El último canto de la selva

Tamaño: px
Comenzar la demostración a partir de la página:

Download "El último canto de la selva"

Transcripción

1

2 ALFAGUARA JUVENIL

3 2013, Irina Gamayúnova De esta edición: 2013, Santillana S. A. Av. Eloy Alfaro N y Av. 6 de Diciembre Teléfono: Quito, Ecuador El último canto de la selva Irina Gamayúnova Ilustraciones de Paula Terán Av. Miguel H. Alcívar y José Alavedra Tama, manzana 201, n o 14, Kennedy Norte Teléfono: Guayaquil, Ecuador Alfaguara es un sello editorial de Santillana. Éstas son sus sedes: Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, España, Estados Unidos, Guatemala, México, Panamá, Paraguay, Perú, Portugal, Puerto Rico, República Dominicana, Uruguay y Venezuela. Primera edición en Alfaguara Ecuador: Agosto 2013 Editora: Annamari de Piérola Edición y corrección de estilo: María de los Ángeles Boada Ilustraciones: Paula Terán Diagramación: Roque Proaño ISBN: Impreso en Ecuador por Publiasesores Todos los derechos reservados. Esta publicación no puede ser reproducida, ni en todo ni en parte, ni registrada en o transmitida por un sistema de recuperación de información, en ninguna forma ni por ningún medio, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electroóptico, por fotocopia, o cualquier otro, sin el permiso escrito previo de la editorial.

4 Para los niños que creen en la magia.

5 Índice Antonio Sofía Pamela Pancho Camila Antonio El camino de Pancho El camino de Antonio El camino de Camila El camino de Pamela El camino de Pancho El camino de Antonio El camino de Camila El camino de Pamela

6 El camino de Pancho El camino de Antonio Antonio El camino de Camila El camino de Pamela Pancho Antonio Camila Pamela Pancho Antonio Camila Antonio Pancho Camila Pamela Hola, soy Antonio Maldonado. Estoy súper desilusionado, es que jamás me imaginé que podía traicionarme mi mejor amigo. Era más que un amigo. Éramos como hermanos, pues ya nos conocíamos desde antes de nuestro nacimiento; estrechamos nuestros primeros lazos en las barrigas de nuestras madres que asistían juntas a los cursos preparto. Mientras ellas estaban sentadas barriga con barriga y aprendían ejercicios de respiración, nosotros también establecíamos un contacto, una comunicación, compartiendo las sensaciones de nadar en la cálida piscina de la barriga, absorber comida por el cordón que salía de nuestro ombligo y dar vueltas ingrávidas como los astronautas en el espacio. Panchito exageró un poco con sus trampolines y casi se ahorcó con su cordón umbilical. Por eso, Panchito nació primero; a su madre tuvieron que practicarle, de urgencia, una cesárea. Eres más viejo que yo! lo molestaba. Querrás decir más sabio? se defendía él. 11

7 Siempre nos habíamos llevado súper bien con Pancho. Teníamos el mismo don para la magia. A veces vemos cosas que otros no ven. Para nosotros, la magia no son cuentos de hadas, sino una ciencia oculta, que no todos poseen. Cada sábado nos reuníamos en mi casa. Yo vivo en el centro de la ciudad, en una de esas casas antiguas que tienen por lo menos 200 años. Es una casa vieja con paredes tan anchas que no puedes escuchar lo que pasa en la otra habitación, una casa de techos muy altos con lámparas de bronce llenas de telas de arañas, con puertas de madera que chillan cuando las abres como si fueran viejas quejándose, con una pileta de piedra en el patio interior que sólo de vez en cuando escupe agua y sirve más como un nido para las palomas, con escaleras en forma de caracol y con un altillo lleno de cosas antiguas. Una casa donde los fantasmas son parte de tu familia; por eso, a nadie le asombra que a la hora del desayuno el pan desaparezca de repente, nadie presta atención cuando chillan misteriosamente los peldaños de las escaleras, y para todos es normal que a medianoche se caiga una taza o se parta algún espejo aunque nadie se haya movido de su cama. No sé cómo puedes dormir con las luces apagadas! me dijo una vez Panchito cuando se quedó a dormir en mi casa. Prefiero dormir con las luces apagadas que ver la cara media transparente y deformada de un fantasma. De verdad hay fantasmas en tu casa? preguntó él, acercándose a mí. Y qué crees? Que una casa en donde mataron a un joven, donde se suicidó una monja, donde envenenaron a una condesa y donde decapitaron a un patriota está libre de fantasmas vengativos? De hecho, uno está justo acostado a tu lado derecho. No te muevas! Pancho se quedó pálido e inmóvil. Una fantasma gris estaba sentada en su almohada, inclinando su peluda cabeza y oliendo sus cabellos. Yo sentía que un poquito más y a Pancho le podía dar un paro cardíaco, así que decidí ayudarlo. Relájate, Panchito, esta fantasma no es tan agresiva como los otros. Ella sólo quiere chupar un poco de tu fuerza vital y nada más. Te vas a sentir débil un par de días, tal vez te dé fiebre y vómito, pero nada más. La fantasma se acercó aún más hacia el cuello de Pancho y lo lamió con su lengua fría y áspera. Pancho, a pesar de todas mis indicaciones de quedarse quieto, dio un brinco y corrió disparado hacia la puerta, que no se quería abrir, por más que la empujaba, pateaba y golpeaba. Por Dios, que alguien me ayude, auxilio! gritaba él, mientras unas lágrimas brotaban de sus ojos

8 En ese momento ya no pude resistir más, me caí al piso, subí las piernas y, abrazando mi barriga, casi me muero de la risa. Qué te pasa? gritó él enfurecido. Mira a tu fantasma le dije, mostrándole a nuestro «Frankenstein», un viejo, gordo y peludo gato. Estúpido dijo Panchito regresando a su color natural. Casi me matas del susto. Nunca había gozado tanto, fue tan divertido verte todo pálido mientras el gato lamía tu cuello. No pude terminar la frase y me caí de nuevo al piso convulsionando por las carcajadas. Vas a seguir riéndote o nos preparamos para nuestro ritual del «corpus secreto» de mañana? me interrumpió Pancho, un poco avergonzado por haber quedado como un pendejo. Nuestro «corpus secreto» era una orden de magia que se dedicaba a descubrir los poderes ocultos de las cosas. Éramos cinco amigos: Pamela, Camila, Sofía, Pancho y yo. Cinco, como los dedos de la mano, como puntas de una estrella. A cada uno de nosotros le había pasado algo extraordinario en la vida. 14

9 Sofía La abuela de Sofía era una verdadera bruja. Sabía muchos juramentos y cantos curativos, pero su nieta era la única en su familia que creía en sus poderes. Usando la sabiduría de la Madre Tierra uno puede curar cualquier mal le decía ella con su boca desdentada a la gente que desde distintos rincones del país llegaba a su casa en Ibarra. Recuerdo que un día Sofía llegó al colegio con los ojos hinchados. Qué te pasó, Sofi? le pregunté preocupado, porque Sofía no lloraba fácilmente. Nada, Antonio, los doctores descubrieron que esta bola que tengo sobre el hombro izquierdo es cancerígena y hay que operarla. Y me da mucho miedo. La abuela de Sofía raptó a su nieta por dos semanas y la llevó a su casa de adobe. Todos los días entonaba sus cantos y aplicaba sobre el hombro de Sofía unas yerbas que antes masticaba con los pocos dientes que le quedaban. 17

10 Saben? Mientras mi abuela hacía sus curaciones con danzas, cantos y golpes de ramas, siempre encendía una vela y me ordenaba mirar a la llama para sentir cómo iba desapareciendo la bola. Me decía que si yo no creía en mi curación ella no sería capaz de hacer el milagro. Todo dependía de la intensidad de mi propio deseo nos contaba Sofía. Después de esas dos semanas, los doctores del hospital no lo podían creer, la bola que antes estaba en el hombro izquierdo de Sofía desapareció sin dejar rastro alguno. Desde entonces, Sofi se empeñó en volverse aprendiz de su abuela hechicera. Tenía un cuaderno lleno de plegarias, hojas y yerbas secas pegadas con anotaciones de sus poderes curativos. Pamela La experiencia de Pamela era sorprendente para todos nosotros. Un día nos fuimos con todo el grado a la Mitad del Mundo y entramos a una choza, la típica casa de nuestros antepasados: hecha de barro y con techo de paja. Dentro de ella nos sentíamos frescos, oliendo las yerbas colgadas del techo y tropezando con los cuyes. Cuando el guía nos preguntó si sabíamos algo sobre las costumbres de nuestros ancestros, para la sorpresa de todos, Pamela levantó la mano y explicó que las yerbas que estaban sobre su cabeza se usaban para exterminar las pulgas, que la que estaba colgada en el centro servía para hacer una bebida ritual y pronunció su nombre en quichua, y contó que ese tipo de casas son muy resistentes a los terremotos porque están hechas de tierra y estiércol de animales que se pegan sobre redes de madera que se llaman bareque. También nos contó que nuestros antepasados creían que todas las cosas tienen su alma propia, y que las vasijas de barro representan a animales mágicos que se 18 19

11 aparecían a la gente de entonces y eran protectores de sus hogares. Todo lo que dijiste es cierto afirmó el guía. Parecía que a nuestra amiga le había agarrado una marea de sabiduría, y que podía seguir contando otras historias más, pero nuestro tiempo de excursión estaba por terminar. Cuando salimos, Pamela nos confesó que le había pasado algo raro: apenas entró a la choza tuvo la sensación de haber estado allí antes; todo le parecía familiar, y ni ella se explicaba de dónde habían salido sus conocimientos sobre las yerbas colgadas y sus nombres raros. Pamela era una niña que no leía mucho, así que no podía estar mintiendo. Pancho Pancho, en cambio, desde niño fue atrapado por los conocimientos ocultos. Le atraían como imanes los libros antiguos de alta magia. A sus 12 años ya había leído El libro escondido del mago Merlín y La tabla esmeralda, que es un libro secreto de conocimientos egipcios. Sabía interpretar las runas, piedras sagradas de los celtas a través de las cuales puedes ver tu futuro. Hasta podía hacerte un horóscopo personal basado en los conocimientos astrológicos de los mayas, unos indígenas que vivieron hace tiempo en México y Guatemala y que construían pirámides como los egipcios y conocían mucho de astronomía. Esta cultura desapareció de repente sin dejar ningún rastro, sólo quedaron las ruinas de sus ciudades; nadie sabe con certeza qué ocurrió pero hay distintas hipótesis que tratan de explicarlo

12 Camila Camila era una niña especial que hipnotizaba con su encanto, no sólo porque era guapa, delgada y con unas pestañas muy largas, sino por el espíritu liviano que tenía. Ella decía que nosotros llegamos a esta vida para divertirnos y para nada más y que el sufrimiento y el dolor nos distraen de nuestro propósito. En compañía de ella uno siempre estaba muy feliz. Ella creía mucho en la fuerza de la madre naturaleza. Una vez elevó una pluma que estaba sobre la mesa sólo con la energía de sus manos. 23

13 Antonio Y yo? Creo que desde mi nacimiento confié más en la magia que en la realidad, como mi padre, que sin quererlo hacía lo mismo aunque fuera físico. Crees que esto que tienes frente a ti es una mesa? Cómo puedes tener esa certeza si lo que estás viendo no es más que un aglomerado de moléculas que crean la ilusión de ese objeto? me preguntaba sonriendo. La vida en nuestro planeta llegó del cosmos, todos los elementos vitales como el carbono y el nitrógeno llegaron en el bombardeo de meteoritos cuando se estaba formando nuestro planeta. Acaso no es eso magia! Además, en nuestra familia pasaban las cosas más raras, en particular con mi padre; en nuestra casa los fantasmas se sentían como que fueran los propietarios. Lo increíble de nuestro grupo es que siendo amigos desde la primaria, ninguno sabía de las experiencias mágicas de los otros: 25

14 Nada es casual, desde antes estábamos predestinados a estar juntos dijo Sofía. Todo ocurre por algo! El 21 de junio, en una noche de luna llena, decidimos fundar nuestra «orden secreta de magia» en la casa de campo de Pancho. Escribimos nuestros nombres sobre un papel blanco e hicimos el juramento que nos convertía en servidores de la alta magia de la luz; todos nuestros poderes serían usados sólo para la salvación de la Tierra y en beneficio de la humanidad. Deberíamos escribir un reglamento dijo Sofía, porque antes cada uno era responsable de sus actos, pero ahora que hemos formado nuestra orden secreta, lo que haga cada uno afecta también al resto. Creo que el primer punto del reglamento debería ser: la absoluta confianza entre nosotros y que nadie oculte sus conocimientos a los otros miembros de la orden dijo Camila. Yo también quiero proponer que nadie invente experiencias o que mienta sobre ellas añadió Pancho. Que todos seamos iguales, nadie podrá elevarse sobre los otros propuse yo. Nuestro «corpus secreto» debe estar oculto, ni a nuestros padres podemos revelar su existencia dijo Sofía. Y por qué no? preguntó Pamela. No es que estemos contra los adultos explicó Sofía, lo que pasa es que su espíritu con el tiempo se ha vuelto tan duro como una roca, por tantos deberes y trabajos que les toca cumplir, y ya no pueden ver las cosas asombrosas que están a su lado. Creo que no le debemos contar sobre nuestra orden a nadie, porque podrían burlarse de nosotros y poner en ridículo nuestro conocimiento dijo Camila. Estoy de acuerdo apoyó Pancho. Por esa razón los grandes conocimientos siempre están ocultos. El reglamento estaba concluido. Para terminar el ritual quemamos el papel con nuestros nombres y esparcimos las cenizas por el aire. Nos quedamos un tiempo en silencio, nuestras caras estaban blancas y serias, como las de los muertos, sólo iluminadas por la luna. Sentíamos que lo que habíamos hecho no era ningún juego de niños. Que ese acto podría traer consecuencias. Nos pusimos de acuerdo en vernos cada viernes en mi casa, porque quedaba en un punto céntrico. Además, la casa de Antonio es una casa que tiene un alma antigua, llena de historias, de fantasmas. Las casas modernas ya no tienen personalidad comentó Sofía. Y así fue cómo empezamos nuestras reuniones periódicas. Siempre iniciábamos con el mismo ritual: poníamos en la mitad del cuarto una alfombra, sobre 26 27

15 ella una vela, una planta, un vaso de agua y una pluma. Cada elemento tenía su significado. La vela representaba el fuego; la planta, la tierra; el vaso de agua representaba el elemento líquido y la pluma el aire. Nosotros nos sentábamos alrededor formando un círculo. Cerrábamos la puerta con llave, por si acaso los padres metiches quisieran molestarnos, encendíamos incienso y nos dábamos las manos. Un día se formó una energía tan fuerte entre nuestras manos que la vela empezó a agitarse, la pluma se elevó y cayó dentro del vaso de agua y los pétalos de la flor que coronaba nuestra planta se desprendieron. Algo grave va a pasar entre nosotros dijo Sofía. Debe ser sólo un viento que movió las cosas dudó Pamela. Acaso ves alguna ventana o puerta abierta? le reclamó Camila. Pamela no dijo más, tampoco nosotros. Era muy claro que los objetos nos decían algo, algo que sólo con el tiempo se nos revelaría. Después del ritual, alguien hablaba siempre sobre sus experiencias extrañas o sobre descubrimientos asombrosos. La primera en tomar la palabra fue Camila, estaba vestida con una camiseta blanca y una falda de jean. Sus mejillas estaban rojas como manzanas porque llegó atrasada y tuvo que subir una cuadra empedrada a trote. Quiero contarles sobre un documental que vi por la tele nos dijo. Recuerdan que la semana pasada les comenté que mis plantas me escuchan, que tienen sentimientos, y todos ustedes me creyeron a medias? Bueno, ayer vi un programa científico donde demostraron que las plantas escuchan y sienten. Hicieron un experimento: a las plantas les conectaron unos sensores y le pidieron a un jardinero que entrara para cortar sus hojas, ahí fue cuando empezó lo increíble, las plantas vibraban de miedo ante la presencia del hombre; después entró un sujeto que las acarició y les pidió permiso para cortar sus hojas, y las plantas vibraban de felicidad estirando sus ramitas

16 Así que queda comprobado que no es sólo mi sensación; apenas mis plantas empiezan a enfermarse, a ponerse amarillas y débiles, yo las curo hablándoles con mucho amor. Así que lo que parecía ser un cuento de hadas, en nuestro siglo, gracias a los descubrimientos de la ciencia, se convierte en un hecho! resumió Sofía, a quien siempre le gustaba sacar alguna conclusión. Eso es cierto, la ciencia está alcanzando a la fantasía dijo Pancho. Acabo de leer en un reportaje que a una mujer le pusieron un implante de mano y en su cerebro insertaron un biochip, como a una computadora, y ella puede manejar su mano implantada como si fuera suya; sólo pensando que quiere mover el brazo, lo mueve. O sea que en el futuro lo importante será tener la cabeza con cerebro, porque los otros pedazos del cuerpo pueden ser falsos! exclamé. Así es! Seríamos la raza de las cabezas vivientes dijo Camila riendo y todos nos contagiamos de su espíritu burlón. A mí me parece que el futuro es fascinante, pero al mismo tiempo me preocupa mucho dije yo después de que todos se callaron. A qué te refieres? preguntó Pancho. Por ejemplo, esa cosa de la clonación. Me parece muy bien que todos podamos tener una refrigeradora llena con órganos de repuesto para usarlos cuando haga falta. Pero al mismo tiempo me preocupa que algún doctor loco pueda hacer un ejército de clones asesinos. Qué miedo!, parece una película de terror comentó Pamela. Tienes razón, Antonio, eso da miedo. Depende de quién tenga en sus manos la varita mágica de la ciencia y para qué fines la va a usar concluyó Sofía. Bueno, quién toma la palabra ahora? Es mi turno dijo Pamela. Descubrí cómo luchar contra los espíritus traviesos. Espíritus traviesos? preguntó Pancho sonriendo. Sí! No les ha pasado que a veces están buscando algo y no pueden encontrarlo aunque lo que busquen esté debajo de sus narices? Eso es lo que hacen los espíritus traviesos, les gusta mucho jugar y para encontrar rápido las cosas sólo tienes que decir en voz alta: «Espíritu travieso, deja de molestarme y regresa lo que me pertenece». Todos nos reímos de Pamela, que se quedó un poco ofendida porque no nos habíamos tomado en serio su descubrimiento. Ahora te toca a ti, Pancho ordenó Sofía. Está bien dijo Pancho, acomodándose sobre la silla. Ustedes creen en los sueños clarividentes? Qué significa clarividentes? preguntó Pamela

17 Son sueños que se cumplen en la realidad explicó Pancho. Yo sí creo dijo Camila, porque hay personas que con su intuición pueden conectarse al futuro y ver más allá del presente a través de sus sueños. Bueno, yo no sé si puedo conectarme al futuro, pero tengo a veces unos sueños muy raros, al principio no los entiendo pero después de que se cumplen puedo comprender su significado dijo Pancho. Cómo así? Pamela se quedó con los ojos redondos. Una vez soñé que íbamos con mi padre a visitar a su amigo. Yo no quería acompañarlo, pero conociendo mi lado débil, él me comentó que su amigo tenía la biblioteca más grande del país con libros antiguos y únicos. Al llegar, nos recibió un hombre canoso, vestido con una bata ancha que parecía una túnica y que sonreía pícaramente. Nos hizo entrar a su casa de tres pisos, era redonda y de adobe. Todos los muebles estaban hechos de madera oscura y las paredes llenas de estantes con libros. «Ésta es mi guarida», dijo él, invitándonos a sentar. Yo me quedé de pie mientras mi padre consultaba un hecho histórico a su viejo amigo; me puse a curiosear los libros gordos y empolvados. De pronto, me llamó fuertemente la atención un libro de cuero rojo que estaba sobre una mesa que tenía patas en forma de leones. Me acerqué y quise leer su solapa, pero estaba en latín. Abrí las primeras páginas y me quedé hipnotizado por los dibujos dorados de unas serpientes que mordían su propia cola y de un hombre con dos cabezas. Mis manos temblaban por el placer de tener un libro tan especial cerca. Miré a mi padre, que estaba muy entretenido en su conversación con el viejo, quien no despegaba sus ojos de la cara de mi padre, mientras removía el azúcar en su taza de porcelana. Era el momento perfecto. Sentí cómo galopaba mi corazón, mientras escondía el libro bajo mi camisa. «Creo que es tiempo de irnos, ya está oscureciendo», dijo mi padre y se levantó. El viejo, al despedirse, acercó su cara de pergamino hacia la mía y susurró en mi oreja: «Todo lo escondido se revelará algún día». Sentí que mi cara se ponía roja de vergüenza y justo en ese momento sonó el maldito despertador, interrumpiendo mi sueño. Creo que el viejo se dio cuenta de que le habías robado su libro comentó Pamela. Espera, Pame, no interrumpas. Y qué pasó en realidad? preguntó Sofía. El domingo nos fuimos con mi padre a vagar por la ciudad y entramos en una librería casi vacía, sólo atendía un viejo que estaba tan ocupado ubicando los libros en estantes que ni siquiera miró a nuestro lado cuando entramos. Mi padre se fue a la 32 33

18 sección de Historia, mientras yo a la parte esotérica. Había estado como media hora viendo los títulos sin encontrar nada interesante, sólo libros tontos de autoayuda, cuando de repente me quedé aturdido al ver un libro que estaba acostado debajo de otro. Era muy gordo y sobre su solapa estaba escrito: Los saberes ocultos de los magos medievales. Miré el precio y sólo pude suspirar. El libro costaba sesenta dólares. De una entendí que jamás me podrían comprar un libro tan caro. Vi que mi padre estaba hundiendo su nariz en una revista, que el vendedor seguía de espaldas, y en vez de poner el libro de regreso lo escondí bajo mi saco. Mi padre se acercó al vendedor y le dijo que quería comprar la revista. El vendedor se volteó y pude ver por primera vez su cara: era el mismo viejo de mi sueño, vestido con una bata gris tan ancha que parecía una túnica. «Muy buena compra dijo el viejo entregándole el cambio a mi padre. Y usted, joven, va a comprar algún libro?». El viejo me miró fijamente con una sonrisa astuta. En un instante saqué el libro escondido y se lo entregué. «Es demasiado caro, será en otra oportunidad», tartamudee. «Creo que no se fijó en el cartel promocional, estamos dando el cuarenta por ciento de descuento», añadió el viejo. «Entonces nos llevamos también el libro», dijo mi padre. Cuando nos despedimos, el vendedor susurró: «Bien hecho, mijo, la mentira da vergüenza y la verdad nos brinda beneficios». Qué les parece? terminó Pancho mirándonos. Increíble comentamos todos juntos. Y ayer tuve un sueño aún más raro continuó él. Cuéntanos! suplicó impacientemente Pamela. Estaba caminando perdido en un bosque de árboles secos y podridos, el sol estaba por ocultarse, la única compañía que tenía era mi sombra alargada. Realmente no sabía cómo salir de ese bosque, porque por más que caminaba, regresaba siempre al mismo sitio: a un lago que tenía el agua tan quieta que reflejaba como un espejo los sauces llorones que rodeaban su perfecto círculo. Me incliné para mojar un poco mi frente llena de sudor. Pero, Dios mío!, mi reflejo mostraba una cara sarnosa con unas costras horribles, los ojos llenos de sangre como los de un toro, los labios partidos y con furúnculos y de las orejas salía un pus amarillento. No lo pude soportar y me alejé corriendo. Por suerte sonó el despertador. Eso fue sólo una pesadilla! dijo Sofía.Yo también veo a veces monstruos horribles. Es que no entendiste, Sofía, al que vi en el espejo era a mí casi le grita Pancho, era mi cara como la de un leproso. Y presiento que este sueño me está diciendo algo terminó él, mirando a la ventana, como si allí estuviera la respuesta

19 Camila se acercó a Pancho y le dio unas palmadas en el hombro. Tranquilo, Pancho, no olvides que estamos a tu lado y con nuestra energía somos capaces de combatir cualquier mal. Gracias, Cami dijo Pancho volviendo a sonreír, contigo no tengo miedo de nada. Eso sonó como una declaración y todos nos sentimos un poco incómodos. Bueno, ahora es mi turno decidió Sofía con su voz llena de orgullo. Tengo algo súper poderoso que mostrarles. Y sacó un libro muy desgastado. Lo encontré en el baúl de mi abuela, es un libro de alta magia. Todos nos quedamos escudriñando las páginas amarillas del voluminoso y envejecido libro. Su pasta era de color verde y sólo tenía como título dos letras mayúsculas: A. M. En ningún sitio constaba el nombre del autor. Apenas cogimos el libro, se desprendieron sus hojas y cayeron al piso. De una nos pusimos a levantarlas. Mira, aquí está descrito cómo curar las maldiciones usando ciertas palabras especiales dijo Pamela levantando una de las hojas y curioseando su contenido. Escuchen esto, aquí se explica cómo preparar una pócima para que te proteja de todo mal comentó Camila leyendo otra hoja. Que dibujo tan extraño! dijo Pancho, mostrándonos un perro sin cabeza que aparecía en varias páginas que él sostenía en la mano. No será un libro de alta brujería en vez de alta magia? dudé, porque yo siempre quise ser un mago blanco y me daban pavor las brujerías. No dijo Sofía. Si fuera de brujería, no daría recetas para eliminar a los malos espíritus como consta aquí. Y señaló una página. Y, además, el libro no se titularía A. M., que significa alta magia, sino A. B., «B» por brujería. Sus argumentos eran muy convincentes. De verdad que el libro era súper fascinante. Decidimos probar sus recetas una por una. La primera era de autoprotección, pero resolvimos probarla la siguiente semana, porque el manual decía así: «Para ser afortunado se tomarán cinco hojas de encina, cogidas en el día domingo; se quemarán y se reducirán a polvo. Este polvo se guardará en una bolsita de seda amarilla y se llevará encima. Cogida esta planta por la noche, constituye un poderoso amuleto contra toda clase de sortilegios y demonios». (Copiado de un antiguo grimorio latino). Yo quisiera tener un amuleto como éste dijo Pamela suspirando. Por qué no recogemos las hojas esta noche? Porque hoy es viernes explicó Sofía. Qué pena! Yo quisiera tener un demonio dominado, dócil como un perro

20 Todos nos reímos de Pamela. Le daría cada día mucho chocolate y lo mimaría, para que después le diera vergüenza hacer maldades. Yo creo que los demonios y los espíritus fantasmales son almas que fueron maltratadas en la vida y por eso se quedaron resentidas. Porque si una persona se siente feliz y amada jamás sería vengativa y maliciosa. Así que si a un demonio lo tratas bien, podría convertirse en un tierno cabrito. La sonrisa de Pamela fue tan amplia que se hubiera podido tragar el sol entero. Tienes toda la boca llena de razón, Pamela dijo Sofía. Estoy plenamente de acuerdo en que no existen las personas que son sólo buenas o malas, como nos muestran en los cuentos y películas. Hasta el mismísimo Lucifer al comienzo fue un ángel; sólo que se cayó del cielo por la vanidad. Así que también tiene un poco de alma angelical. Sin embargo, nunca es bueno subestimar las cosas. Un demonio es un demonio, con una astucia y fuerza inmensas, y tiene guerreros oscuros y despiadados. Así que no es aconsejable cruzarse en su camino. A no ser que encuentres su punto débil. Ahí tendrás la llave de su corazón musitó Camila. Mi atención se desvió hacia una hoja del libro que se encontraba junto a mis pies, escondida bajo el asiento. La cogí y me puse a leer. Casi me da un patatús. No puede ser! grité sin querer y todos me miraron con asombro. Qué pasa, Antonio? preguntó Sofía. Escuchen esto les dije, y empecé a leer el papel que estaba temblando en mis manos : existen varios objetos mágicos en el mundo que son al mismo tiempo imanes y guías espirituales; a través de ellos sus dueños pueden descubrir el significado oculto de las cosas, se llaman talismanes. Son las ventanas hacia otras dimensiones. Con sus poderes se puede romper el débil hilo del presente. Los talismanes son objetos hechos de metales y piedras preciosas y pueden tener la forma de un espejo. El talismán ayuda a su dueño a reforzar sus propias vibraciones biológicas con el fin de ponerlas en concordancia con la frecuencia de las vibraciones cósmicas. No entendí nada suspiró Pamela. Alguien me puede traducir? Lo que dice aquí es que si tienes un talismán, él te activa tus propios poderes; te ayuda a conectarte con el cosmos, entiendes? le pregunté impaciente a Pamela. No soy tarada! Sólo que no entiendo por qué es tan importante, o es que alguno de ustedes ya encontró uno de esos talismanes? Me miró con sus ojos redondos. No sé si es un talismán, pero tiene todas las propiedades de uno dije, y saqué de mi mochila 38 39

21 una antigua caja de madera, dentro de la cual había un espejo del tamaño de la palma de mi mano. Su marco estaba incrustado de coral rojo. El espejo se hallaba volteado, escondiendo su lado reflexivo. Todos se acercaron al adorno como si fuera un meteorito caído de otra galaxia. Este espejo es muy raro y pertenece a mi familia desde siempre. Unos días atrás, me levanté de noche para ir al baño y al pasar por la sala escuché sin querer una conversación. Mi madre le mostraba este objeto a mi tía Abigail, que ni siquiera quería tocarlo, como si fuera una maldición. «Es que este objeto no sólo trae desgracias dijo mi padre. Mi madre me había contado que nuestra bisabuela nunca se despegaba de este espejo, era como su consuelo. Un día, después de mirar en su interior, les ordenó a sus hijos, entre ellos a mi abuelo, recoger rápidamente las cosas más indispensables; luego de eso, precipitadamente huyeron de Ambato a Quito. Dos días después ocurrió un devastador terremoto que destruyó toda la ciudad. En otra ocasión, el espejo le hizo a mi padre coger otro vuelo. Recuerdan el famoso caso del avión desaparecido en los Andes? Era ese vuelo». «Increíble! susurró mi tía Abigail. Pero a mí me contaron que su tío había muerto al día siguiente de mirarse en este espejo». «Sí, pero también pudo ser una casualidad. Yo sólo puedo contarle mis propias experiencias trató de tranquilizarla mi padre. Cuando después de varios años volví a encontrar este espejo entre las cosas empolvadas de mi madre, decidí guardarlo sin mirar en su interior, pero cuando iba a colocarlo en una repisa, el espejo se resbaló y cayó al piso. No pude evitar mirarlo el espejo sólo reflejaba una nada oscura y penetrante. No sé cuánto tiempo me quedé mirando dentro de él, fue devastador, era como ver dentro de un agujero negro. Desde entonces decidí no tentar al destino y guardar esta reliquia de la familia en el último cajón de nuestro armario». En este momento de la historia de mi padre, quise cambiar de posición porque estaba súper incómodo, 40 41

22 parado ahí, inmóvil como una estatua, inclinando mi oreja hacia la sala, pero las tablas del piso me traicionaron, hicieron tanto escándalo con su chillido que tuve que huir con la velocidad de un meteorito a mi cama. No pude dormir toda la noche pensando en esa conversación y al final decidí traerles este raro espejo para investigarlo juntos concluí. Qué objeto tan increíble! dijo Camila con un brillo especial en sus ojos. Es la historia más fascinante que he escuchado. Así es!, pero me da cosas exclamó Pamela. Cuánto tiempo te tomó inventar esta historia? me dijo Pancho sonriendo. Por qué piensas que la inventé? le pregunté aturdido. Para impresionar a alguien! me contestó. Pero, a quién? se metió Camila. A ti! disparó Pancho. Pero, para qué? preguntó atónita. Porque está enamorado de ti! contestó Pancho. No seas tonto dije yo. No será que estás celoso? Quién? Yo? se estremeció Pancho y acto seguido se abalanzó sobre mí y me pegó en la nariz. Yo perdí la paciencia y le puse un moretón bajo el ojo. Paren! Acaso están locos? gritó Camila, separándonos. No se dan cuenta de que se está cumpliendo la profecía? dijo Sofía e indicó los pétalos de la flor que estaban regados sobre el mantel blanco. Les dije que algo grave iba a pasar entre nosotros. El mundo entero está tan lleno de energía negativa, hay tanto odio y guerras, que nosotros deberíamos mantenernos unidos y no pelearnos. A ver!, dense las manos para generar un círculo de energía positiva. Dejemos por un momento este espejo que nos trae problemas. Más bien escuchen, les quiero leer una historia que está en las últimas páginas de mi libro de alta magia, pero antes de eso voy a traer los panqueques que estaba preparando la mamá de Antonio, huelen delicioso. Apenas salió Sofía de la habitación, Pancho rompió el círculo del silencio: Les voy a demostrar que éste no es más que un simple espejo. Espejito, espejito, quién de todos es el más bonito? Tras decir estas palabras, tomó el espejo y lo volteó, poniéndolo en el centro de la mesa. Sin que alcanzáramos a impedirlo, la superficie cristalina ya estaba reflejando nuestras caras asustadas, con las pupilas agrandadas. En ese momento, el vaso de agua empezó a moverse y se regó sobre la vela prendida, que botó tanto humo al apagarse que en pocos 42 43

23 minutos el cuarto se llenó de una neblina tan espesa que ni siquiera podíamos divisar la cara de la persona a nuestro lado. Nos quedamos hundidos en esa viscosa blancura. Me dirigí hacia la ventana para abrirla, pero no la encontré, ni siquiera sabía dónde estaba la pared. Parecía como si el cuarto se hubiera estirado. Por Dios, qué está pasando? pregunté, tropezando con algo. Al caer no sentí el piso duro de mi cuarto, sino una superficie suave y húmeda. Olía a podrido. Escuché cómo crujía la madera y alguien se acercó a mí. Quién eres? grité. Soy yo, Camila, Antonio, dame tu mano que no veo nada. No fue fácil atrapar su mano a ciegas, finalmente agarré la palma de su mano caliente. Antonio, qué pasó? Dónde estamos? susurró Cami y se pegó a mí. No sé, Camila, todo es muy extraño, por más que camino no puedo encontrar la ventana, ni la pared, y el piso está suave y lleno de algo podrido. Esto no me gusta para nada, Antonio. A mí tampoco. De repente escuchamos la voz aterrorizada de Pamela, se la oía bastante lejos, como si estuviera en otro cuarto. Sofía, dónde estás? gritó ella, pero nunca llegó la respuesta de Sofía. Pamela! Estamos aquí con Antonio, tranquilízate gritó Camila. Dónde están? Es que no los veo! gritó Pamela. Tengo miedo de caminar, siento algo húmedo bajo mis pies. Sólo podíamos escuchar nuestras voces, la cortina de humo hacía imposible ver algo, hasta nuestros pies eran invisibles. Me agarré de la mano de Camila con todas mis fuerzas, tenía miedo de perder su contacto, sentía el aire caliente de su respiración, y al voltearme hacia ella pude ver su rostro pálido. Miré hacia arriba y vi mecerse unos árboles enormes llenos de musgo y hojas secas. La neblina se desprendía poco a poco. Me di cuenta de que nos encontrábamos en un bosque enorme, silencioso, con olor a putrefacción, lleno de hojas muertas. A varios metros de distancia estaba Pamela agachada. Apenas nos vio, corrió a nuestro encuentro. Por qué estamos en un bosque?, dónde está Sofía?, qué está pasando? nos abatió con preguntas. No sé, Pamela, pero tranquilízate, todo va a estar bien trató de apaciguarla Camila, pero fue peor. Cómo quieres que me tranquilice? Y si no podemos regresar a casa? Cómo salimos de aquí?! preguntaba ella, mientras su voz subía de tono, convirtiéndose en llanto

24 De repente, detrás de un árbol apareció Pancho. Sus ojos estaban desorbitados, mirando con pavor a su alrededor. Qué hiciste, Antonio? me gritó enfurecido. Yo? Yo no hice nada! le respondí. Cómo que nada? Por culpa de tu espejo estamos aquí. Cómo que por culpa de mi espejo? Tú mismo dijiste que no funcionaba, que todo lo que había dicho era una mentira, que era un simple espejito! Pancho se quedó mudo, sin saber qué responder. Ya dejen de pelear! No les parece que éste no es un buen momento para rendir cuentas? interrumpió Camila. Por Dios! Antonio, sácanos de este horrible bosque! pidió Pamela. Es que no sé cómo, Pame! le contesté. Cómo que no sabes? gritó irritada. No sé! Yo tampoco entiendo lo que ha pasado Espera, Antonio, recordemos los poderes de tu espejo, qué hace, cuáles son sus dones mágicos me interrumpió Camila. Como les dije, a través del espejo uno puede ver las cosas del futuro traté de resumir los poderes del talismán. Eso quiere decir que podemos estar en un posible futuro concluyó Camila. Qué posible futuro ni qué ocho cuartos! por fin abrió la boca Pancho. No se puede viajar en el tiempo, es imposible, suena a película de ciencia ficción barata. Todo es una ilusión dijo, y para demostrarlo arrancó la rama de un árbol, pero la soltó inmediatamente gritando de dolor. Su mano estaba sangrando. Camila se acercó, sacó un pañuelo y le vendó la palma. No toques nada! No sabemos qué tipo de árboles son éstos. Lo único que está claro es que no son ninguna ilusión. Y qué vamos a hacer? preguntó Pamela con su voz desvanecida. Primero tenemos que encontrar a Sofía y después ver dónde acampamos para pasar la noche. Acampar para pasar la noche? No quiero dormir en este horrible bosque, quiero ir a mi casa estalló Pamela, con un grito que voló como un eco por el bosque. Cállate, Pamela! dijo Pancho. Acaso ves alguna señal que diga «Camino a casa»? Todos estamos asustados, por eso tenemos que mantenernos más unidos que nunca y no pelearnos ordenó Camila. Tenemos que concentrarnos en nuestra supervivencia, en estar vivos y sanos; después encontraremos el camino de regreso. La desesperación no nos llevará a ningún sitio. Vamos a buscar a Sofía! 46 47

25 Lo más efectivo será que cada uno vaya en una dirección distinta llamando a Sofía y recuerde el camino de regreso propuse yo. Por Dios! No quiero irme sola suplicó Pamela. Está bien, tú vienes conmigo la tranquilizó Camila. Bueno, es hora de separarnos, tenemos que apurarnos porque el sol está bajando les apremié. Ninguno de nosotros quería separarse y quedarse a solas en ese bosque seco, pero no había otra solución si queríamos encontrar pronto a Sofía. Camila fue la primera en poner su mano, yo puse mi palma encima, adelantándome a Pancho, que no quiso poner su mano sobre la mía y esperó a que Pamela pusiera la suya primero. Cuando por fin nuestras palmas formaron una montaña, Camila empezó a recitar nuestro juramento: El gran Espíritu del Universo encienda su vela para que podamos encontrar el camino de regreso. Para no perdernos en las tinieblas de nuestro miedo y encontrar la luz de la sabiduría. Protégenos y guía nuestro camino. Lo que tengamos que enfrentar lo enfrentaremos, lo que tengamos que sufrir lo sufriremos y por lo que tengamos que pelear, pelearemos. Todo está en tu voluntad. Sólo acudimos a tu protección, nosotros, tus cinco alumnos de la orden secreta. Nos vemos aquí en dos horas propuse yo. Y qué hora es? Alguien tiene reloj? preguntó Pamela. Pancho, Camila y yo miramos nuestros relojes. Mi reloj está parado, aunque hace diez minutos estaba funcionando perfectamente dijo Pancho. El mío también confirmé yo. Qué raro! Aunque las manecillas del reloj están paradas se escuchan sus movimientos dijo Camila acercando el reloj a su oreja. El mío también está caminando dijo Pancho mientras comprobaba el descubrimiento de Camila. A dónde puede caminar el tiempo? Sólo hacia adelante o hacia atrás. Pero las manecillas no avanzan ni retroceden, siguen en el mismo sitio reflexionó Camila. Eso confirma que no estamos en ningún posible futuro replicó Pancho sólo estamos en una pesadilla. Y qué tal si el tiempo camina para adentro? preguntó Pamela. Adentro? Estás loca dijo Pancho riéndose. Espera, no hay nada descabellado en esa idea. Nadie sabe si el tiempo es lineal. Los mayas decían que el futuro es nuestro pasado y la física cuántica cree que pueden existir tiempos paralelos dijo Camila. Oigan, tenemos que apurarnos! Aunque las manecillas del reloj no caminen, el sol sí. Y ya es casi mediodía repuse inquieto

26 Cómo sabes? me interrogó Pancho. Si te fijas en tu sombra puedes adivinar aproximadamente la hora. Por ejemplo, nuestra sombra es enorme al amanecer y también muy larga al atardecer, sólo que se estira al otro lado, pero al mediodía está casi junto a nuestros pies. Todos miraron sus sombras y comprobaron que eran enanas. Si estuviéramos en el solsticio no podríamos ver nuestra sombra, porque estamos en la mitad del mundo y ese día el sol está totalmente perpendicular sobre nuestras cabezas al mediodía. Las personas que perdieron su sombra al mediodía dijo Camila sonriendo, un buen título para un cuento. Así que en tres horas nuestra sombra tendrá el tamaño de nuestro cuerpo. Ésa será la señal para regresar a nuestro punto de encuentro comenté yo. Qué chévere idea, Antonio! dijo Camila y me sonrió. Vamos! Parecemos unas gallinas. Lo que está pasando es una pesadilla, nada más dijo Pancho y se dirigió al bosque. No te olvides, en tres horas nos vemos aquí alcanzó a gritarle Camila, pero Pancho no le respondió. Lentamente, todos nosotros tomamos una dirección distinta. El camino de Pancho Me molestaba todo: los árboles peludos llenos de musgo, con lianas largas como si fueran las trenzas de una bruja; el lodo espeso que atascaba mis zapatos como cemento fresco; las ramas de los árboles que sin compasión me rasgaban la ropa o rasguñaban mi cara; pero lo que más me hería eran mis pensamientos: «Qué había pasado? Sería una pesadilla o un truco de Antonio? De verdad tendría poderes mágicos su espejo? A Camila le pareció que la historia de Antonio era la más interesante, como si el libro de alta magia de Sofía fuera una porquería, o mis sueños reales no valieran nada y sólo la historia del espejito fuera asombrosa». Sin darme cuenta, estaba caminando sin parar hacia la profundidad del bosque sin recordar el camino de regreso. Sólo paré cuando frente a mí apareció un lago. El agua era tan quieta y transparente que se podía ver el fondo, con sus plantas subacuáticas que se movían como en cámara lenta y con sus peces de distintos colores que tenían aletas y colas tan largas que parecían bailarinas japo

27 nesas moviendo sus abanicos-cola dentro del agua. Me arrodillé para mirar más detenidamente a esas criaturas acuáticas. Me pareció ver dentro del agua una multitud de colores que se mecía al ritmo de alguna música. Pero me quedé atónito al descubrir que los que se mecían al ritmo de los tambores no eran ningún tipo de peces, eran humanos: hombres, mujeres y niños que bailaban y cantaban en una fiesta. Vi claramente las casas de bambú con techos de paja, una banda de pueblo que marcaba el ritmo junto a una iglesia y en la mitad de la plaza habían dispuesto una mesa enorme llena de platos festivos. Acaso puede vivir gente bajo el agua? Qué sorpresa me esperaba cuando quise hundir mi mano en el líquido. Mis dedos se toparon con una superficie dura y fría, como hielo, como si fuera un cristal. Con mucho cuidado, puse mi pierna derecha sobre el hielo transparente que no se movió para nada, era firme. Cuando coloqué mi pierna izquierda sentí la agitación del agua bajo la superficie vidriosa. Me dio miedo seguir avanzando, pero mi curiosidad fue más grande, así que me deslicé lentamente hacia el centro del lago, observando la vida del pueblo hundido. Vi a una novia muy bella con un velo largo y unos perros que corrían junto a los danzantes; escuché sus ladridos desesperantes, que eran ignorados por sus dueños. Fue muy raro ver que la gente no paraba de bailar ni por un momento, la música de la banda no cesaba 52 53

28 nunca: apenas acababa una pieza, ya comenzaba a sonar otra canción. Di unos pasos más y casi se me corta la respiración, ya estaba en la mitad del lago congelado sintiendo cómo la superficie dura se movía, agitando el agua bajo mis pies. «Y si se rompe este vidrio y me caigo dentro del lago? Sería muy difícil llegar hasta la orilla, además, soy un pésimo nadador!». Ni siquiera esos pensamientos tenaces me hicieron cambiar el rumbo; quería ver más. Descubrí que las mujeres no se detenían a tranquilizar a sus bebés que lloraban desconsoladamente, seguían cantando y bailando mientras los amamantaban. Me pareció una fiesta un poco exagerada. Aunque la música fuera muy alegre, las caras de los habitantes se veían cansadas y agotadas, como si estuvieran forzados a estar en ese gran banquete. De repente, sentí el crujido del hielo bajo mis pies, entendí que perdía la superficie estable y que me estaba hundiendo en el agua helada. Traté de mover mis brazos, pero el agua era tan pesada que mi cuerpo siguió descendiendo hacia la profundidad. Vi por última vez el bosque húmedo y mi cara se hundió en el lago. El camino de Antonio No era nada fácil caminar rápido por ese bosque tupido y tan podrido, pues las ramas se desprendían de los árboles con sólo el leve soplo del viento; caían a mi lado, a veces golpeando mi cabeza y dejándome un chichón de recuerdo. Mi garganta estaba seca por gritar sin parar el nombre de Sofía. Hacía un buen rato que había dejado de escuchar los gritos de mis compañeros: de Camila y de Pamela, porque a Pancho nunca lo escuché. Me dolía mucho el cambio repentino de mi mejor amigo que parecía convertirse en un enemigo que quería contradecirme y enfrentarme. Sólo una vez lo vi así: después de un concurso intercolegial de declamación en el que yo había ganado el primer premio y estaba rodeado de chicas de segundo y tercero de bachillerato firmándoles autógrafos. Ese día Pancho ni siquiera se acercó a felicitarme, se fue sin despedirse y cuando lo llamé para invitarlo a mi casa a jugar al PlayStation me contestó 54 55

29 muy molesto: «Por qué mejor no invitas a todas tus admiradoras?». No lo entendí. No sabía qué mosca le había picado. Al día siguiente volvió a ser él mismo, mi pana del alma. Nunca más tuvimos enfrentamientos, hasta el día de hoy. Me pareció muy extraño cómo negó los poderes de mi espejo. Las hojas secas amontonadas empezaron a levantarse con el viento formando torbellinos que me golpeaban el rostro. Los árboles mecían sus peludos brazos llenos de musgo. Eran tan altos que ni siquiera podía divisar sus copas. Me sentía tan diminuto a su lado, como si fuera un bicho. El bosque estaba totalmente mudo, sólo mi ronca voz animaba su silencio espeso. De repente me sorprendió una manada de monos que con sus bebés pegados a sus pechos saltaban entre los árboles alarmados, chillando desconsoladamente. Casi tropiezo con unos armadillos que ni siquiera se escondieron por mi presencia, sólo se apartaron de mi camino y continuaron su huida. «Por qué están huyendo todos los animales? Quién o qué los ha espantado?», pensaba yo, y casi piso una larga fila de hormigas rojas con cabezas negras, tenían el tamaño de una nuez y también huían precipitadamente, llevando sobre sus hombros las blancas larvas: sus futuros hijos. Una de ellas, que era dos veces más grande que las otras y tenía alas, quedó atrapada en una red de araña, el resto de hormigas, con todo su esfuerzo, trataban de rescatar a su reina, pero la red pegajosa no aflojaba ni un milímetro de su cuerpo. Las hormigas al final se rindieron y abandonaron a su compañera, quien se convertiría en la suculenta presa de una araña. Me agaché y liberé a la hormiga de su pegajosa prisión. Estoy en deuda contigo escuché su voz, aunque ella no había movido su diminuta boca. No tienes por qué ser mi deudora, creo que tú harías lo mismo si yo fuera una hormiga y tú un ser humano pensé yo mirando a la reina. Tienes un corazón noble y si llegas a encontrarte en peligro estaré a tu lado me respondió la hormiga y retomó su huida. No me sorprendió mucho poder conversar con una hormiga. En la casa me pasaba lo mismo con mi perro. Apenas me sentaba para hacer los deberes, él no paraba de dar vueltas a mi lado, distrayéndome con su pensamiento de ir al parque a pegarse un partidito de fútbol. En una ocasión, al pasar con mi perro al lado de la carnicería escuché una voz ronca que decía: Dios mío, qué delicia! Qué no daría por poder dar un mordisco a ese chorizo! Regresé a ver quién había hablado pero no vi ni un alma, estábamos sólo yo y mi cachorro. Lo miré a los ojos y le dije: Qué pasa, Pelusa, tienes hambre? 56 57

30 Mi perro se quedó tan contento de que un humano pudiera escuchar por fin a su mascota que me soltó de una todo el monólogo de su vida. Por qué llegas tan tarde? me preguntó mi madre cuando regresé del paseo después de tres horas. Tuvimos una charla muy densa con Pelusa le contesté a mi madre, que me miró con desconfianza. Así que no me sorprendió para nada poder establecer contacto telepático con una hormiga. Pero me pareció muy torpe de mi parte haberla dejado ir sin preguntarle la razón de su huida. Qué estaba pasando en el bosque? A quién temían tanto todos los animales? Mientras reflexionaba apareció frente a mí una mujer; casi me caigo del susto y choco con ella por su aparición tan inesperada y brusca. Esa mujer lo único que tenía era pelo. Un pelo negro, lacio y largo que le llegaba hasta los pies y cubría su espalda como un chal. No podía ver sus ojos detrás del cerquillo tupido que le tapaba toda la cara y tan sólo dejaba descubierta su boca carnosa, que me atacó con preguntas: Acaso eres ciego?, a dónde diriges tu caminata tan de prisa?, estás perdido? me preguntó la boca con una voz muy ronca, como la de un hombre. Estoy buscando a una amiga le respondí. Una amiga? Y cómo se llama? Se llama Sofía. Es imposible perderla si es tan grande y luminosa. Sofía de verdad era la chica más alta del grado y sacaba veinte en todas las materias. Podría ser nerd, pero era demasiado aventurera y comunicativa. Usted vio a Sofía? Casi salto de alegría. Claro que la vi, sígueme, te mostraré su paradero me dijo la mujer. Dio media vuelta y empezó a caminar tan rápido con sus pequeñas piernas que me costó mucho trabajo seguirla. Por favor, espéreme, no puedo ir tan rápido le supliqué a la mujer peluda, pero ella ni siquiera me miró y siguió su veloz caminata. No tuve otra opción, si quería ver a Sofía de nuevo, tenía que esforzarme y continuar esa maratón. Temía tanto perderla de vista que me olvidé por completo de registrar el camino de regreso. Ya llegamos. La mujer se detuvo de golpe. Yo miré a todos lados, pero no vi la figura de Sofía. No la veo. Dónde está? le pregunté. Atrás de ese árbol, ella siempre está escondida murmuró la mujer peluda a mi oreja. Frente a nosotros, como a cinco pasos, se encontraba un árbol tan grande y frondoso que jamás me imaginé ver algo así en mi vida, sus raíces eran inmensas. Para abrazar el tronco de ese árbol se necesitarían, por lo menos, veinte personas. Me acerqué a ese arbolote y di una vuelta completa alrededor de su tronco, pero no encontré a Sofía, sólo vi una lagartija verde sobre su corteza. «Qué le pasa a esta 58 59

Los tres cerditos. Tomado de http://personal.us.es/vmanzano/

Los tres cerditos. Tomado de http://personal.us.es/vmanzano/ Los tres cerditos Guco era un animal muy interesante. Desde pequeñito, vivía en el mismo bosque. Lo recorría de punta a rabo todos los días. Jugaba dando vueltas entre los árboles, dejando sus pisadas

Más detalles

De burros, poetas y lobos

De burros, poetas y lobos 2010, María de los Ángeles Boada De esta edición: 2013, Santillana S. A. Av. Eloy Alfaro N33-347 y Av. 6 de Diciembre Teléfono: 244 6656 Quito, Ecuador De burros, poetas y lobos María de los Ángeles Boada

Más detalles

Corre a través de la noche. Está sola y siente cómo le invade

Corre a través de la noche. Está sola y siente cómo le invade 1 Sofia corre a través de la oscuridad. Tiene prisa y mucho miedo. No sabe por qué corre, por qué tiene miedo, o hacia dónde va. Hay algo allí detrás que la asusta, algo peligroso, algo malo, que se acerca

Más detalles

El viaje. horas. Como no tenía nada de hambre, metí unas galletas y un yogurt en el bolso y antes de salir

El viaje. horas. Como no tenía nada de hambre, metí unas galletas y un yogurt en el bolso y antes de salir El viaje 1 Hoy me he despertado con una paz interior poco usual. Normalmente tengo la cabeza llena de preocupaciones desde la primera hora de la mañana. Pero hoy mi cabeza estaba vacía. Era como un libro

Más detalles

CRIS Y EL BOTÓN ROJO. Alba Alayon. Literatura infantil y juvenil, febrero de 2010

CRIS Y EL BOTÓN ROJO. Alba Alayon. Literatura infantil y juvenil, febrero de 2010 CRIS Y EL BOTÓN ROJO Alba Alayon Literatura infantil y juvenil, febrero de 2010 CRIS Y EL BOTÓN ROJO Alba Alayon Cris estaba agotada. Había tenido un día terrible, así que se fue a la cama un poco más

Más detalles

Esta es la última sesión de este primer nivel de E. Infantil

Esta es la última sesión de este primer nivel de E. Infantil Esta es la última sesión de este primer nivel de E. Infantil Los objetivos de esta sesión son: Repasar las emociones trabajadas a lo largo del curso. Definirse a sí mismo. Iniciar algunas técnicas de relajación

Más detalles

El castillo de irás y no volverás

El castillo de irás y no volverás El castillo de irás y no volverás En un hermoso pueblo al lado del mar vivía un pescador con su mujer. Eran ya mayores y no tenían hijos. Sólo se tenían el uno al otro. Todas las mañanas, muy temprano,

Más detalles

Llámame pequeña y hazme sentir grande

Llámame pequeña y hazme sentir grande Llámame pequeña y hazme sentir grande Por Adriana Aparicio Sarmiento 7 de septiembre de 2012 Acabo de comenzar el instituto. Lleno de gritos, silbidos, deportistas, animadoras Todo tipo de personajes,

Más detalles

LOS MEJORES PERFUMES SIEMPRE VIENEN EN PEQUEÑOS FRASCOS. Sola. Después de tanto tiempo aquí me encuentro, sola, en mi habitación, sin tener a

LOS MEJORES PERFUMES SIEMPRE VIENEN EN PEQUEÑOS FRASCOS. Sola. Después de tanto tiempo aquí me encuentro, sola, en mi habitación, sin tener a LOS MEJORES PERFUMES SIEMPRE VIENEN EN PEQUEÑOS FRASCOS. Sola. Después de tanto tiempo aquí me encuentro, sola, en mi habitación, sin tener a nadie a quien contarle mis problemas, a quien darle un abrazo.

Más detalles

UNA NUEVA HADA EN EL BOSQUE

UNA NUEVA HADA EN EL BOSQUE UNA NUEVA HADA EN EL BOSQUE Todo comienza en un Hospital en el que acaba de nacer una bebé a quien le pusieron Matilde. Ella siempre fue diferente a los demás, por ejemplo cuando nació en vez de llorar,

Más detalles

La increíble historia de Kiki y Sabrina

La increíble historia de Kiki y Sabrina La increíble historia de Kiki y Sabrina Puede que pienses que la historia que voy a contarte es un cuento, pero no es así, porque los cuentos se inventan y no ocurren de verdad. Sin embargo, la historia

Más detalles

EL SECRETO DE MI ABUELA

EL SECRETO DE MI ABUELA EL SECRETO DE MI ABUELA Esa noche no había podido dormir, me tocaba ir a casa de mi abuela. Con ella me pasaba horas y horas hablando, me contaba todas sus experiencias, todas sus historias y me ayudaba

Más detalles

Te espero el día... a las... en

Te espero el día... a las... en Frases 15 Años 1 Pase meses tratando de organizar una fiesta inolvidable, pero me di cuenta que sin vos es imposible. Por eso te invito a fetejar Mis 15 Años 2 Hoy es mi noche, hoy se cumple mi sueño,

Más detalles

El par de zapatos. Pierre Gripari

El par de zapatos. Pierre Gripari El par de zapatos Pierre Gripari Había una vez un par de zapatos que estaban casados. El zapato derecho, que era el señor, se llamaba Nicolás. Y el zapato izquierdo, que era la señora, se llamaba Tina.

Más detalles

UN CUENTO PARA EMPEZAR

UN CUENTO PARA EMPEZAR Campaña institucional 2011-2012 Catequesis infantil UN CUENTO PARA EMPEZAR Comenzamos leyendo este cuento: La nube Topami Cuenta la leyenda que hace muchos, muchos años, había una nube llamada Topami que,

Más detalles

LA OLA. Cinco cuentos para leer en voz alta. Autor: Antonio Pons

LA OLA. Cinco cuentos para leer en voz alta. Autor: Antonio Pons LA OLA Cinco cuentos para leer en voz alta. Autor: Antonio Pons Desde hace unos días cuando le tiro la pelota a Chispa, no sale corriendo a por ella para luego volver a traérmela. Los papás me han dicho

Más detalles

Diario de la Violencia

Diario de la Violencia Diario de la Violencia Muchos me han de odiar por ser quien soy, pero, Qué puedo yo hacer si he nacido siendo así? Si para eso estoy en este mundo? Aunque Estará bien todo esto? Mi nombre es violencia.

Más detalles

Redacciones ganadoras del XII Concurso de Redacción Un día sin alcohol de CALA

Redacciones ganadoras del XII Concurso de Redacción Un día sin alcohol de CALA Fieles a la cita anual con el Concurso de Redacción "Un día son alcohol" organizado por el Centro de Ayuda y Liberación de Alcohólicos de Antequera (CALA) que ha alcanzado la décimo segunda edición reproducimos

Más detalles

La última noche del mundo. Qué harías si supieras que esta es la última noche del mundo?

La última noche del mundo. Qué harías si supieras que esta es la última noche del mundo? Ray Bradbury La última noche del mundo Qué harías si supieras que esta es la última noche del mundo? - Qué haría? Lo dices en serio? -Sí, en serio. -No sé. No lo he pensado. El hombre se sirvió un poco

Más detalles

2 de diciembre Seguid despiertos! 8 de diciembre Preparad el camino!

2 de diciembre Seguid despiertos! 8 de diciembre Preparad el camino! 2 de diciembre Seguid despiertos! 8 de diciembre Preparad el camino! 9 de diciembre Atrévete a decir sí! 16 de diciembre Compartid! 23 de diciembre Se alegra mi espíritu! Este material puede ser utilizado

Más detalles

Por dónde se puede salir de un callejón sin salida?

Por dónde se puede salir de un callejón sin salida? Por dónde se puede salir de un callejón sin salida? Personajes: Dolores Churrusco, una mosca que se quedó encerrada en una habitación Jengibre, una mosca demasiado culta Solamente la mitad del escenario

Más detalles

Algar Editorial. La casona

Algar Editorial. La casona La casona Mi casa no era un castillo, pero se parecía mucho porque era de piedra, y tan grande que todos la llamaban «la casona». Entonces yo vivía en lo más alto, en el desván, y se estaba bien allí.

Más detalles

COLEGIO PATRONATO SAN JOSÉ.-GIJÓN Pág. 1. Colegio Patronato San José GIJÓN

COLEGIO PATRONATO SAN JOSÉ.-GIJÓN Pág. 1. Colegio Patronato San José GIJÓN COLEGIO PATRONATO SAN JOSÉ.-GIJÓN Pág. 1 Colegio Patronato San José GIJÓN COLEGIO PATRONATO SAN JOSÉ.-GIJÓN Pág. 2 Los VALORES que se van a trabajar durante este trimestre con los niños/as del 1º nivel

Más detalles

A continuación te damos algunas ideas para cada ocasión.

A continuación te damos algunas ideas para cada ocasión. A continuación te damos algunas ideas para cada ocasión. FRASES PARA ENAMORADOS 1.- Uno aprende a amar, no cuando encuentre a la persona perfecta, sino cuando aprenda a creer en la perfección de una persona

Más detalles

Día 7: Salir de la deuda Pagar hasta el último centavo!

Día 7: Salir de la deuda Pagar hasta el último centavo! Día 7: Salir de la deuda Pagar hasta el último centavo! Me encanta el audio de hoy. Hablo de cómo la palabra Dios está muy cargada para mucha gente. Algunos cerrrarán la puerta, para nunca ser abierta

Más detalles

ARBOLES EN EL UNIVERSO

ARBOLES EN EL UNIVERSO ARBOLES EN EL UNIVERSO Como todas las mañanas, Alejandro se dispone a desplazarse al Centro Integrado para la Dependencia de la calle Extremadura de Valladolid, lugar donde trabaja su padre. Es un día

Más detalles

La nueva aventura. s a r a g i r a l d o j i m é n e z p e r e i r a

La nueva aventura. s a r a g i r a l d o j i m é n e z p e r e i r a 46 La nueva aventura s a r a g i r a l d o j i m é n e z p e r e i r a Nací el 20 de octubre de 1995 en Pereira, Risaralda. En mi tiempo libre estudio danza, música, técnica vocal y teatro, pues son las

Más detalles

CABEZA HUECA, CABEZA SECA Franco Vaccarini

CABEZA HUECA, CABEZA SECA Franco Vaccarini 1 CABEZA HUECA, CABEZA SECA Franco Vaccarini 2 Para Moroiá no había peor compromiso que ser hijo del cacique. Todos estaban pendientes de él, de sus buenas o malas acciones. Sobre todo de las malas, porque

Más detalles

Redes de Convivencia Proyecto Sociocomunitario de los IES de El Puerto de Santa María

Redes de Convivencia Proyecto Sociocomunitario de los IES de El Puerto de Santa María Redes de Convivencia Redes de Convivencia Proyecto Sociocomunitario de los IES de El Puerto de Santa María Manuel Caño Delgado Isabel Moncosí Gómez Proyecto Sociocomunitario de los IES de El Puerto de

Más detalles

BUENOS DÍAS PRIMARIA

BUENOS DÍAS PRIMARIA Lunes Empezamos la semana del Domund Muy buenos días: Durante esta semana recordaremos en toda la Iglesia a las Misiones. Es decir, el próximo domingo será el Domingo Mundial de las misiones. Es lo que

Más detalles

Qué hace Alberto para calmar sus frustraciones?

Qué hace Alberto para calmar sus frustraciones? 24. Una cita con María Los peores años de nuestra vida. Qué hace Alberto para calmar sus frustraciones? a) graba sus canciones en una grabadora b) graba sus pensamientos en una grabadora c) prepara entrevistas

Más detalles

El teléfono mágico. Delamarre Enzo y Courtel Quentin 2 nde 7

El teléfono mágico. Delamarre Enzo y Courtel Quentin 2 nde 7 El teléfono mágico Delamarre Enzo y Courtel Quentin 2 nde 7 Había una vez un hombre en la calle. Se podía ver que estaba privado de todo. Su ropa estaba estropeada y sus zapatos estaban arruinados. El

Más detalles

Las Medias de los Flamencos

Las Medias de los Flamencos Las Medias de los Flamencos (Horacio Quiroga) Cierta vez las víboras dieron un gran baile. Invitaron a las ranas y a los sapos, a los flamencos y a los yacarés y a los pescados. Los pescados, como no caminan,

Más detalles

ANEXO 1. CARTEL ANCLAJE DE LAS EMOCIONES LAS EMOCIONES

ANEXO 1. CARTEL ANCLAJE DE LAS EMOCIONES LAS EMOCIONES ANEXO 1. CARTEL ANCLAJE DE LAS EMOCIONES LAS EMOCIONES ALEGRÍA TRISTEZA ENFADO MIEDO ANEXO 2 CUENTO: EL MONSTRUO DE COLORES 2 ANEXO 3 - DIBUJOS: EMOCIONES VIVIDAS 3 ANEXO 4 - RECONOCEMOS LAS EMOCIONES

Más detalles

CLARA EISMAN PATÓN AUTORA-CUENTO-TITULO. LA NÍNFA DEL RIO.

CLARA EISMAN PATÓN AUTORA-CUENTO-TITULO. LA NÍNFA DEL RIO. CLARA EISMAN PATÓN AUTORA-CUENTO-TITULO. LA NÍNFA DEL RIO. 1 Puente la reina es un pueblo montañoso de Navarra. En éste pueblecito precioso y lleno de vegetación, el aire que se respira es sano. Hay un

Más detalles

CINCO POEMAS DE PERROS MUY AZULES*

CINCO POEMAS DE PERROS MUY AZULES* DIÁLOGO DE POETAS CINCO POEMAS DE PERROS MUY AZULES* Claudia Hernández de Valle Arizpe I. (DE SOLO ) Ayer recorrí Tebas. Al final de una larga pared había una pileta. Aguardé mi turno. Me unté el agua

Más detalles

CÓMO CRIAR NIÑOS EMOCIONALMENTE SANOS #2 Recuerdos de la niñez Respuestas seleccionadas

CÓMO CRIAR NIÑOS EMOCIONALMENTE SANOS #2 Recuerdos de la niñez Respuestas seleccionadas CÓMO CRIAR NIÑOS EMOCIONALMENTE SANOS #2 Recuerdos de la niñez Respuestas seleccionadas RESPETO No sentirse respetado 1. Cuando intentaba usar ropa diferente, mis papás se burlaban de mí. 2. No podía decir

Más detalles

PRESENTACIÓN. Buena lectura!

PRESENTACIÓN. Buena lectura! PRESENTACIÓN La serie Aventura joven narra las aventuras que vive un grupo de amigos adolescentes: Mónica, Guillermo, Laura, Sergio y Martín. A través de sus historias, los vas a ir conociendo y, al mismo

Más detalles

PRIMERA SEMANA DE CUARESMA

PRIMERA SEMANA DE CUARESMA Cuaresma. Pág.1 PRIMERA SEMANA DE CUARESMA Jesús pasa cuarenta días en el desierto (Mateo 4, 1-11) Para pensar y trabajar: - Jesús también fue empujado por el diablo a hacer cosas para no agradar a Dios...

Más detalles

que ser muy estricto, que piense que hay que aplicar reglas y seguirlas, cuando la mamá puede ser mas laxa, más suave con el niño.

que ser muy estricto, que piense que hay que aplicar reglas y seguirlas, cuando la mamá puede ser mas laxa, más suave con el niño. NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES EN PERSONAS MULTIIMPEDIDAS Conferencia a cargo del Dr. NORMAN BROWN Instituto Superior del Profesorado de Psicopedagogía y Educación Especial "Dr. Domingo Cabred", Córdoba,

Más detalles

LAS 1000 PALABRAS MÁS FRECUENTES DEL CASTELLANO

LAS 1000 PALABRAS MÁS FRECUENTES DEL CASTELLANO 1 LAS 1000 PALABRAS MÁS FRECUENTES DEL CASTELLANO A continuación, se muestran las 1000 palabras más frecuentemente usadas del castellano (concretamente 1008 palabras) tomadas de los datos estadísticos

Más detalles

Jorge el valeroso. - Y tú qué quieres. - Verá respondió Jorge -, me gustaría que alguno de ustedes me ayudase a conocer lo que es el miedo.

Jorge el valeroso. - Y tú qué quieres. - Verá respondió Jorge -, me gustaría que alguno de ustedes me ayudase a conocer lo que es el miedo. Jorge el valeroso En una pequeña ciudad no muy lejana, vivía un hombre junto a su hijo, al que todos llamaban Jorge el tonto, porque no sabía lo que era el miedo. Tenía muchas ganas de saberlo, pero nadie

Más detalles

A los caraqueños siempre les ha gustado visitar La Guaira, unas ricas playas del litoral central de Venezuela. Resulta muy grato pasar en el lugar un

A los caraqueños siempre les ha gustado visitar La Guaira, unas ricas playas del litoral central de Venezuela. Resulta muy grato pasar en el lugar un La aparecida de la carretera vieja de La Guaira Venezuela A los caraqueños siempre les ha gustado visitar La Guaira, unas ricas playas del litoral central de Venezuela. Resulta muy grato pasar en el lugar

Más detalles

RELATO DE ALICIA CARRERAS HERNÁNDEZ PRIMER PREMIO

RELATO DE ALICIA CARRERAS HERNÁNDEZ PRIMER PREMIO RELATO DE ALICIA CARRERAS HERNÁNDEZ PRIMER PREMIO FINALISTA AUTONÓMICO: 16212 Hace unos días encontré una palabra. No sabía su significado, por lo que decidí buscarla en el diccionario. Cuando entré esta

Más detalles

Planificación para la lectura en voz alta del cuento

Planificación para la lectura en voz alta del cuento Ficha nº6 Planificación para la lectura en voz alta del cuento Rapunzel Hermanos Grimm Objetivos de Aprendizaje (OA) Comprender y disfrutar versiones completas de obras de literatura, leídas por un adulto.

Más detalles

2. ABRÁZATE. Abrázate a la noche. si no alcanzan el suelo tus pies. Abrázate a la noche. si hasta el alma tienes del revés. Abrázate a la noche

2. ABRÁZATE. Abrázate a la noche. si no alcanzan el suelo tus pies. Abrázate a la noche. si hasta el alma tienes del revés. Abrázate a la noche 1.SALMO 151 Yo me decía, como en un mismo salmo: Cómo ver cuando ahora no hay más que noche en mi vida? Cómo seguir caminando con la garganta quebrada y el corazón roto? Cómo andar este tramo de desierto

Más detalles

Como sombras de barco

Como sombras de barco POEMARIO ISSN 1692-5858. No. 14 Diciembre de 2009 P. 141 Como sombras de barco Nora Carbonell Muelle de Puerto Colombia, abril de 2009 La herrumbre del desamparo entra por la ventana que forma la baranda

Más detalles

Madre Nieve. La niña regresó entonces al pozo y no sabía qué hacer. Tenía tanto miedo que se tiró dentro del pozo para recoger el huso.

Madre Nieve. La niña regresó entonces al pozo y no sabía qué hacer. Tenía tanto miedo que se tiró dentro del pozo para recoger el huso. Madre Nieve Hermanos Grimm U na viuda tenía dos hijas. Una trabajadora y bonita, y la otra fea y perezosa. La madre, sin embargo, quería mucho más a la fea y perezosa, porque era su verdadera hija. La

Más detalles

VOLVERÉ, VOLVERÉ, A LA CASA DEL PADRE VOLVERÉ LE DIRÉ, LE DIRÉ: CONTRA EL CIELO Y CONTRA TI YO PEQUÉ.

VOLVERÉ, VOLVERÉ, A LA CASA DEL PADRE VOLVERÉ LE DIRÉ, LE DIRÉ: CONTRA EL CIELO Y CONTRA TI YO PEQUÉ. VOLVERÉ, VOLVERÉ, A LA CASA DEL PADRE VOLVERÉ LE DIRÉ, LE DIRÉ: CONTRA EL CIELO Y CONTRA TI YO PEQUÉ. De mi casa me fui un da destrozando la familia, yo pequé! Hoy me encuentro triste y roto; yo no quiero

Más detalles

LA CAJA PARLANCHINA LUIS ANGEL NSE CHICAMPO

LA CAJA PARLANCHINA LUIS ANGEL NSE CHICAMPO LA CAJA PARLANCHINA LUIS ANGEL NSE CHICAMPO PERSONAJES: BRAIS MINIMOY: Protagonista del cuento. Es algo curioso y siente pánico cuando no hay adultos con el. MISORA: Habitante del misterioso lugar al que

Más detalles

Por fin continuó hablándoles, con esa voz suave y dulce, que tanto les gustaba oír.

Por fin continuó hablándoles, con esa voz suave y dulce, que tanto les gustaba oír. El secreto má gico Quieres que te cuente un secreto? Existe una isla en el Océano Pacífico que es un lugar muy, muy especial. Allí, las personas tienen algo que todo el mundo desearía tener: Magia! Es

Más detalles

SÚMATE A LA AVENTURA DE LEERLES UN CUENTO CADA DÍA A LOS NIÑOS UN PAÍS QUE LEE ES UN PAÍS QUE SUEÑA

SÚMATE A LA AVENTURA DE LEERLES UN CUENTO CADA DÍA A LOS NIÑOS UN PAÍS QUE LEE ES UN PAÍS QUE SUEÑA SÚMATE A LA AVENTURA DE LEERLES UN CUENTO CADA DÍA A LOS NIÑOS UN PAÍS QUE LEE ES UN PAÍS QUE SUEÑA Las cosas raras Andrea Maturana Ilustrado por Isabel Hojas se día lunes, Ati se despertó algo extraña.

Más detalles

El primer día de colegio

El primer día de colegio El primer día de colegio Texto: Mireia Vidal Ilustraciones: Carles Salas Los cuentos de la abuela Esa mañana, el señor Cabezagacha se levantó nervioso. El sol no brillaba tan fuerte como lo había hecho

Más detalles

EL AGUILA QUE SE CREIA GALLINA

EL AGUILA QUE SE CREIA GALLINA EL AGUILA QUE SE CREIA GALLINA Era una vez un granjero sabio y bueno que gustaba de cuidar a las aves, subir a la montaña y contemplar el vuelo de las águilas. Un día, al bajar de la montaña, llegó a unas

Más detalles

LA ESTRELLA BONDADOSA (Dibujos y Texto: Rosama Baena Bernal)

LA ESTRELLA BONDADOSA (Dibujos y Texto: Rosama Baena Bernal) LA ESTRELLA BONDADOSA (Dibujos y Texto: Rosama Baena Bernal) PERSONAJES... UN PERRO COJO. UNA MARGARITA SIN PETALOS. UN JILGUERO CIEGO. UN GATO QUE TIEMBLA. LA LUNA Y EL SOL... Yo soy una estrella que

Más detalles

DE LOS 4 A LOS 6 MESES

DE LOS 4 A LOS 6 MESES DE LOS 4 A LOS 6 MESES Cómo SOY? - Si me sientas con apoyos, aguanto la cabeza y la muevo a los lados para ver lo que me rodea, así participo de lo que pasa a mi alrededor. - Boca abajo puedo levantar

Más detalles

CORRIENDO POR LAS CALLES

CORRIENDO POR LAS CALLES CORRIENDO POR LAS CALLES Por: Leydi Rocío Silva Rangel Era tarde sin duda alguna, tuve que apagar el celular por que me canse de mirar una y otra vez la hora. El tiempo parecía haberse detenido, no avanzaba,

Más detalles

No me gusta que seas tan golosa. Es de muy mala educación comer con los dedos. Además, tenemos que esperar a la abuelita.

No me gusta que seas tan golosa. Es de muy mala educación comer con los dedos. Además, tenemos que esperar a la abuelita. 1 CAPERUCITA ROJA El escenario representa: a la derecha la casa de Caperucita, en la que se ven una mesa y tres sillas, dispuestas de modo que ninguna da la espalda a los espectadores, sobre la mesa, una

Más detalles

Lo que más me gusta es volar dijo el sapo.

Lo que más me gusta es volar dijo el sapo. El vuelo del sapo Gustavo Roldán El vuelo del sapo de Gustavo Roldán. En El vuelo del sapo. Alfaguara juvenil. 2005. Gustavo Roldán Ilustraciones: Mónica Pironio Diseño de tapa y colección: Campaña Nacional

Más detalles

Cuentos de Formula (para empezar a pensar)

Cuentos de Formula (para empezar a pensar) Cuentos de Formula (para empezar a pensar) Los abrazos dejaron de sentir, ahora le recordaban el llanto silencioso de su madre cada anochecer por lo que decidió salir corriendo en busca de la libertad

Más detalles

Título: El secreto de aita. Emakunde-Emakumearen Euskal Erakundea Manuel Iradier, 36 01005 VITORIA-GASTEIZ www.emakunde.es Telefonoa: 945-016700

Título: El secreto de aita. Emakunde-Emakumearen Euskal Erakundea Manuel Iradier, 36 01005 VITORIA-GASTEIZ www.emakunde.es Telefonoa: 945-016700 el secreto de aita Título: El secreto de aita Edita: Textos: Ilustraciones: Diseño y maquetación: Fotomecánica: Imprenta: D.L..: Emakunde-Emakumearen Euskal Erakundea Manuel Iradier, 36 01005 VITORIA-GASTEIZ

Más detalles

llover leyenda hórreo gaita dudoso

llover leyenda hórreo gaita dudoso SINOPSIS Un grupo de cinco jóvenes franceses, dos parejas y un soltero, va de viaje a Galicia. En el camino, se lo pasan bien. Una noche, llegan en autobús a Portas, un pueblo a orillas del mar, en el

Más detalles

EL SUEÄO DE OTTO. Lo ves, Sylvie, no hay duda: todos estos madrileüos se van de vacaciones le dice Carmen.

EL SUEÄO DE OTTO. Lo ves, Sylvie, no hay duda: todos estos madrileüos se van de vacaciones le dice Carmen. AquÅ tienes el comienzo del segundo capåtulo de El sueäo de Otto. Falta la primera frase. ÇSabrÅas decirnos dénde estñn las dos amigas que hablan? ÇEn quö Öpoca del aüo tiene lugar esta conversacién? ÇSon

Más detalles

Hola mi nombre es Joao. por Joao Arracue, Lima - Peru Copyright 2012 por Veintiunocuatrodoce todos los derechos reservados ISBN-978-84-7645-447-3

Hola mi nombre es Joao. por Joao Arracue, Lima - Peru Copyright 2012 por Veintiunocuatrodoce todos los derechos reservados ISBN-978-84-7645-447-3 PB 1 Editorial Veintiunocuatrodoce M.C.E.Horeb E.R. n~ 2910SE-A Calle Monte Olivo 110 Santiago de Surco (Lima) Peru contacto@veintiunocuatrodoce.com www.vientiunocuatrodoce Hola, mi nombre es Joao por

Más detalles

Félix, el niño que no quería lavarse

Félix, el niño que no quería lavarse Félix, el niño que no quería lavarse Texto: Anna Espinach Ilustraciones: Estudio Nimau. Ilustración infantil y juvenil. Els contes de l àvia Lávate la cara! Frótate las manos! Algo más de champú detrás

Más detalles

Me llamo Adolfo, y soy un lobo. Nací en el bosque que se ve a mis espaldas. El bosque es mi casa. En él hay de todo lo que necesito para vivir: gansos, cerditos, conejos y otros manjares. Muchos dicen

Más detalles

"Dios tiene algo de abuelo"

Dios tiene algo de abuelo Portada - Testimonios - "Dios tiene algo de abuelo" "Dios tiene algo de abuelo" 3.12.2015 Eliana Palma es una abuela chilena que comparte en esta entrevista su visión acerca del papel que los abuelos tienen

Más detalles

Algar Editorial. 1 Palabras nuevas

Algar Editorial. 1 Palabras nuevas 1 Palabras nuevas El domingo por la mañana, al abrocharse su capota azul marino, la bruja vio que le faltaba un botón. Se la puso, de todos modos, y se fue a dar un paseo por el parque. Roque Bodoque y

Más detalles

familias saludables los primeros pasos hacia una vida activa

familias saludables los primeros pasos hacia una vida activa familias saludables los primeros pasos hacia una vida activa juegos Puedes jugar de manera activa con tu bebé o niño de cualquier edad. La actividad ayuda a que tú y tu bebé se mantengan a un peso saludable.

Más detalles

EL ARTE DEL SER EXITOSO

EL ARTE DEL SER EXITOSO EL ARTE DEL SER EXITOSO El éxito tiene relación con la forma en que pensamos, la forma en que enfocamos el propósito de nuestras vidas y cómo apreciamos lo que tenemos, lo que somos y lo que queremos lograr.

Más detalles

Aladino y la lampara maravillosa Autor: De Las mil y una noche

Aladino y la lampara maravillosa Autor: De Las mil y una noche www.soncuentosinfantiles.com Aladino y la lampara maravillosa Autor: De Las mil y una noche Erase una vez una viuda que vivía con su hijo, Aladino. Un día, un misterioso extranjero ofreció al muchacho

Más detalles

Qué significa que en internet lo que ves y oyes puede no ser real? Por qué crees que un adulto podría ponerse el nombre de cariñosito?

Qué significa que en internet lo que ves y oyes puede no ser real? Por qué crees que un adulto podría ponerse el nombre de cariñosito? LECTURA PARA EL DÍA LUNES 8 DE OCTUBRE Caso 1: LO QUE VES PUEDE NO SER REAL María y Julia jugaban en Club Penguin cada una en su propio iglú, estaban muy contentas entrando y saliendo de todos los lugares

Más detalles

Planificación para la lectura en voz alta del cuento

Planificación para la lectura en voz alta del cuento Ficha nº3 Planificación para la lectura en voz alta del cuento La Caperucita Roja Charles Perrault Objetivos de Aprendizaje (OA) Disfrutar de obras de literatura infantil mediante la audición atenta de

Más detalles

La enfermedad. Representar a un excluido

La enfermedad. Representar a un excluido La enfermedad Alemania, Noviembre de 2011 Muchos de los que llegan a Constelaciones Familiares buscan ante todo sanación y, a través de las Constelaciones Familiares, los trasfondos de las enfermedades

Más detalles

SINTESIS. La Mujer Maravilla

SINTESIS. La Mujer Maravilla SINTESIS La Mujer Maravilla Cuando digo La Mujer Maravilla me refiero a ella, mi madre. Muchos se preguntarán Por qué? Lo cual es muy fácil de responder para mí. Ella, Laura Plaza, es una mujer luchadora,

Más detalles

Esta prueba me ha servido para valorar el nivel en gramática y vocabulario en grupos de niños.

Esta prueba me ha servido para valorar el nivel en gramática y vocabulario en grupos de niños. Esta prueba me ha servido para valorar el nivel en gramática y vocabulario en grupos de niños. BLOQUE 1 1. * De dónde? - de Francia. a) vives / estoy b) estás / soy c) eres / soy 2. habitación de Juan

Más detalles

al lado del surtidor. Al principio me hizo arder la piel pero si me enjuagaba rápido podía darme el primer baño completo desde que empecé a andar por

al lado del surtidor. Al principio me hizo arder la piel pero si me enjuagaba rápido podía darme el primer baño completo desde que empecé a andar por al lado del surtidor. Al principio me hizo arder la piel pero si me enjuagaba rápido podía darme el primer baño completo desde que empecé a andar por las rutas. Me di un buen remojón sentado en la pileta,

Más detalles

EL GRAN BANQUETE (C.7.1.12)

EL GRAN BANQUETE (C.7.1.12) EL GRAN BANQUETE REFERENCIA BÍBLICA: Lucas 14:15-24 VERSÍCULO CLAVE: CONCEPTO CLAVE: OBJETIVOS EDUCATIVOS: "Entonces el amo le dijo al criado: 'Ve por los caminos y los cercados, y obliga a otros a entrar,

Más detalles

EL JEFE DE LA MANADA. Inés Garland. Las Tres Edades

EL JEFE DE LA MANADA. Inés Garland. Las Tres Edades EL JEFE DE LA MANADA Inés Garland Las Tres Edades Para Paz, que me escuchó en las siestas de Colonia. 1 EL DÍA EN QUE EMPEZÓ ESTA HISTORIA Si mis padres y los padres de Milo hubieran sabido que en el Rosedal

Más detalles

Carmen y Sylvie ya están en el tren. Hay mucha gente dentro y casi no pueden andar. Por fin llegan a sus sitios.

Carmen y Sylvie ya están en el tren. Hay mucha gente dentro y casi no pueden andar. Por fin llegan a sus sitios. Carmen y Sylvie ya están en el tren. Hay mucha gente dentro y casi no pueden andar. Por fin llegan a sus sitios. II Hace mucho calor. Carmen se quita la chaqueta. Sylvie abre su gran bolso y coge una botella

Más detalles

Cuando iba a nacer su hermano, a Bárbara se le nubló el mundo entero:

Cuando iba a nacer su hermano, a Bárbara se le nubló el mundo entero: 1 La Parejita de Eduardo Dayan El año en el que nació Bárbara fue muy importante para los Ramírez, Gerardo y Melina. Era la primera hija que tenían, la primogénita, la princesita, como decía la abuela!

Más detalles

Esta es una gran lección sobre el perdón. José

Esta es una gran lección sobre el perdón. José MIS PRIMEROS AMIGOS DE LA BIBLIA Lección 19 José perdona a sus hermanos Lectura bíblica: Génesis 42:1 45:15 Texto para memorizar: Mateo 6:12 Objetivo: Que los niños comprendan la importancia de perdonar

Más detalles

LOS DOS DEUDORES (C.7.1.11)

LOS DOS DEUDORES (C.7.1.11) LOS DOS DEUDORES REFERENCIA BÍBLICA: Mateo 18:21-35 VERSÍCULO CLAVE: CONCEPTO CLAVE: OBJETIVOS EDUCATIVOS: "Y cuando estén orando, perdonen lo que tengan contra otro, para que también su Padre que está

Más detalles

do para tu f CON EL AHORRO SOMOS PODEROSOS

do para tu f CON EL AHORRO SOMOS PODEROSOS A ur o ho do para tu f n a ut rr CON EL AHORRO SOMOS PODEROSOS TEMA III. CON EL AHORRO SOMOS PODEROSOS 1. CONTENIDOS EL AHORRO DA PODER Como aprendiste en el libro El dinero no crece en los árboles de

Más detalles

Lolita Bosch. El niño q u e quería matar

Lolita Bosch. El niño q u e quería matar Lolita Bosch El niño q u e quería matar Para A.M. Uno Me llamo Max, tengo catorce años y paso mucho más miedo que los otros niños. Porque a veces se me ocurren unas cosas muy extrañas que no sé qué son,

Más detalles

LA VIUDA QUIEN AYUDÓ POR ACEPTAR AYUDA (B.6.4.9)

LA VIUDA QUIEN AYUDÓ POR ACEPTAR AYUDA (B.6.4.9) LA VIUDA QUIEN AYUDÓ POR ACEPTAR AYUDA REFERENCIA BÍBLICA: Lucas 11-17 VERSÍCULO CLAVE: CONCEPTO CLAVE: OBJETIVOS EDUCATIVOS: "Y todos glorificaban a Dios, diciendo Dios ha visitado a su pueblo" (Lucas

Más detalles

" Quién quiere durar más en la cama y disfrutar de un mejor sexo con su novia esta misma noche?"

 Quién quiere durar más en la cama y disfrutar de un mejor sexo con su novia esta misma noche? " Quién quiere durar más en la cama y disfrutar de un mejor sexo con su novia esta misma noche?" Hola, Estoy feliz de que haya decidido probar este material. Todo lo que necesita para mejorar su resistencia

Más detalles

Comisión Nacional de los Derechos Humanos GUIONES PARA EL ESPACIO DE LOS DERECHOS DE LA NIÑEZ. Cuarto a sexto de Primaria

Comisión Nacional de los Derechos Humanos GUIONES PARA EL ESPACIO DE LOS DERECHOS DE LA NIÑEZ. Cuarto a sexto de Primaria Comisión Nacional de los Derechos Humanos GUIONES PARA EL ESPACIO DE LOS DERECHOS DE LA NIÑEZ Cuarto a sexto de Primaria TEXTO NUMERO 1 Todos hemos podido ver cómo va cambiando la vida. Vamos creciendo

Más detalles

Sesión 1: Lo que los bautistas creen acerca de Dios. Dios hizo todas las cosas

Sesión 1: Lo que los bautistas creen acerca de Dios. Dios hizo todas las cosas Escolares menores Hoja del alumno Unidad 10: Exploremos creencias bautistas Sesión 1: Lo que los bautistas creen acerca de Dios Versículo bíblico: En el principio Dios creó los cielos y la tierra. Génesis

Más detalles

Recursos asociados a El cuento con viñetas

Recursos asociados a El cuento con viñetas El voluntariado y el acompañamiento y el apoyo emocional Acceder a las instrucciones del juego Recursos asociados a El cuento con viñetas Objetivos específicos Reconocer que nuestras relaciones cambian

Más detalles

La ciencia mágica. [Cuento folclórico ruso.] Alekandr Nikoalevich Afanasiev

La ciencia mágica. [Cuento folclórico ruso.] Alekandr Nikoalevich Afanasiev La ciencia mágica [Cuento folclórico ruso.] Alekandr Nikoalevich Afanasiev En una aldea vivía un campesino con su mujer y su único hijo. Eran muy pobres, y, sin embargo, el marido deseaba que su hijo estudiase

Más detalles

Capítulo 4 Habilidades básicas para la comunicación

Capítulo 4 Habilidades básicas para la comunicación 33 Capítulo 4 Habilidades básicas para la comunicación Las personas generalmente se comunican con palabras o señas. Pero los niños empiezan a comunicarse mucho antes de desarrollar la habilidad de decir

Más detalles

UNIDAD 2: APRENDER A HACER ELECCIONES, APRENDIENDO A TOMAR DECISIONES

UNIDAD 2: APRENDER A HACER ELECCIONES, APRENDIENDO A TOMAR DECISIONES UNIDAD 2: APRENDER A HACER ELECCIONES, APRENDIENDO A TOMAR DECISIONES Índice: 2.1 Libertad para poder elegir 2.2 La importancia de tomar decisiones 2.3 Cuento: el hombre que no podía elegir 2.4 Aprendiendo

Más detalles

AYUDAR A OTROS (A.2.2.8)

AYUDAR A OTROS (A.2.2.8) AYUDAR A OTROS REFERENCIA BÍBLICA: Lucas 10:25-37 VERSÍCULO CLAVE: CONCEPTO CLAVE: OBJETIVOS EDUCATIVOS: " hagamos bien a todos" (Gálatas 6:10b, Dios Habla Hoy). Dios quiere que ayude a otros haciendo

Más detalles

I Concurso de "TUITS" de amor

I Concurso de TUITS de amor I Concurso de "TUITS" de amor Por alumos y alumnas del IES Carmen y Severo Ochoa. Luarca 1 Creemos un pequeño infinito juntos. 2 3 4 5 Cuando no puedo dormir, mirarte dormida a mi lado es otra forma de

Más detalles

Querido Dios, cuida por favor, de todos los que quiero. Protege a las personas que me quieren y me cuidan, y haz que siempre sean felices.

Querido Dios, cuida por favor, de todos los que quiero. Protege a las personas que me quieren y me cuidan, y haz que siempre sean felices. 12 Querido Dios, cuida por favor, de todos los que quiero. Protege a las personas que me quieren y me cuidan, y haz que siempre sean felices. Escribe aquí una oración en la que aparezcan las personas a

Más detalles

Bloque de Experiencias QUIEN SOY YO?

Bloque de Experiencias QUIEN SOY YO? 51 52 Bloque de Experiencias QUIEN SOY YO? EXPERIENCIAS CLAVES Yo... Mi cuerpo Mi historia Mi familia Mis amigos, mis amigas ACTIVIDADES PROPUESTAS Mi retrato Soy hombre, soy mujer Lo que puedo y me gusta

Más detalles

LOS PAJES DE LOS REYES MAGOS

LOS PAJES DE LOS REYES MAGOS LOS PAJES DE LOS REYES MAGOS José acaba de entrar con el coche en el pueblo, donde viven sus padres, le acompaña su mujer María, y sus hijos Jesús y Olga, que iban dormidos, en el asiento trasero. Vamos!,

Más detalles

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------

----------------------------------------------------------------------------------------------------------- Llovía y venteaba bastante. Era difícil ver. Había un hombre alto, pelirrojo, que corría por la calle gritando. Una mujer manejaba un pequeño coche verde. De repente el coche paró en frente del banco.

Más detalles

Una mujer muy fea va al médico y le dice: Doctor, tengo complejo de fea. El médico le contesta: tranquila, no tiene usted ningún complejo.

Una mujer muy fea va al médico y le dice: Doctor, tengo complejo de fea. El médico le contesta: tranquila, no tiene usted ningún complejo. CHISTES DE MÉDICOS Una vieja va al medico: - Doctor, doctor, tengo muchos gases; pero lo bueno es que no huelen, ni se oyen; si no mire usted, me acabo de tirar como veinte y usted ni cuenta se ha dado.

Más detalles