge -, me gustaría que alguno de ustedes me ayudase a conocer lo que es el miedo. Jorge el valeroso En una pequeña ciudad no muy lejana, vivía un hombre junto a su hijo, al que todos llamaban Jorge el tonto, porque no sabía lo que era el miedo. Tenía muchas ganas de saberlo, pero nadie

Más detalles

A los caraqueños siempre les ha gustado visitar La Guaira, unas ricas playas del litoral central de Venezuela. Resulta muy grato pasar en el lugar un

A los caraqueños siempre les ha gustado visitar La Guaira, unas ricas playas del litoral central de Venezuela. Resulta muy grato pasar en el lugar un La aparecida de la carretera vieja de La Guaira Venezuela A los caraqueños siempre les ha gustado visitar La Guaira, unas ricas playas del litoral central de Venezuela. Resulta muy grato pasar en el lugar

Más detalles

Aquí termina nuestra caminata «en las pisadas

Aquí termina nuestra caminata «en las pisadas EN LAS PISADAS DE JESUCRISTO EL HIJO DE DIOS Lección 20 El glorioso Hijo de Dios Lectura bíblica: Mateo 17:1-13 Texto para memorizar: Mateo 17:5 Objetivo: Afirmar la fe de los niños en Jesucristo como

Más detalles

Yara Jabre - Eva Peacock. 2nde7. El tesoro maldito

Yara Jabre - Eva Peacock. 2nde7. El tesoro maldito Yara Jabre - Eva Peacock 2nde7 El tesoro maldito Jueves 28 de mayo de 2015 Érase una vez, en un reino mágico donde vivían criaturas mágicas, un hombre sencillo que viviá solo en el bosque y que se llamaba

Más detalles

UN CUENTO PARA EMPEZAR

UN CUENTO PARA EMPEZAR Campaña institucional 2011-2012 Catequesis infantil UN CUENTO PARA EMPEZAR Comenzamos leyendo este cuento: La nube Topami Cuenta la leyenda que hace muchos, muchos años, había una nube llamada Topami que,

Más detalles

Madre Nieve. La niña regresó entonces al pozo y no sabía qué hacer. Tenía tanto miedo que se tiró dentro del pozo para recoger el huso.

Madre Nieve. La niña regresó entonces al pozo y no sabía qué hacer. Tenía tanto miedo que se tiró dentro del pozo para recoger el huso. Madre Nieve Hermanos Grimm U na viuda tenía dos hijas. Una trabajadora y bonita, y la otra fea y perezosa. La madre, sin embargo, quería mucho más a la fea y perezosa, porque era su verdadera hija. La

Más detalles

1. DAME DE BEBER. Dame de beber del Agua viva del Agua viva.

1. DAME DE BEBER. Dame de beber del Agua viva del Agua viva. 1. DAME DE BEBER Dame de beber del Agua viva del Agua viva. De esa que dice la gente que cuando la bebes no tienes más sed. De esa que te abre la mente, que te hace más fuerte y empuja tus pies. Dame de

Más detalles

JESUCRISTO, HIJO DE DIOS

JESUCRISTO, HIJO DE DIOS JESUCRISTO, HIJO DE DIOS Introducción Quién fue Jesús? Él es solamente un nombre para ti? Él fue una persona real, o los relatos acerca de Él son sólo mitos o historias fantasiosas? Él fue un gran maestro?

Más detalles

CLARA EISMAN PATÓN AUTORA-CUENTO-TITULO. LA NÍNFA DEL RIO.

CLARA EISMAN PATÓN AUTORA-CUENTO-TITULO. LA NÍNFA DEL RIO. CLARA EISMAN PATÓN AUTORA-CUENTO-TITULO. LA NÍNFA DEL RIO. 1 Puente la reina es un pueblo montañoso de Navarra. En éste pueblecito precioso y lleno de vegetación, el aire que se respira es sano. Hay un

Más detalles

LA OLA. Cinco cuentos para leer en voz alta. Autor: Antonio Pons

LA OLA. Cinco cuentos para leer en voz alta. Autor: Antonio Pons LA OLA Cinco cuentos para leer en voz alta. Autor: Antonio Pons Desde hace unos días cuando le tiro la pelota a Chispa, no sale corriendo a por ella para luego volver a traérmela. Los papás me han dicho

Más detalles

UNA NUEVA HADA EN EL BOSQUE

UNA NUEVA HADA EN EL BOSQUE UNA NUEVA HADA EN EL BOSQUE Todo comienza en un Hospital en el que acaba de nacer una bebé a quien le pusieron Matilde. Ella siempre fue diferente a los demás, por ejemplo cuando nació en vez de llorar,

Más detalles

A continuación te damos algunas ideas para cada ocasión.

A continuación te damos algunas ideas para cada ocasión. A continuación te damos algunas ideas para cada ocasión. FRASES PARA ENAMORADOS 1.- Uno aprende a amar, no cuando encuentre a la persona perfecta, sino cuando aprenda a creer en la perfección de una persona

Más detalles

Por fin continuó hablándoles, con esa voz suave y dulce, que tanto les gustaba oír.

Por fin continuó hablándoles, con esa voz suave y dulce, que tanto les gustaba oír. El secreto má gico Quieres que te cuente un secreto? Existe una isla en el Océano Pacífico que es un lugar muy, muy especial. Allí, las personas tienen algo que todo el mundo desearía tener: Magia! Es

Más detalles

DE OTRA MANERA. Misa Joven

DE OTRA MANERA. Misa Joven DE OTRA MANERA Misa Joven 1 1. VEN A FIESTA La celebración debe comenzar de una manera festiva invitando a todos a la participación. En la Eucaristía celebramos la presencia de Dios en todos los acontecimientos

Más detalles

RICARDITO EL COPETUDO

RICARDITO EL COPETUDO UN TESORO DE CUENTO DE HADAS Charles Perrault RICARDITO EL COPETUDO Uso exclusivo VITANET, Biblioteca Virtual 2003 Ricardito el Copetudo Había una vez una reina que dio a luz un niño, tan feo que se dudaba

Más detalles

Valentina no quiere ir de campamentos

Valentina no quiere ir de campamentos Valentina no quiere ir de campamentos Texto: Sandra Gómez Rey Ilustraciones: Guillem Escriche Los cuentos de la abuela Esta es la historia de Valentina cuando tenía siete años, y que antes de decir algo

Más detalles

En Mali, los Jalis son las personas encargadas de contar las historias de memoria, para que vayan pasando de generación en generación.

En Mali, los Jalis son las personas encargadas de contar las historias de memoria, para que vayan pasando de generación en generación. En Mali, los Jalis son las personas encargadas de contar las historias de memoria, para que vayan pasando de generación en generación. Malí Había una vez un Jefe de pueblo, que tenía muchos bienes, como

Más detalles

Aladino y la lampara maravillosa Autor: De Las mil y una noche

Aladino y la lampara maravillosa Autor: De Las mil y una noche www.soncuentosinfantiles.com Aladino y la lampara maravillosa Autor: De Las mil y una noche Erase una vez una viuda que vivía con su hijo, Aladino. Un día, un misterioso extranjero ofreció al muchacho

Más detalles

PEREZA ILUSIÓN METAS DESEOS

PEREZA ILUSIÓN METAS DESEOS AMBIENTACIÓN: 1.-En estos últimos años está creciendo la preocupación mundial por el planeta, la ecología, que todos los pueblos dispongan de agua limpia para beber, que todos los niños tengan escuela,

Más detalles

La increíble historia de Kiki y Sabrina

La increíble historia de Kiki y Sabrina La increíble historia de Kiki y Sabrina Puede que pienses que la historia que voy a contarte es un cuento, pero no es así, porque los cuentos se inventan y no ocurren de verdad. Sin embargo, la historia

Más detalles

Hoy estudiaremos la amada historia del nacimiento

Hoy estudiaremos la amada historia del nacimiento LA VIDA DE JESÚS Lección 2 El nacimiento de Jesús Lectura bíblica: Lucas 2:1-20; Mateo 2:1-12 Texto para memorizar: Pensamiento clave: El gran don de Dios es que Jesús vino al mundo para ser nuestro Salvador.

Más detalles

Las Hadas. Charles Perrault

Las Hadas. Charles Perrault Las Hadas Charles Perrault Hace muchos años vivía en una lejana ciudad una viuda que tenía dos hijas. Era la mayor el vivo retrato de su madre, a tal punto que, conociendo a una podía decirse que se conocía

Más detalles

La mamá de Lucida respondió Sí, Lucida puede ayudarme!

La mamá de Lucida respondió Sí, Lucida puede ayudarme! La historia de la flor de la Nochebuena Hace muchos años, vivía una chica en las montañas de México en un pueblo muy pequeño. Se llamaba Lucida. Un día antes de la Navidad, el Padre Álvarez vino a la casa

Más detalles

"LOS TRES CERDITOS Y LOS VIDEOJUEGOS"

LOS TRES CERDITOS Y LOS VIDEOJUEGOS "LOS TRES CERDITOS Y LOS VIDEOJUEGOS" Autora: Eva Domingo Pim, Pom y Pum eran tres cerditos que vivían en el bosque. Los tres iban a la misma escuela y eran muy amigos, y a los tres les gustaba mucho jugar

Más detalles

VOLVERÉ, VOLVERÉ, A LA CASA DEL PADRE VOLVERÉ LE DIRÉ, LE DIRÉ: CONTRA EL CIELO Y CONTRA TI YO PEQUÉ.

VOLVERÉ, VOLVERÉ, A LA CASA DEL PADRE VOLVERÉ LE DIRÉ, LE DIRÉ: CONTRA EL CIELO Y CONTRA TI YO PEQUÉ. VOLVERÉ, VOLVERÉ, A LA CASA DEL PADRE VOLVERÉ LE DIRÉ, LE DIRÉ: CONTRA EL CIELO Y CONTRA TI YO PEQUÉ. De mi casa me fui un da destrozando la familia, yo pequé! Hoy me encuentro triste y roto; yo no quiero

Más detalles

Versión GRATUITA. e-book. por un nuevo concepto de familia. Texto e ilustraciones de. M. Luisa Guerrero. edita. Edita ONG por la NO DISCRIMINACIÓN

Versión GRATUITA. e-book. por un nuevo concepto de familia. Texto e ilustraciones de. M. Luisa Guerrero. edita. Edita ONG por la NO DISCRIMINACIÓN e-book Versión GRATUITA nd edita por un nuevo concepto de familia Texto e ilustraciones de M. Luisa Guerrero Edita ONG por la NO DISCRIMINACIÓN Seelie, el hada buena PRÓLOGO Cambiar el presente para transformar

Más detalles

Planificación para la lectura en voz alta del cuento

Planificación para la lectura en voz alta del cuento Ficha nº3 Planificación para la lectura en voz alta del cuento La Caperucita Roja Charles Perrault Objetivos de Aprendizaje (OA) Disfrutar de obras de literatura infantil mediante la audición atenta de

Más detalles

LAS EMPRESAS QUE JUGABAN CON LAS NIÑAS Y LOS NIÑOS DEL MUNDO

LAS EMPRESAS QUE JUGABAN CON LAS NIÑAS Y LOS NIÑOS DEL MUNDO LAS EMPRESAS QUE JUGABAN CON LAS NIÑAS Y LOS NIÑOS DEL MUNDO Sólo faltaban 10 días para la víspera de Reyes magos y Alba estaba muy excitada. Se pasaba todo el día pensando qué les pediría. Todavía no

Más detalles

Planificación para la lectura en voz alta del cuento

Planificación para la lectura en voz alta del cuento Ficha nº6 Planificación para la lectura en voz alta del cuento Rapunzel Hermanos Grimm Objetivos de Aprendizaje (OA) Comprender y disfrutar versiones completas de obras de literatura, leídas por un adulto.

Más detalles

Una mañana bajó al río con un puchero de cobre para llenarlo de agua, mezclarla con la harina y así poder hacerse un pan.

Una mañana bajó al río con un puchero de cobre para llenarlo de agua, mezclarla con la harina y así poder hacerse un pan. El Príncipe Serpiente Hace muchos años en una pequeña ciudad de la India, vivía una mujer viejecita tan pobre, que sólo tenía harina seca para poder comer. Una mañana bajó al río con un puchero de cobre

Más detalles

A MARGARITA RUBÉN DARÍO

A MARGARITA RUBÉN DARÍO Colegio de Fomento Aldeafuente A MARGARITA RUBÉN DARÍO Margarita está linda la mar, y el viento, lleva esencia sutil de azahar; yo siento en el alma una alondra cantar: tu acento: Margarita, te voy a contar

Más detalles

EL AGUILA QUE SE CREIA GALLINA

EL AGUILA QUE SE CREIA GALLINA EL AGUILA QUE SE CREIA GALLINA Era una vez un granjero sabio y bueno que gustaba de cuidar a las aves, subir a la montaña y contemplar el vuelo de las águilas. Un día, al bajar de la montaña, llegó a unas

Más detalles

Planificación para la lectura en voz alta del cuento

Planificación para la lectura en voz alta del cuento Ficha nº2 Planificación para la lectura en voz alta del cuento Juan sin miedo Hermanos Grimm Objetivos de Aprendizaje (OA) Comprender y disfrutar versiones completas de obras de literatura, leídas por

Más detalles

GESTIÓN ACADÉMICA GUÍA DIDÁCTICA N 1

GESTIÓN ACADÉMICA GUÍA DIDÁCTICA N 1 PÁGINA: 1 de 5 Nombres y Apellidos del Estudiante: Docente: Área: EDUCACIÓN RELIGIOSA Y MORAL Grado: SEGUNDO Periodo: CUARTO Duración: 5 HORAS Asignatura: RELIGIÓN ESTÁNDAR: Interpreto el significado de

Más detalles

DOMINGO DE RAMOS. Jesús va a Jerusalén

DOMINGO DE RAMOS. Jesús va a Jerusalén DOMINGO DE RAMOS Jesús va a Jerusalén Queridos niños y niñas, hoy recordamos un hecho muy importante en la vida de Jesús. Él va camino a Jerusalén a celebrar la fiesta de Pascua, que recuerda cuando el

Más detalles

En un país cálido y lejano había un. Prólogo

En un país cálido y lejano había un. Prólogo Prólogo En un país cálido y lejano había un rey bueno y sabio que tenía siete hijos, seis varones y una niña, hijos de siete mujeres diferentes. El rey se sentía viejo y cansado, y sabía que pronto tendría

Más detalles

REFLEXIONES ESPECIALES MES DE FEBRERO Semana vocacional

REFLEXIONES ESPECIALES MES DE FEBRERO Semana vocacional REFLEXIONES ESPECIALES MES DE FEBRERO Semana vocacional 166 LUNES QUÉ REGALO - Darles a conocer la semana vocacional. - Descubrir que muchas de las cosas de las que disfrutamos, se nos dan gratuitamente.

Más detalles

POEMARIO. Hoja en blanco. Te escabulliste entre la espada de un poeta. Te enfrentaron día a día. con pulso tembloroso. intentando encontrar tu voz

POEMARIO. Hoja en blanco. Te escabulliste entre la espada de un poeta. Te enfrentaron día a día. con pulso tembloroso. intentando encontrar tu voz AUTOR: Daby Andrés Gómez bejarano PROGRAMA: Finanzas y Negocios Internacionales. POEMARIO Hoja en blanco Te escabulliste entre la espada de un poeta. Te enfrentaron día a día con pulso tembloroso intentando

Más detalles

MUSEO CATEDRAL DE LA ALMUDENA

MUSEO CATEDRAL DE LA ALMUDENA Dentro de poco visitaréis el Museo de la Catedral de la Almudena! Vais a venir a la iglesia más grande y más importante de Madrid. La veréis por fuera y también pasaréis dentro a visitarla y a conocer

Más detalles

- 27 de. mucha. nosotros. Un niño que. está. a orar, Por. s, vamos. eso, a lo. semanas.

- 27 de. mucha. nosotros. Un niño que. está. a orar, Por. s, vamos. eso, a lo. semanas. Adviento 2011 en Escuelas Católicas 1º Domingo de Adviento - 27 de noviembre Quien desea tener algo también debe de entregar algo Martin Luther Kihg Para la presentación del Adviento 20111 Un año se sucede

Más detalles

Sesión 1: Lo que los bautistas creen acerca de Dios. Dios hizo todas las cosas

Sesión 1: Lo que los bautistas creen acerca de Dios. Dios hizo todas las cosas Escolares menores Hoja del alumno Unidad 10: Exploremos creencias bautistas Sesión 1: Lo que los bautistas creen acerca de Dios Versículo bíblico: En el principio Dios creó los cielos y la tierra. Génesis

Más detalles

Los hijos del leñador o El mago, el sastre y el cazador

Los hijos del leñador o El mago, el sastre y el cazador Cuentos populares Los hijos del leñador o El mago, el sastre y el cazador En un tiempo muy, muy, muy remoto vivía una familia de leñadores tan pobre que tenía que compartir el hacha. Como talaban los árboles

Más detalles

UNA CARTA. Amaba con locura a Laura, la mujer de quien me enamoré y a quien. yo le era fiel. Su sonrisa alegraban mis días, en su tierna mirada podía

UNA CARTA. Amaba con locura a Laura, la mujer de quien me enamoré y a quien. yo le era fiel. Su sonrisa alegraban mis días, en su tierna mirada podía Amaba con locura a Laura, la mujer de quien me enamoré y a quien yo le era fiel. Su sonrisa alegraban mis días, en su tierna mirada podía descubrir que igual me amaba. Era ella por quien yo vivía. Habíamos

Más detalles

El relato de Génesis 24 nos muestra hermosamente

El relato de Génesis 24 nos muestra hermosamente MIS PRIMEROS AMIGOS DE LA BIBLIA Lección 11 Una esposa para Isaac Lectura bíblica: Génesis 24 Texto para memorizar: Romanos 8:14 Objetivo: Que los niños aprendan que el Señor dirige nuestros pasos y que

Más detalles

Copyright 2012 Plough Publishing House Rifton, NY 12471 USA. The Plough Publishing House Page 1

Copyright 2012 Plough Publishing House Rifton, NY 12471 USA. The Plough Publishing House Page 1 No dude en compartir el enlace de este libro electrónico con sus amigos. Se puede publicar o compartir el enlace o hacer una impresión parcial o completa del texto, no obstante, favor de no hacer modificación

Más detalles

Los Tres lenguajes. Cuando concluyó el año, el chico volvió a su casa y el padre le preguntó:

Los Tres lenguajes. Cuando concluyó el año, el chico volvió a su casa y el padre le preguntó: Los Tres lenguajes Hermanos Grimm Vivía en Suiza un viejo Conde que tenía un hijo único; pero era el pobre tan tonto, que no podía aprender nada. Su padre le dijo cierto día: Escúchame, hijo mío. Me ha

Más detalles

Esta historia me la contó mi abuelita muchas noches, cuando no

Esta historia me la contó mi abuelita muchas noches, cuando no Cuando el campo se vuelve rojo Esta historia me la contó mi abuelita muchas noches, cuando no podía quedarme dormida. Comienza una madrugada, en la isla de Calbuco, en la Región de Los Lagos, cuando sus

Más detalles

2 de diciembre Seguid despiertos! 8 de diciembre Preparad el camino!

2 de diciembre Seguid despiertos! 8 de diciembre Preparad el camino! 2 de diciembre Seguid despiertos! 8 de diciembre Preparad el camino! 9 de diciembre Atrévete a decir sí! 16 de diciembre Compartid! 23 de diciembre Se alegra mi espíritu! Este material puede ser utilizado

Más detalles

CABEZA HUECA, CABEZA SECA Franco Vaccarini

CABEZA HUECA, CABEZA SECA Franco Vaccarini 1 CABEZA HUECA, CABEZA SECA Franco Vaccarini 2 Para Moroiá no había peor compromiso que ser hijo del cacique. Todos estaban pendientes de él, de sus buenas o malas acciones. Sobre todo de las malas, porque

Más detalles

La historia del conductor de autobús que quería ser Dios

La historia del conductor de autobús que quería ser Dios La historia del conductor de autobús que quería ser Dios Ésta es la historia de un conductor de autobús que nunca se avenía a abrir la puerta a los que llegaban tarde. Este chófer no estaba dispuesto a

Más detalles

Cantemos hoy, hermanos la Gloria de Cristo; sólo Él es Santo Y está vivo contigo.

Cantemos hoy, hermanos la Gloria de Cristo; sólo Él es Santo Y está vivo contigo. Animación Preforo PESCADOR Voy navegando sin timón, en mar abierto, me abandona la razón; apenas y sobrevivo como un niño perdido, busco algo que no hay en mi interior. Más de repente llegas tú, en tu

Más detalles

CÓMO CRIAR NIÑOS EMOCIONALMENTE SANOS #2 Recuerdos de la niñez Respuestas seleccionadas

CÓMO CRIAR NIÑOS EMOCIONALMENTE SANOS #2 Recuerdos de la niñez Respuestas seleccionadas CÓMO CRIAR NIÑOS EMOCIONALMENTE SANOS #2 Recuerdos de la niñez Respuestas seleccionadas RESPETO No sentirse respetado 1. Cuando intentaba usar ropa diferente, mis papás se burlaban de mí. 2. No podía decir

Más detalles

Me llamo Adolfo, y soy un lobo. Nací en el bosque que se ve a mis espaldas. El bosque es mi casa. En él hay de todo lo que necesito para vivir: gansos, cerditos, conejos y otros manjares. Muchos dicen

Más detalles

Capítulo 1 La comunicación y los problemas de la audición

Capítulo 1 La comunicación y los problemas de la audición 1 Capítulo 1 La comunicación y los problemas de la audición En todo el mundo hay muchos niños que son sordos o que oyen muy poco. Muchas veces los padres nunca descubren por qué su hija o su hijo es sordo.

Más detalles

CÓMO CREAR DESDE EL CORAZÓN Taller efectuado por Drunvalo Melchizek en Villa de Leyva Colombia (Resumen de 5 horas)

CÓMO CREAR DESDE EL CORAZÓN Taller efectuado por Drunvalo Melchizek en Villa de Leyva Colombia (Resumen de 5 horas) CÓMO CREAR DESDE EL CORAZÓN Taller efectuado por Drunvalo Melchizek en Villa de Leyva Colombia (Resumen de 5 horas) Para crear desde la mente, hablamos de que había pensamientos, luego tenemos que poner

Más detalles

Fe, Esperanza y Caridad

Fe, Esperanza y Caridad Fe, Esperanza y Caridad Fe, Esperanza y Caridad eran tres hermanas muy solicitadas en Acámbaro. Lo que se diga de una se dice de todas. Fe era rica, y por fuerza sus hermanas también. Esperanza era bella,

Más detalles

CUENTOS FOLKLÓRICOS ARGENTINOS. La Luna y el Sol ANÓNIMO. Digitalizado por. http://www.librodot.com

CUENTOS FOLKLÓRICOS ARGENTINOS. La Luna y el Sol ANÓNIMO. Digitalizado por. http://www.librodot.com CUENTOS FOLKLÓRICOS ARGENTINOS. La Luna y el Sol ANÓNIMO Digitalizado por 2 H abía una vez, en tiempos muy antiguos, un rey que tenía un hijo mozo y deseaba casarlo; pero como deseaba que la esposa destinada

Más detalles

LECCIÓN. Oídos para escuchar. Breve introducción a la lección SERVICIO. Servicio significa ayudar a otros. Servimos a Dios al escuchar su voz.

LECCIÓN. Oídos para escuchar. Breve introducción a la lección SERVICIO. Servicio significa ayudar a otros. Servimos a Dios al escuchar su voz. LECCIÓN Año A Tercer trimestre Lección 3 Oídos para escuchar SERVICIO Servicio significa ayudar a otros. Versículo para memorizar Habla Señor, que tu siervo escucha (1 Samuel 3:9). Textos clave y referencias

Más detalles

FIN DE CURSO, TIEMPO DE DAR GRACIAS

FIN DE CURSO, TIEMPO DE DAR GRACIAS BUENOS DÍAS Educación Primaria Van al Teatro 1º, 2º, 3º. Lunes, 8 de junio Buenos días a todos! FIN DE CURSO, TIEMPO DE DAR GRACIAS Hemos llegado al tramo final del curso, el mes de junio. Un poco especial

Más detalles

TOCARÉ PARA TI (Kairoi)

TOCARÉ PARA TI (Kairoi) TOCARÉ PARA TI (Kairoi) /Dios mío, yo te cantaré un canto nuevo, sólo tocaré para Ti./ porque Tú has inspirado mi canto, tocaré para Ti. Tu haz abierto mis voces calladas cantaré para Ti. /yo siento que

Más detalles

ARBOLES EN EL UNIVERSO

ARBOLES EN EL UNIVERSO ARBOLES EN EL UNIVERSO Como todas las mañanas, Alejandro se dispone a desplazarse al Centro Integrado para la Dependencia de la calle Extremadura de Valladolid, lugar donde trabaja su padre. Es un día

Más detalles

El circulo del 99. Cuento de Jorge Bucay

El circulo del 99. Cuento de Jorge Bucay El circulo del 99 Cuento de Jorge Bucay Había una vez un rey muy triste que tenía un sirviente, que como todo sirviente de rey triste, era muy feliz. Todas las mañanas llegaba a traer el desayuno y despertar

Más detalles

Estaba aún dormida, pero sentía que se

Estaba aún dormida, pero sentía que se Estaba aún dormida, pero sentía que se alzaba del sueño exactamente como un globo: como si fuera un pez de colores en una pecera de sueño, alzándose más y más a través de las tibias aguas del adormecimiento

Más detalles

Hermanos Grimm RAPUNZEL

Hermanos Grimm RAPUNZEL UN TESORO DE CUENTO DE HADAS Hermanos Grimm RAPUNZEL Uso exclusivo VITANET, Biblioteca Virtual 2003 Rapunzel Había una vez un hombre y una mujer que hacía mucho tiempo deseaban tener un niño. Entonces,

Más detalles

Diario de la Violencia

Diario de la Violencia Diario de la Violencia Muchos me han de odiar por ser quien soy, pero, Qué puedo yo hacer si he nacido siendo así? Si para eso estoy en este mundo? Aunque Estará bien todo esto? Mi nombre es violencia.

Más detalles

Siguiendo «en las pisadas de Jesucristo» volveremos

Siguiendo «en las pisadas de Jesucristo» volveremos EN LAS PISADAS DE JESUCRISTO EL HIJO DE DIOS Lección 6 Jesús sana a un niño Lectura bíblica: Juan 4:43-54 Texto para memorizar: Juan 4:50 Objetivo: Afirmar la fe de los niños en Jesús como nuestro Salvador

Más detalles

2. ABRÁZATE. Abrázate a la noche. si no alcanzan el suelo tus pies. Abrázate a la noche. si hasta el alma tienes del revés. Abrázate a la noche

2. ABRÁZATE. Abrázate a la noche. si no alcanzan el suelo tus pies. Abrázate a la noche. si hasta el alma tienes del revés. Abrázate a la noche 1.SALMO 151 Yo me decía, como en un mismo salmo: Cómo ver cuando ahora no hay más que noche en mi vida? Cómo seguir caminando con la garganta quebrada y el corazón roto? Cómo andar este tramo de desierto

Más detalles

El pandero de piojo. Así lo hicieron, y el piojo creció tanto que el rey pudo al fin hacer el pandero.

El pandero de piojo. Así lo hicieron, y el piojo creció tanto que el rey pudo al fin hacer el pandero. El pandero de piojo Había una vez un rey que tenía una hija.un día, la muchacha sintió que tenía un extraño picor en la cabeza. El rey apartó su hermoso cabello rubio y descubrió un pequeño piojo. - Qué

Más detalles

La Pastora de gansos

La Pastora de gansos La Pastora de gansos Hermanos Grimm Érase una vez una Reina, cuyo esposo había muerto hacía ya años, y sólo tenía una hija muy hermosa. Cuando fue mayor, la Princesa se prometió con un Príncipe de un país

Más detalles

CATEQUESIS MISIONERA

CATEQUESIS MISIONERA CATEQUESIS MISIONERA OBJETIVOS Que los niños conozcan a Jesús como su amigo. Que los niños descubran a Jesús amigo en todo el prójimo. ORACION Amigo Jesús Quiero decirte gracias por la vida, por mi familia,

Más detalles

EL CAMBIO DE NOMBRE. Tenemos lucha contra tres enemigos, debemos vencer la carne, luego el mundo y el diablo.

EL CAMBIO DE NOMBRE. Tenemos lucha contra tres enemigos, debemos vencer la carne, luego el mundo y el diablo. EL CAMBIO DE NOMBRE Y el varón le dijo: No se dirá más tu nombre Jacob, sino Israel; porque has luchado con Dios y con los hombres, y has vencido. (Gn.32:28) INTRODUCCIÓN Tenemos lucha contra tres enemigos,

Más detalles

"FALADA", EL CABALLO PRODIGIOSO

FALADA, EL CABALLO PRODIGIOSO Tesoro de la Juventud "FALADA", EL CABALLO PRODIGIOSO 2003 - Reservados todos los derechos Permitido el uso sin fines comerciales Tesoro de la juventud "FALADA", EL CABALLO PRODIGIOSO Del libro de las

Más detalles

Lección 11. -En el principio, Dónde vivían Adán y Eva? -En el Jardín del Edén.

Lección 11. -En el principio, Dónde vivían Adán y Eva? -En el Jardín del Edén. Lección 11 -En el principio, Dónde vivían Adán y Eva? -En el Jardín del Edén. - Cómo estaban Adán y Eva en el Jardín del Edén? -Adán y Eva estaban muy felices. - Por qué Adán y Eva estaban felices? -Porque

Más detalles

Esta es una gran lección sobre el perdón. José

Esta es una gran lección sobre el perdón. José MIS PRIMEROS AMIGOS DE LA BIBLIA Lección 19 José perdona a sus hermanos Lectura bíblica: Génesis 42:1 45:15 Texto para memorizar: Mateo 6:12 Objetivo: Que los niños comprendan la importancia de perdonar

Más detalles

MARÍA, MADRE NUESTRA María Madre Nuestra Flor de juventud. Soy como un camino al anochecer, Que busca en el silencio Los pasos de tu ayer.

MARÍA, MADRE NUESTRA María Madre Nuestra Flor de juventud. Soy como un camino al anochecer, Que busca en el silencio Los pasos de tu ayer. MONICIÓN DE ENTRADA María en el instante del anuncio del Ángel recibió al Verbo de Dios en su alma y en su cuerpo. Dio la vida al mundo y la Iglesia la venera como madre amantísima. Ella es la humilde

Más detalles

Lección 28. 1. Por qué la zarza que vio Moisés ardía pero no se consumía? -Porque allí estaba Dios en la zarza.

Lección 28. 1. Por qué la zarza que vio Moisés ardía pero no se consumía? -Porque allí estaba Dios en la zarza. Lección 28 1. Por qué la zarza que vio Moisés ardía pero no se consumía? -Porque allí estaba Dios en la zarza. 2. Por qué Dios estaba en la zarza que no se consumía? -Dios es todopoderoso. 3. En qué se

Más detalles

Un milagro inesperado

Un milagro inesperado Un milagro inesperado El toque de Jesús. Una ocasión Jesús iba a una ciudad llamada Naín, y al llegar a la entrada de la ciudad se topó con un grupo de personas que llevaban a un joven a enterrar; este

Más detalles

PRIMERA SEMANA DE CUARESMA

PRIMERA SEMANA DE CUARESMA Cuaresma. Pág.1 PRIMERA SEMANA DE CUARESMA Jesús pasa cuarenta días en el desierto (Mateo 4, 1-11) Para pensar y trabajar: - Jesús también fue empujado por el diablo a hacer cosas para no agradar a Dios...

Más detalles

Mi vida. Pasado unos años conoció a su media naranja y se casaron, tuvieron muchos hijos, mas de los que un solo hombre puede alimentar.

Mi vida. Pasado unos años conoció a su media naranja y se casaron, tuvieron muchos hijos, mas de los que un solo hombre puede alimentar. Mi vida Eran tiempos de guerra, al inicio del siglo 20, un soldado con nervios de acero, o mejor, sin miedo; luchaba contra todo lo que se le opusiera y con todo lo que tuviera a su alcance, ya fuera a

Más detalles

GLORIFICO TU NOMBRE SEÑOR DEL AMOR

GLORIFICO TU NOMBRE SEÑOR DEL AMOR GLORIFICO TU NOMBRE SEÑOR DEL AMOR Mi Señor, me arrodillo ante Tu Inmensidad para así poderme poner a Tus Ordenes. Te hago una y mil reverencias porque Tú y sólo Tú Eres mi Rey. Rey Bueno, sólo ante Ti

Más detalles

Los hombres y mujeres observaron con preocupación el cielo.

Los hombres y mujeres observaron con preocupación el cielo. Reactivos para evaluar la comprensión lectora, realizados sobre los lineamientos establecidos por el examen Enlace de la SEP. ALUMNO: FECHA: GRADO: LIBRO: Título: Autora: Ilustrador: Colección:. Arno Avilés

Más detalles

Pancho el diligente EL SECRETO PARA SUPERAR LA POBREZA EXTREMA

Pancho el diligente EL SECRETO PARA SUPERAR LA POBREZA EXTREMA Pancho el diligente EL SECRETO PARA SUPERAR LA POBREZA EXTREMA Sucedió en un pueblo llamado Mogotes en donde vivía nuestro amigo Pancho, Pancho era un campesino de 38 años de edad que vivía con su esposa

Más detalles

LA CAJA PARLANCHINA LUIS ANGEL NSE CHICAMPO

LA CAJA PARLANCHINA LUIS ANGEL NSE CHICAMPO LA CAJA PARLANCHINA LUIS ANGEL NSE CHICAMPO PERSONAJES: BRAIS MINIMOY: Protagonista del cuento. Es algo curioso y siente pánico cuando no hay adultos con el. MISORA: Habitante del misterioso lugar al que

Más detalles

Los Gigantes del Viento

Los Gigantes del Viento Los Gigantes del Viento Los Gigantes del Viento 1 Edita: Enel Green Power España Coordinación editorial: SDL Ediciones www.sdlmedioambiente.com Textos: Gracia Basanta Romero-Valdespino Ilustraciones: Mª

Más detalles

Un hombre rico tenía a su mujer muy enferma, y cuando vio que se acercaba. La Cenicienta. Hermanos Grimm

Un hombre rico tenía a su mujer muy enferma, y cuando vio que se acercaba. La Cenicienta. Hermanos Grimm La Cenicienta Hermanos Grimm Un hombre rico tenía a su mujer muy enferma, y cuando vio que se acercaba su fin, llamó a su hija única y le dijo: -Querida hija, sé piadosa y buena, Dios te protegerá desde

Más detalles

Spanish Poetry/ 14-30 lines. A una estrella José de Espronceda (fragmento: first 28 lines)

Spanish Poetry/ 14-30 lines. A una estrella José de Espronceda (fragmento: first 28 lines) A una estrella José de Espronceda (fragmento: first 28 lines) Quién eres tú, lucero misterioso, Tímido y triste entre luceros mil, Que cuando miro tu esplendor dudoso, Turbado siento el corazón latir?

Más detalles

superhéroe canino Troika: superhéroe canino www.readinga-z.com Visite www.readinga-z.com para obtener miles de libros y materiales.

superhéroe canino Troika: superhéroe canino www.readinga-z.com Visite www.readinga-z.com para obtener miles de libros y materiales. Troika: superhéroe canino Un libro de lectura de Reading A Z Nivel O Número de palabras: 1,125 L E C T U R A O superhéroe canino Escrito por Robert Charles y Elizabeth Austin Ilustrado por John Kastner

Más detalles

Llámame pequeña y hazme sentir grande

Llámame pequeña y hazme sentir grande Llámame pequeña y hazme sentir grande Por Adriana Aparicio Sarmiento 7 de septiembre de 2012 Acabo de comenzar el instituto. Lleno de gritos, silbidos, deportistas, animadoras Todo tipo de personajes,

Más detalles

LA VIUDA QUIEN AYUDÓ POR ACEPTAR AYUDA (B.6.4.9)

LA VIUDA QUIEN AYUDÓ POR ACEPTAR AYUDA (B.6.4.9) LA VIUDA QUIEN AYUDÓ POR ACEPTAR AYUDA REFERENCIA BÍBLICA: Lucas 11-17 VERSÍCULO CLAVE: CONCEPTO CLAVE: OBJETIVOS EDUCATIVOS: "Y todos glorificaban a Dios, diciendo Dios ha visitado a su pueblo" (Lucas

Más detalles