Ejemplos de casos resueltos

Tamaño: px
Comenzar la demostración a partir de la página:

Download "Ejemplos de casos resueltos"

Transcripción

1 Universidad Nacional de Educación a Distancia Practicum en Derecho penal Prof. Dr. José Núñez Fernández Advertencia: seguidamente se ofrecen ejemplos de casos resueltos. La idea es que los alumnos entiendan el proceso a seguir en la argumentación de los casos prácticos. Las soluciones que se proponen son algunas de las posibles. Cabría dar otras alternativas, como suele suceder en la mayoría de los supuestos que se analizan a lo largo del curso. Lo que interesa que saquen en claro es el proceso de argumentación y la manera de plasmar por escrito reflexiones jurídicas. Ejemplos de casos resueltos CASO 1 Instrucciones: Analizar el comportamiento de Mohamed T.A. de acuerdo con los hechos probados que seguidamente se describen. Procédase a su calificación jurídica y a la determinación de la responsabilidad penal de Mohamed T.A. De apreciarse la concurrencia de ésta, procédase a la determinación e individualización de la pena a imponer, así como de la responsabilidad civil. Se podrá utilizar el Código penal, pero sólo el texto de la ley sin comentarios doctrinales ni jurisprudenciales. Hechos probados: Sobre las horas del 22 de agosto de 2007, se encontraban Munir A. junto con Karim A. y otros amigos en la puerta del bar El Sardinero, de Ceuta, tomando unas cervezas, y en un momento dado, al reírse aquél, se dio por aludido el acusado Mohamed T.A., que estaba también allí, y tras preguntarle a Munir de qué se reía, se entabló una discusión entre ambos en la que se insultaron e incluso llegaron a empujarse, procediendo en un momento dado Mohamed a retroceder dos o tres pasos y sacando una pistola semiautomática, marca parabellum 9mm, que llevaba dentro del pantalón, y que no ha sido localizada, le disparó una sola vez a las piernas, tras lo cual se dio a la fuga en una motocicleta. Munir sufrió lesiones por arma de fuego tanto en el miembro inferior derecho como en el izquierdo, tardando en curar 105 días, sufriendo,

2 entre otras secuelas, cojera del miembro inferior derecho y atrofia de la musculatura del miembro inferior izquierdo. SOLUCIÓN: 1. En primer lugar, siguiendo el esquema de la teoría jurídica del delito publicada en la web del Departamento de Derecho penal y Criminología de la UNED dentro de la asignatura correspondiente al practicum no presencial, habría que considerar que el comportamiento consistente en disparar, llevado a cabo por Mohamed constituye acción, puesto que cuando Mohamed realiza este comportamiento, está consciente y no se encuentra condicionado físicamente de manera necesaria. No concurre ninguna causa que excluya la acción como el acto reflejo, la fuerza física irresistible o el estado de inconsciencia. 2. Una vez confirmada la existencia de acción, pasamos analizar la descripción que de dicha acción hace el Código penal. Es decir, pasamos a analizar la tipicidad de dicha acción. El tipo penal en el que se podría subsumir el comportamiento realizado por Mohamed es el del delito de lesiones, recogido en los artículos 147 y ss. En sede de tipicidad, distinguimos entre dos planos, la objetiva y la subjetiva. Dentro de la objetiva, se debe tener en cuenta que el delito de lesiones es un delito de resultado, en la medida en que el tipo penal que lo regula exige la presencia e un comportamiento, en este caso, disparar, y de un resultado, el menoscabo en la salud física del sujeto que requiera para su curación asistencia facultativa y tratamiento médico quirúrgico. Comportamiento y resultado suceden en momentos cronológicos diferentes y son conceptualmente distintos. Por ello hay que comprobar que el primero fue causa del segundo. Es preciso analizar en primer lugar la relación de causalidad entre el disparo y el menoscabo en la integridad física que sufre Munir. A efectos de confirmar este nexo causal, se debe utilizar la teoría de la equivalencia de las condiciones. Según esta teoría un comportamiento se puede considerar causa de un resultado si suprimido mentalmente, hace desaparecer el resultado tal y como este en concreto se produjo. En este sentido, si suprimimos el disparo que Mohamed lleva a cabo, el resultado consistente en el menoscabo de la salud física de Munir no se había producido, así como tampoco se habrían producido las secuelas consistentes en atrofia muscular y cojera. Confirmada la relación de causalidad es preciso analizar la imputación objetiva. Se trata de averiguar si el resultado (menoscabo de la integridad física y secuelas) es objetivamente imputable al comportamiento consistente en disparar. A tal efecto hay que determinar si la acción consistente en disparar introduce un peligro jurídicamente desaprobado. Semejante circunstancia se da, toda vez que disparar un proyectil a una persona en una de sus extremidades introduce un peligro penalmente relevante al menos para su integridad física. Lo segundo que hay que comprobar a efectos de confirmar la imputación objetiva, es la previsibilidad objetiva del resultado (menoscabo en la integridad física y secuelas) llevando a cabo la acción de disparar. Este juicio de previsibilidad objetiva se realiza desde la perspectiva del hombre medio colocado en la posición del autor y desde un punto de vista ex ante. En este sentido, se puede afirmar que un hombre medio colocado en la posición de quien va a disparar a otro en la pierna, concebiría como objetivamente previsible que la integridad física de ese otro se viera menoscabada y también que el disparo pudiera objetivamente provocar

3 secuelas como atrofia muscular y cojera. Comprobado que la acción introduce un peligro jurídicamente desaprobado para la integridad física del sujeto y la previsibilidad objetiva del resultado acaecido, pasamos a comprobar si tal resultado (en este caso el menoscabo en la integridad física, atrofia muscular y cojera) es la concreción del mismo riesgo que introdujo la acción de disparar. Y en efecto lo es (la acción de disparar pone en peligro la salud física y es precisamente el daño en la salud física de Munir el resultado en que se concreta dicho peligro). Por último, para confirmar la imputación objetiva, es preciso comprobar si la evitación del resultado coincide con los fines de protección de la norma infringida. Este requisito también se cumple: uno de los fines de la norma que nos prohíbe disparar a otra persona en sus extremidades es evitar que se produzca el menoscabo en la salud física de la víctima que es precisamente el resultado que se ha producido. Así pues se cumple el tipo objetivo del delito de lesiones, respecto del cual, Mohamed, sería el sujeto activo pues es el quien realiza la acción típica de modo directo. Sería autor material conforme a lo establecido en el artículo 28. El sujeto pasivo sería Munir ya que es el titular del bien jurídico que es la integridad física. El delito está consumado puesto que se ha realizado el resultado que exige el tipo penal. En atención a los medios empleados, concretamente la pistola, sería de aplicación el tipo agravado de lesiones recogido en el artículo 148.1º. No cabría aplicar los tipos agravados del 149 y del 150 ya que la cojera no supone inutilidad o pérdida de miembro corporal o pierna. Los términos pérdida o inutilidad se emplean cómo sinónimos por lo que ésta última ha de ser total para equipararse a la primera. Y la cojera no implica una pérdida o inutilidad total de la pierna, si bien tendrá efectos de cara a la responsabilidad civil que será analizada más adelante. Confirmada la tipicidad objetiva, debemos analizar la subjetiva. El delito de lesiones es cometido por Mohamed a título doloso. Ello porque se dan en dicho sujeto tanto el elemento intelectual como el elemento volitivo de esta forma de tipicidad subjetiva. Es decir que Mohamed es consciente de que está disparando a Munir y le quiere disparar. Deteniéndonos en el análisis del ánimo específico que inspira el comportamiento de Mohamed, se puede afirmar que se trata de un ánimo de lesionar y no de matar. En este sentido los hechos no se podrían considerar como constitutivos de tentativa de homicidio ya que hay que descartar el animus necandi puesto que el Mohamed, aunque usa un medio de suma peligrosidad como es la pistola, sólo dispara una vez y a un órgano no vital. 3. Una vez que hemos constatado la existencia de una acción típica pasamos a comprobar si además es antijurídica. Para ello debemos comprobar si concurren causas de justificación, como son la legítima defensa, el estado de necesidad y el ejercicio legítimo de un deber o derecho. Es preciso afirmar que no concurre ninguna de dichas causas de justificación. Habría que detenerse, no obstante, en el análisis de la legítima defensa. Cabría pensar que la conducta de Mohamed podría estar amparada parcialmente en la legítima defensa. No obstante, hay que desechar esa idea puesto que el primer requisito de la legítima defensa tal y como establece el artículo 21.4 del Código penal es la existencia de una agresión ilegítima por parte del sujeto, en este caso Munir, que sufre la lesión. Dicho elemento, la agresión ilegítima, constituye un requisito esencial de esta causa de justificación sin el cual no se puede apreciar ni como circunstancia eximente completa ni incompleta. Y no existe agresión ilegítima por parte de Munir pues los empujones y los insultos que le dirige a Mohamed se producen en el seno de una riña mutuamente aceptada. Es Mohamed quien disparando reacciona de manera completamente desproporcionada y sin respetar las condiciones de la riña.

4 Dicha riña mutuamente aceptada no constituye agresión ilegítima a efectos de considerar la legítima defensa. 4. Confirmada la antijuricidad habría que analizar la culpabilidad. Para ello debemos considerar si Mohamed es consciente del carácter antijurídico de su comportamiento o si por el contrario incurre en un error de prohibición. Y hay que concluir afirmando que Mohamed es consciente de lo prohibido de su comportamiento. Es de todo punto inverosímil que un sujeto considere que en el contexto en que se sucedieron los hechos, le esté permitido disparar a otro con una pistola en la pierna y causarle lesiones. Confirmado el conocimiento de la antijuricidad pasamos a analizar la imputabilidad de Mohamed, siempre en sede de culpabilidad. Y concluimos que Mohamed es imputable pues, de acuerdo con los hechos probados, no concurre en él ninguna causa que le impida comprender la ilicitud, ni comportarse de acuerdo con dicha comprensión. No concurre por tanto ninguna causa que disminuya o excluya la imputabilidad. Hay que descartar en este sentido la posibilidad de considerar que Mohamed se encuentre en un estado pasional de arrebato u obcecación, regulado como atenuante en el artículo 21.3º del Código penal. Nada indica que así fuera en el relato de hechos. 5. En conclusión el disparo de Mohamed sobre la pierna de Munir provocando el menoscabo en la integridad física de éste, constituye un delito doloso y consumado de lesiones del artículo en relación con el artículo 148.1º. Se trata por tanto de una acción típica, antijurídica y culpable de la que debe responder Mohamed a título de autor, respecto de quien no concurren circunstancias modificativas de la responsabilidad penal. Se trata asimismo de una acción punible, es decir, susceptible de ser castigada con la pena que para la misma prevé el Código penal, dado que el tipo delictivo aplicable (el del artículo en relación con el 148.1º) no exige condiciones objetivas de punibilidad ni resulta de aplicación al caso ninguna excusa absolutoria. 5. Confirmados estos extremos pasamos a determinar e individualizar la pena. Al estar la infracción consumada y haberla realizado el responsable a título de autor, el marco penológico que le corresponde a Mohamed es el establecido en el artículo 148, es decir, la pena de prisión de 2 a 5 años. Ello porque tal y como dispone el artículo 61, cuando la Ley establece una pena, se entiende que la impone a los autores de la infracción consumada. Luego el marco penal abstracto que le corresponde a Mohamed es de 2 a 5 años de prisión. Este marco penal abstracto coincide con el marco penal concreto pues no concurren en Mohamed circunstancias modificativas de responsabilidad. Por lo que respecta a la individualización de la pena, es preciso advertir que en principio a Mohamed se le puede imponer cualquier pena comprendida en el intervalo señalado. A falta de datos sobre su nivel de integración social, situación laboral y cargas familiares, sería correcto elegir cualquier pena concreta comprendida dentro del intervalo que va de los 2 a los 5 años de prisión. Si se le impone la pena de prisión de 2 años, es decir, la pena mínima, entonces habrá que considerar la posibilidad de que dicha pena de prisión se suspenda conforme a lo establecido en los artículos 80 y siguientes del Código penal. 6. En materia de responsabilidad civil, es preciso advertir que el artículo 116 señala que toda persona criminalmente responsable de un delito o falta lo es también

5 civilmente si del hecho se derivaren daños o perjuicios. Tal es el caso de Mohamed a quien hemos considerado penalmente responsable como autor del delito de lesiones, causante del daño corporal que tardó en curar 105 días y dejó como secuelas la atrofia muscular y cojera de una extremidad inferior. A efectos de establecer dicha responsabilidad, habría que aplicar las tablas de indemnización por daño corporal anexas a la ley 30/1995, referenciada en el esquema de la teoría jurídica del delito publicada en la web del Departamento de Derecho penal y Criminología de la UNED. Hay que advertir que dichas tablas no vinculan a los jueces en la jurisdicción penal, aunque son el marco de referencia que normalmente utilizan. La tenencia de la pistola por parte de Mohamed podría ser constitutivo de un delito de tenencia ilícita de armas previsto en el artículo 564 del Código penal. Si bien, de acuerdo con los hechos probados la pistola no ha aparecido y tampoco se dice en ningún momento que Mohamed careciese de la correspondiente licencia. Por estos motivos y en base al principio in dubio pro reo, entiendo que no existe base probatoria para condenar a Mohamed por el delito de tenencia ilícita de armas.

6 CASO 2 Instrucciones: Analizar el comportamiento de Juan Pedro G. P. de acuerdo con los hechos probados que seguidamente se describen. Procédase a su calificación jurídica y a la determinación de la responsabilidad penal de Juan Pedro G. P. De apreciarse la concurrencia de ésta, procédase a la determinación e individualización de la pena a imponer. Se podrá utilizar el Código penal, pero sólo el texto de la ley sin comentarios doctrinales ni jurisprudenciales. Hechos probados: El acusado Juan Pedro G.P., sobre las 7:30 horas del 4 de abril de 2007, circulaba en dirección a Alicante por la carretera nacional 332, conduciendo el vehículo de su propiedad marca Renault 9, y a la altura del km. 126 efectuó una maniobra imprudente de adelantamiento chocando frontalmente con un Volkswagen Polo, conducido por Rafael M.M., quien circulaba correctamente por su carril en dirección a Valencia. A consecuencia del choque, Rafael M..M. sufrió erosiones superficiales en cadera izquierda, codo y mano izquierdos, cara anterior de la zona tibial izquierda y hematoma en flanco y clavícula izquierdos a nivel de musculatura costal, lesiones todas ellas de poca gravedad, no obstante lo cual, Rafael M.M. ingresó en el hospital de San Juan, a donde había sido trasladado en ambulancia inmediatamente después de producirse el accidente, con intenso dolor torácico, sensación de ahogo por falta de aire e insuficiencia respiratoria clínica, que resultó ser un cuadro de infarto agudo de miocardio, falleciendo de este infarto en dicho hospital a las 17:30 horas del mismo día. En el informe de autopsia se descarta una etiología traumática del infarto, porque no se advierten signos de traumatismo directo de la zona cardiaca. Según dicho informe, Rafael M.M. falleció porque, con bastante anterioridad al día del accidente, había sufrido un pequeño infarto asintomático, y porque, con ello, se trataba de una persona susceptible, con placa de ateroma ya formada, sobreviniendo el infarto agudo que le produjo la muerte como consecuencia de esa predisposición física desfavorable y de la fuerte angustia desencadenada en la victima por el accidente automovilístico que acababa de sufrir. SOLUCIÓN:

7 1. Siguiendo el esquema de la Teoría Jurídica del Delito publicada en la web del Departamento de Derecho penal y Criminología de la UNED dentro de la asignatura practicum no presencial, debemos afirmar que el comportamiento llevado a cabo por Juan Pedro consistente en realizar una maniobra inadecuada de adelantamiento invadiendo el carril contrario y colisionando con el vehículo que circulaba correctamente por dicho carril, constituye acción susceptible de ser relevante para el Derecho penal pues cuando Juan Pedro realiza este comportamiento se encuentra consciente y no condicionado físicamente de manera necesaria. No concurre ninguna causa que excluya la acción como el acto reflejo, la fuerza física irresistible o la inconsciencia. 2. Confirmada la existencia de la acción debemos proceder a analizar si la misma ha sido prevista y penada por el Derecho penal. Pasamos pues a examinar su tipicidad, diferenciando entre la tipicidad objetiva y la subjetiva. En el plano de la tipicidad objetiva podríamos pensar que la acción quizá subsumible en el delito de homicidio de los artículos 138 en relación con el 142, toda vez que el adelantamiento provocó un choque frontal con otro vehículo en el que viajaba Rafael que terminó falleciendo. Pero para que el adelantamiento y posterior choque y fallecimiento del conductor que iba en carril contrario satisfaga la tipicidad objetiva del delito de homicidio, es preciso confirmar la causalidad entre el adelantamiento y el fallecimiento así como que el fallecimiento es objetivamente imputable a la acción de adelantar de manera inadecuada, conforme a la teoría de la imputación objetiva. Ello porque el delito de homicidio es un delito de resultado cuya regulación exige la presencia de un comportamiento y el acaecimiento de un resultado conceptualmente distinto del comportamiento y que sucede en un momento posterior al mismo. Por ello es necesario vincular causalmente comportamiento y resultado y comprobar si el resultado es objetivamente a la acción. Sólo así podremos estar seguros de que se cumple el tipo objetivo del delito de homicidio que estamos analizando. A efectos de vincular causalmente acción y resultado aplicamos la teoría de la equivalencia de las condiciones. Según dicha teoría, una acción es causa de un resultado si suprimida mentalmente hace desaparecer el resultado tal y como en concreto se produjo. Y en el caso que nos ocupa, suprimido el adelantamiento el choque frontal de los vehículos y posterior fallecimiento de Rafael también desaparecen. Es decir que existe una relación de causalidad entre el adelantamiento y el resultado muerte tal y como en concreto se produjo. Es cierto que quizá Rafael hubiese muerto a los pocos días por el problema cardiaco que padecía, aunque no se hubiese chocado su coche con el de Juan Pedro. Pero lo que nos interesa es la muerte de Rafael tal y como en concreto se produjo, a la hora y en el día indicados en el relato de hechos. Y esa muerte sí desaparece si desaparece el adelantamiento, pues a la condición cardiaca que padecía Rafael hay que unir la angustia sufrida por el accidente que precipitó el infarto precisamente ese día y a esa hora. Comprobada la relación de causalidad de acuerdo con la teoría de la equivalencia de las condiciones, es preciso determinar si el fallecimiento es objetivamente imputable al adelantamiento imprudente. Para ello es preciso determinar si la acción consistente en adelantar indebidamente a un vehículo introduce un peligro jurídicamente desaprobado. Y en efecto es así. El adelantamiento indebido es un comportamiento peligroso que lleva la conducción de vehículos a niveles de riesgo no permitido en los que se pone en peligro la vida e integridad física del resto de los conductores al igual que la seguridad vial. El segundo requisito de la imputación objetiva consiste en que el resultado muerte por infarto debido a la angustia que provoca el accidente en una persona con un

8 padecimiento cardiaco previo sea objetivamente previsible desde una perspectiva ex ante para un hombre medio colocado en la posición del autor. Y firmemente entiendo que la previsibilidad objetiva del resultado tal y como se produjo no se da. De un adelantamiento indebido se puede esperar un choque frontal entre dos vehículos y la muerte de los ocupantes por el traumatismo del golpe. Lo que de ninguna manera es objetivamente previsible es que uno de los ocupantes padezca un problema cardiaco que le ponga en riesgo de muerte por infarto al experimentar la angustia propia del accidente. Otro tanto de lo mismo hay que decir respecto del tercer requisito de la imputación objetiva. Aquel que consiste en que el resultado tal y como en concreto se produjo (infarto por angustia provocado por condición cardiaca previa del sujeto) sea la realización del mismo riesgo que introdujo la acción. En efecto, el resultado no es la realización del riesgo introducido por el adelantamiento imprudente. El adelantamiento imprudente introduce riesgo de choque y fallecimiento por traumatismo, y no por una condición cardiaca específica de uno de los conductores que le hace especialmente sensible al estrés o la angustia del accidente. Y tampoco se cumple el último de los requisitos de la imputación objetiva, puesto que la evitación del resultado no queda abarcada por la finalidad de la norma infringida. La norma que prohíbe adelantar en determinados momentos y lugares pretende evitar resultados como muerte o lesiones por traumatismo, pero no la muerte por infarto de quien tiene una enfermedad cardiaca con carácter previo al accidente y sufre angustia como consecuencia del mismo, sentimiento que unido a su condición médica deviene letal. Por todas las razones expuestas hay que negar la imputación objetiva de la muerte respecto del adelantamiento y concluir que no concurre el tipo objetivo del homicidio. 3. Los hechos podrían no obstante ser constitutivos de una falta de lesiones del artículo , dado que se ha producido un menoscabo en la integridad física de Rafael que como consecuencia del choque sufre erosiones superficiales en cadera izquierda, codo y mano izquierdos, cara anterior de la zona tibial izquierda y hematoma en flanco y clavícula izquierdos a nivel de musculatura costal, lesiones todas ellas de poca gravedad. Al no requerir tratamiento médico quirúrgico dichas lesiones, las mismas no cumplen con lo establecido en el artículo 147 y no pueden ser constitutivas de delito. Es preciso advertir que la falta de lesiones es una infracción penal de resultado y que, teniendo en cuenta las razones expuestas más arriba, se debe establecer una relación de causalidad entre el adelantamiento y el resultado consistente en la merma en la integridad física de Rafael. También habrá que determinar si dicho menoscabo es objetivamente imputable al adelantamiento. Ambas circunstancias (causalidad e imputación objetiva) se dan y no es preciso abundar en ello si tenemos en cuenta lo planteado para descartar el tipo objetivo del delito de homicidio. Se cumple pues el tipo objetivo de la falta de lesiones de quien sería sujeto activo Juan Pedro que respondería en su caso como autor, de acuerdo con lo establecido en el artículo 28 del Código penal, pues es el quien de manera directa lleva a cabo el comportamiento descrito en el tipo penal. El sujeto pasivo sería Rafael, pues es el titular del bien jurídico protegido: la integridad física. Confirmada la tipicidad objetiva de la falta de lesiones apuntada, habría que comprobar si se da la subjetiva. A este respecto es preciso descartar la forma de tipicidad subjetiva dolosa, pues no existe elemento volitivo por parte de Juan Pedro, quien no quería herir a Rafael (su voluntad sólo abarca la maniobra de adelantamiento inadecuada y no los resultados que la misma pueda provocar). Cabe considerar, por

9 tanto, que la forma de tipicidad subjetiva que concurre respecto de la falta de lesiones es la imprudencia. Juan Pedro no quiere realizar el hecho criminal pero lo acaba realizando al infringir un deber de cuidado (el deber que le obliga a abstenerse de adelantar a otros vehículos en determinados momentos y lugares). Al tratarse de una imprudencia, es preciso advertir que entonces los hechos no se pueden castigar como una falta de lesiones, puesto que la falta de lesiones que estamos aplicando sólo contempla la comisión dolosa y no la imprudente (el artículo 12 del Código penal impide castigar por imprudencia a no ser que dicha forma de comisión esté específica y expresamente prevista en la figura delictiva en cuestión). 4. Dicho esto cabe considerar que los hechos son a su vez constitutivos de un delito contra la seguridad vial recogido en el artículo 380 del Código penal. Dicho precepto castiga a quien <<condujere vehículo a motor con temeridad manifiesta y pusiere en peligro concreto la vida o la integridad de las personas>>. Es preciso advertir que el comportamiento de Juan Pedro cumple el tipo objetivo de este delito que es de mera actividad. Adelantar en un momento inadecuado invadiendo el carril contrario constituye sin duda alguna una maniobra sumamente peligrosa que pone en peligro concreto la vida y la seguridad del resto de usuarios de la vía. La prueba más inequívoca de que en el caso analizado se ha puesto en peligro concreto la vida y la seguridad de otros conductores es que se ha producido un choque frontal con otro vehículo que sí iba circulando correctamente por su carril. La temeridad se puede apreciar además, por la importancia de la norma de cuidado infringida que prohíbe adelantar invadiendo el sentido contrario de la vía, en determinados momentos y en determinadas localizaciones. También se desprende la temeridad de la alta probabilidad de causar resultados lesivos si dicha norma se quebranta y de la entidad del bien jurídico que protege dicha norma (seguridad vial, integridad física y vida). 5. El tipo contra la seguridad vial contemplado en el artículo 380 desde el punto de vista de la tipicidad subjetiva es un delito sólo compatible con la comisión dolosa ya que no está prevista la comisión imprudente de este delito. Y dicha forma de tipicidad subjetiva concurre en Juan Pedro quien consciente y voluntariamente decide realizar un adelantamiento invadiendo el carril contrario. Juan Pedro sabe, como conductor, que invadir un carril contrario en un momento inadecuado entraña un riesgo elevado de accidente y él toma la decisión de realizar dicho comportamiento probablemente en la creencia de que el riesgo estaba controlado y en la esperanza de que nada fuese a suceder. Juan Pedro adelanta e invade el carril contrario consciente y voluntariamente. El dolo de Juan Pedro abarca el tipo del 380 aunque no es predicable ni de la falta de lesiones acaecida ni del fallecimiento respecto del que tampoco existe, como ya se advirtió, imputación objetiva. 6. Con respecto a la antijuricidad hay que apuntar que ésta se da puesto que no concurre ninguna causa de justificación en el comportamiento de Juan Pedro. 7. El comportamiento realizado por Juan Pedro es por tanto típico y antijurídico y también culpable. En este sentido se puede decir que Juan Pedro es consciente de que el comportamiento que realiza es contrario a derecho. No incurre pues en un error de prohibición, dado que el saber que adelantar invadiendo el carril contrario en un momento inadecuado está prohibido se le presume a cualquier conductor que tenga permiso de conducir como es el caso de Juan Pedro. Por otro lado, y también en sede de culpabilidad, se puede afirmar que Juan Pedro es imputable. Ello porque es mayor de edad y porque en el momento que lleva a cabo una infracción no padece ninguna alteración psíquica que le impida comprender la ilicitud o adaptar su comportamiento a dicha conciencia de ilicitud. Tampoco se puede afirmar que Juan Pedro se encuentre dentro de alguno de los supuestos de inexigibilidad

10 del comportamiento debido, dado que no actúa bajo miedo insuperable, ni se puede apreciar la concurrencia de estado de necesidad exculpante. En conclusión la acción consistente en adelantar a un vehículo invadiendo el carril contrario inadecuadamente y provocando un choque frontal con el vehículo que circulaba correctamente en el sentido contrario constituye un delito doloso y consumado contra la seguridad vial recogido en el artículo 380 del CP. Se trata por tanto de una acción típica, antijurídica y culpable de la que debe responder Juan Pedro a título de autor según lo establecido en el artículo 28, respecto de quien no concurren circunstancias modificativas de la responsabilidad penal. Se trata asimismo de una acción punible, es decir, susceptible de ser castigada con la pena que para la misma prevé el Código penal, dado que el tipo delictivo aplicable (el del artículo 380) no exige condiciones objetivas de punibilidad ni resulta de aplicación al caso ninguna excusa absolutoria. 8. Confirmados estos extremos pasamos a determinar e individualizar la pena. Al estar la infracción consumada y haberla realizado el responsable a título de autor, el marco penológico que le corresponde a Juan Pedro es el establecido en el artículo 380, es decir el de prisión de seis meses a dos años y privación del permiso a conducir vehículos a motor y ciclomotores por un tiempo superior a uno y hasta seis años. Ello porque tal y como dispone el artículo 61, cuando la Ley establece una pena, se entiende que la impone a los autores de la infracción consumada. Luego el marco penal abstracto que le corresponde a Juan Pedro es de prisión de seis meses a dos años y privación del permiso a conducir vehículos a motor y ciclomotores por un tiempo superior a uno y hasta seis años. Este marco penal abstracto coincide con el marco penal concreto pues no concurren en Juan Pedro circunstancias modificativas de responsabilidad penal. Por lo que respecta a la individualización de la pena, es preciso advertir que en principio a Juan Pedro se le puede imponer cualquier pena comprendida en el intervalo señalado. A falta de datos sobre su nivel de integración social, situación laboral y cargas familiares, sería correcto elegir cualquier pena concreta comprendida dentro del intervalo que va de los seis meses a los dos años de prisión y la privación del permiso a conducir vehículos a motor y ciclomotores por un tiempo superior a uno y hasta seis años (es preciso decantarse y señalar la pena concreta a la que se condena al sujeto). Con respecto a la pena de prisión que se le imponga que como máximo será de dos años, habrá que considerar la posibilidad de que dicha pena de prisión se suspenda conforme a lo establecido en los artículos 80 y siguientes del Código penal.

11 CASO 3 Instrucciones: Analizar el comportamiento de Juan Pedro G. P. de acuerdo con los hechos probados que seguidamente se describen. Procédase a su calificación jurídica y a la determinación de la responsabilidad penal de Juan Pedro G. P. De apreciarse la concurrencia de ésta, procédase a la determinación e individualización de la pena a imponer. Se podrá utilizar el Código penal, pero sólo el texto de la ley sin comentarios doctrinales ni jurisprudenciales. HECHOS PROBADOS El procesado Iván, mayor de edad y carente de antecedentes penales, el día 25 de abril de 1997 entre las horas y las horas, cuando paseaba en compañía de su hermana Ruth se encontró con su esposa, María Soledad, de la cual se encontraba en trámites de separación matrimonial en vía judicial, y a la que hacía más de un mes que no veía. La misma se encontraba en avanzado estado de gestación (cinco meses y medio), lo que era conocido por el procesado, ya que en la anterior ocasión que se habían visto, su esposa así se lo había comunicado. Siendo así que el procesado en aquella ocasión le había llegado a proponer a su esposa la posibilidad de abortar, dado que el hijo había sido gestado por una tercera persona distinta de él, y a la que en alguna ocasión el acusado se había referido como "moro de mierda", llegando a llamar a su esposa "zorra" y "basura". En el día de autos, la esposa se dirigía a recoger a su hija a la salida del colegio. Por lo que Iván, al percatarse de la presencia de María Soledad, se dirigió a la misma manifestándole de forma insistente que quería hablar con ella, y aunque en un principio María Soledad se negaba, hubo finalmente de acceder dada la insistencia de Iván, encargándose de recoger a la niña su hermana Ruth, quien se alejó a tal fin, por lo que no vio más de lo ocurrido con posterioridad. Una vez que Iván y Soledad se encontraron solos, comenzaron a caminar sin detenerse e interpelándose mutuamente acerca de asuntos familiares; y al cabo de unos instantes Soledad decidió detenerse con el fin de conocer qué es lo que pretendía Iván, haciéndolo a la altura de la entrada del parking sito en la calle X, procediendo a sentarse en el muro que conforma dicha entrada en el sentido contrario al acceso de los vehículos, y que tiene una altura de 80 centímetros. Y allí, estando Iván enfrente de ella y sabedor de que a su espalda había una altura considerable por ser la rampa de entrada al parking, de forma inopinada y sorpresiva, empujó violentamente a Soledad en los hombros de ésta y hacia atrás, deshaciéndose de ella pese a que la misma intentó agarrarse al procesado, quien le dijo, "no tengo más remedio", cayendo finalmente la misma al vacío desde una altura de 4,120 metros golpeándose antes de llegar al suelo con la barandilla de acceso al parking. A continuación Iván, tras asomarse y ver a su esposa tendida en el suelo, emprendió a pie la huida del lugar, dejando pasar el tiempo y siendo detenido 4 días después. A consecuencia de estos hechos, Soledad fue diagnosticada de diversas lesiones consistentes en: politraumatismo, estallido esplénico (rotura del bazo), homoperitoneo, fracturas 6ª, 7ª, 8ª y 9ª costillas izquierdas, neumotórax izquierdo, hemotórax bilateral, feto (parto vaginal) muerto retenido, insuficiencia respiratoria, y sepsis urinaria, estando hospitalizada 34 días y necesitando para su curación e incapacitada para sus tareas habituales un total de 102 días, y quedando como secuelas: esplenectomía y un perjuicio estético importante debido a tres cicatrices quirúrgicas. Asimismo sufrió la pérdida del hijo que esperaba

12 SOLUCIÓN: Lo primero a determinar es la existencia de acción. En el caso objeto de análisis esta cuestión no plantea problemas puesto que el empujón que lleva a cabo Iván, constituye acción desde el punto de vista jurídico penal puesto que cuando Iván empuja a Soledad por el desnivel de la rampa de entrada al aparcamiento, no está condicionado físicamente de manera necesaria y está consciente. Por otro lado, no concurre ninguna causa que excluya la acción. El plano siguiente que debemos analizar en la teoría jurídica del delito es la tipicidad. Lo que tenemos que plantearnos es si el comportamiento llevado a cabo por Iván consistente en empujar a Soledad por un desnivel, provocando una merma en la integridad física de la misma así como la muerte del niño que esperaba, está recogido por nuestro Código penal. Y sí que lo está. El comportamiento descrito, en lo que respecta al menoscabo en la integridad física que sufre Soledad, puede ser en principio, constitutivo de un delito de lesiones del art. 149, o de un delito de homicidio o de asesinato en tentativa de los artículos 138 o 139, respectivamente. En lo que se refiere a la muerte del feto, el comportamiento de Iván puede ser constitutivo de un delito de aborto del artículo 144 del Código penal. Se aprecia que una misma acción consistente en empujar a una mujer embarazada por el desnivel de la rampa de un garaje es constitutiva de dos delitos distintos ya que afecta a bienes jurídicos distintos: la vida e integridad física de la mujer, y la vida humana dependiente del feto que la mujer espera. Se trata de un concurso ideal pluriofensivo. Figura esta que aún no hemos analizado, pero que se da cuando una sola acción vulnera bienes jurídicos diferentes y en consecuencia constituye al mismo tiempo varios delitos. - Pasemos a analizar la tipicidad de las lesiones o del homicidio o asesinato en tentativa de Soledad. Optemos por considerar que se trata de un delito de lesiones del 149 puesto que Soledad sufre un menoscabo de su integridad física que le provoca un grave perjuicio estético o grave deformidad por las cicatrices que resultan de las operaciones. El sujeto activo es Iván, el pasivo es Soledad y el bien jurídico protegido es la integridad física y la salud de ésta. El delito de lesiones consiste en menoscabar la integridad física de otro de manera que para su curación se requiera asistencia médica facultativa y tratamiento médico quirúrgico. Se trata de un delito de resultado puesto que el tipo penal exige, además de la realización de un comportamiento, en este caso consistente en empujar a otro por el desnivel de una rampa de aparcamiento, la producción de un resultado diferente de la acción, consistente en un menoscabo de la salud física. En este caso el comportamiento es el empujón y el resultado son las consecuencias físicas que sufre Soledad como consecuencia del empujón (politraumatismo, estallido esplénico (rotura del bazo), homoperitoneo, fracturas 6ª, 7ª, 8ª y 9ª costillas izquierdas, neumotórax izquierdo, hemotórax bilateral, feto (parto vaginal) muerto retenido, insuficiencia respiratoria, y sepsis urinaria, estando hospitalizada 34 días y necesitando para su curación e incapacitada para sus tareas habituales un total de 102 días, y quedando como secuelas: esplenectomía y un perjuicio estético importante debido a tres cicatrices quirúrgicas). Hay que establecer si existe relación de causalidad entre el comportamiento y el resultado. A tal efecto aplicamos la teoría de la equivalencia de las condiciones en virtud de la cual una condición es causa de un resultado si, suprimida mentalmente, el resultado desaparece tal y como en concreto se produjo. En el caso que nos ocupa, si se suprime mentalmente la condición, esto es, el empujón, el resultado

13 desaparece (todos los menoscabos en la integridad física que sufrió Soledad y a los que se ha hecho referencia anteriormente). Confirmada la relación de causalidad es preciso determinar si el resultado se puede imputar objetivamente a la acción. Para ello tendremos que comprobar si existe, en este sentido, imputación objetiva. Con este motivo, primero tenemos que valorar si la acción consistente en empujar a otro por un precipicio de más de cuatro metros de altura, introduce un peligro jurídicamente desaprobado. Y efectivamente dicha acción introduce un peligro jurídicamente desaprobado para la integridad física e incluso para la vida del sujeto que sufre el empujón. Por otro lado, es objetivamente previsible que quien es empujado por precipicio de cuatro metros sufra un menoscabo en su integridad física. Por último, el menoscabo sufrido por Soledad en su integridad física, es la concreción del mismo riesgo de menoscabo en la integridad física que introdujo la acción consistente en empujarla por un desnivel de cuatro metros de altura. Confirmada la casualidad y la imputación objetiva nos queda poner de manifiesto que el sujeto activo es Iván que participa en los hechos en calidad de autor material puesto que es él quien realiza directamente y por sí sólo la acción de empujar a Soledad, de manera que se cumplen los requisitos que a este respecto establece el art. 28 del CP. Por otro lado, dentro de la tipicidad objetiva, también habría que apreciar la concurrencia de circunstancias agravantes. En este caso puede afirmarse la concurrencia de dos que son la alevosía (recogida en el artículo 22, circunstancia 1ª) y la circunstancia mixta de parentesco del art. 23 que se aplica en este supuesto con efecto agravatorio. La alevosía concurre puesto que el sujeto activo, Iván, selecciona medios y modos para llevar a cabo su acción que, por un lado, anulan la posibilidad de defensa que pueda proceder de Soledad (ya que el ataque es sorpresivo e inopinado) asegurando el resultado, y, por otro, minimizan por el mismo motivo el riesgo para el sujeto activo que pueda proceder del comportamiento defensivo de la víctima. Lo sorpresivo del ataque asegura el resultado y al mismo tiempo impide que la victima, precisamente por no esperar ese ataque, se pueda defender. La agravante de parentesco se aplica dado que está acreditado que entre Iván y Soledad existía una relación emocional a la que se refiere el art. 23 del Código penal. Por otro lado, cabe decir que el delito está consumado puesto que se dan todos los elementos típicos que exige el tipo penal, concretamente el efectivo menoscabo en la integridad física de Soledad. Confirmada la tipicidad objetiva, pasamos a analizar la tipicidad subjetiva. En este sentido, debemos considerar que la conducta de Iván es dolosa. En primer lugar está presente el elemento cognoscitivo del dolo. En este sentido, se puede decir que la conciencia de Iván abarca todo el tipo objetivo. Iván sabe que empuja a Soledad, es consciente de su avanzado estado de gestación y conoce que Soledad se va a precipitar por un desnivel de más de cuatro metros cuando la empuje. Iván es consciente del riesgo que dicho comportamiento supone para la integridad física, la salud e incluso la vida de Soledad. Con respecto al elemento volitivo se podría considerar la existencia de dolo de segundo grado respecto del delito de lesiones ahora analizado. Ello porque en atención a los hechos probados y a las manifestaciones de Iván, se podría pensar que su meta directa no era tanto herir a Soledad como conseguir que la misma abortase. Si bien el menoscabo en la integridad física que supone la lesión constituye una consecuencia necesaria de la acción de empujarla (es decir, segura, no simplemente probable). Una vez que hemos confirmado la tipicidad objetiva y subjetiva del comportamiento de Iván, es decir, una vez que hemos considerado que dicho comportamiento es una acción típica, constitutiva de un delito de lesiones, tenemos que determinar si la acción, además de típica es antijurídica. Y debemos concluir que así es puesto que no concurre ninguna

14 causa de justificación en la acción de empujar a Soledad. Dicho comportamiento típico no puede quedar amparado en la legítima defensa, en el estado de necesidad o en el ejercicio legítimo de un deber o derecho. - Análisis del delito de aborto del artículo 144 del Código penal: La acción consistente en empujar a Soledad por el desnivel produce a su vez la muerte del feto que Soledad esperaba. Semejante comportamiento es constitutivo de un delito de aborto del artículo 144 del Código penal. Desde el punto de vista de la tipicidad objetiva se puede decir que la conducta típica consiste en causar la muerte a un feto en gestación. El sujeto activo es Iván. El pasivo es el feto, titular del bien jurídico protegido que es la vida humana dependiente. Se trata de un delito de resultado puesto que el tipo penal que lo regula exige por un lado, la presencia de un comportamiento o procedimiento orientado a provocar la muerte de un feto en gestación, y por otro, el resultado consistente en el hecho biológico de la muerte del feto. Como se trata de un delito de resultado, a efectos de confirmar la tipicidad objetiva tendremos que determinar la existencia de una relación de causalidad entre el comportamiento y el resultado así como la imputación objetiva de éste a aquél. Para determinar si un comportamiento ha causado un resultado aplicamos la teoría de la equivalencia de las condiciones, en virtud de la cual toda condición es causal si suprimida mentalmente hace desaparecer el resultado tal y como en concreto se produjo. En este caso, la condición cuya virtualidad causal queremos determinar es el empujón. Si suprimimos mentalmente dicho empujón desaparece el resultado muerte del feto tal y como en concreto se produjo. Confirmada la relación de causalidad pasamos a analizar la imputación objetiva. A tal efecto nos planteamos si la acción consistente en empujar a una persona de avanzado estado de gestación por un desnivel de más de cuatro metros introduce un peligro jurídicamente desaprobado para la vida del feto. La respuesta a este interrogante es afirmativa puesto que la acción descrita introduce un peligro de muerte fetal por la altura del precipicio y por el avanzado estado de gestación. Se puede afirmar además que es objetivamente previsible que la acción analizada produzca el resultado muerte del feto. Además el resultado acaecido que es la muerte del feto, es la concreción del mismo riesgo de muerte fetal que introdujo la acción. El delito de aborte está consumado puesto que se ha producido el resultado muerte que exige el tipo penal. Simplemente cabe añadir, en sede de tipicidad objetiva, que Iván participa en los hechos como autor material pues los lleva a cabo directamente y por sí sólo tal y como se exige en el artículo 28. Por lo que respecta a la tipicidad subjetiva se puede afirmar que el comportamiento de Iván es doloso y que cabe imputarle el delito de aborto a título de dolo de primer grado. En primer lugar es preciso considerar que concurre el elemento cognoscitivo del dolo. Iván sabe que Soledad está embarazada, sabe que la está empujando por un desnivel de cuatro metros y es consciente del riesgo que dicho comportamiento implica para la vida del feto. Además también concurre el elemento volitivo puesto que Iván quería que Soledad abortase, de manera que la muerte del feto era la meta directa de su acción. De ello dan cuenta las expresiones proferidas al respecto por Iván que se reflejan en el relato de los hechos probados ( Siendo así que el procesado en aquella ocasión le había llegado a proponer a su esposa la posibilidad de abortar. ). Así pues Iván incurre en una acción típica constitutiva de un delito de aborto. Confirmada la tipicidad debemos determinar la antijuricidad del comportamiento. A tal

15 efecto debemos plantearnos si el aborto causado por Iván está amparado en una causa de justificación, y debemos concluir que no lo está, por lo que se confirma la antijuricidad del la conducta de Iván. Con respecto a la culpabilidad podemos afirmar en base a los hechos probados, que Iván tenía plena consciencia de la antijuricidad de su comportamiento. Ello porque empujar a una mujer embarazada por un precipicio de cuatro metros es tan evidentemente lesivo de los intereses ajenos que Iván no podía creer que dicha conducta fuese conforme a derecho. La frase pronunciada por Iván ( No me queda más remedio ), se puede entender como indicativa también de la conciencia que el sujeto tenía sobre la antijuricidad de su comportamiento. Iván no incurre por tanto, en un error de prohibición. En lo que respecta a la imputabilidad de Iván es preciso advertir que el mismo es mayor de edad y no está acreditado que padeciese ningún tipo de anomalía psíquica que afectase a su capacidad de entender la ilicitud o a su capacidad de adaptar su conducta a dicha conciencia de ilicitud. En consecuencia Iván es imputable. Por todo lo expuesto podemos concluir diciendo que Iván es responsable criminal de un delito de lesiones del artículo 149 y de un delito de aborto del artículo 144. Ambos delitos están consumados. Iván participa en los mismos en calidad de autor, y concurren en su persona, respecto del primero de los delitos, las circunstancias agravantes de alevosía y la de parentesco. Con respecto al segundo de los delitos, concurre en la persona de Iván la agravante de parentesco. Procedamos a la determinación e individualización de la pena: a) Por el delito de lesiones. El marco penológico de referencia es de 6 a 12 años de prisión. Dicho marco de referencia es el que le corresponde a Iván por estar el delito consumado (art. 61) y por haber participado Iván en el delito como autor (art. 61). La concurrencia de dos circunstancias agravantes supone que tendremos que aplicar la pena en su mitad superior, tal y como señala el artículo 66. 3ª. Ello supone que el marco penológico que le corresponde a Iván va de 9 a 12 años de prisión. En la individualización de la pena será correcto imponerle a Iván cualquier periodo de prisión comprendido dentro de ese intervalo. El acercarnos más al límite mínimo o al límite máximo dependerá de la gravedad concreta de los hechos y de las circunstancias personales del reo (cargas familiares, grado de integración en la sociedad, etc.) b) Por el delito de aborto del 144. El marco penológico de referencia es de 4 a 8 años. Dicho marco de referencia es el que le corresponde a Iván por estar el delito consumado (art. 61) y por haber participado Iván en el delito como autor (art. 61). La concurrencia de una circunstancia agravante supone que tendremos que aplicar la pena en su mitad superior, tal y como señala el artículo 66. 3ª. Ello supone que el marco penológico que le corresponde a Iván va de 6 a 8 años de prisión. En la individualización de la pena será correcto imponerle a Iván cualquier periodo de prisión comprendido dentro de ese intervalo. El acercarnos más al límite mínimo o al límite máximo dependerá de la gravedad concreta de los hechos y de las circunstancias personales del reo (cargas familiares, grado de integración en la sociedad, etc.) Una posible solución: imponerle a Iván 9 años de prisión por las lesiones y 7 por el aborto, con lo que tendría que cumplir un total de 16 años de prisión con sus respectivas penas accesorias.

SOLUCIÓN AL SUPUESTO PRÁCTICO NÚMERO 1 DEL CURSO 2007/2008

SOLUCIÓN AL SUPUESTO PRÁCTICO NÚMERO 1 DEL CURSO 2007/2008 SOLUCIÓN AL SUPUESTO PRÁCTICO NÚMERO 1 DEL CURSO 2007/2008 Advertencia: Todos los artículos que se citan en la resolución del caso planteado, son preceptos del Código penal, único material que se podrá

Más detalles

ESQUEMA-GUÍA PARA LA RESOLUCIÓN DE CASOS PRÁCTICOS DE DERECHO PENAL

ESQUEMA-GUÍA PARA LA RESOLUCIÓN DE CASOS PRÁCTICOS DE DERECHO PENAL ESQUEMA-GUÍA PARA LA RESOLUCIÓN DE CASOS PRÁCTICOS DE DERECHO PENAL PARTE PRIMERA: PRESUPUESTO DE LA RESPONSABILIDAD PENAL. Elementos esenciales del delito - Antijuridicidad, ilicitud, injusto Comportamiento

Más detalles

Lección 18 AUTORÍA Y PARTICIPACIÓN

Lección 18 AUTORÍA Y PARTICIPACIÓN Lección 18 AUTORÍA Y PARTICIPACIÓN Los tipos penales están pensados para el delito consumado y para el autor singular. Sin embargo, lo habitual es que en la realización de un hecho delictivo intervengan

Más detalles

PRIMERA PARTE CONCEPTOS JURÍDICOS GENERALES

PRIMERA PARTE CONCEPTOS JURÍDICOS GENERALES PRIMERA PARTE CONCEPTOS JURÍDICOS GENERALES I.-EL ORDENAMIENTO JURÍDICO 1.- Ordenamiento como CONJUNTO DE NORMAS. 2.- Ordenamiento como SISTEMA. 3.- Ordenamiento como INSTITUCIÓN. II.- EVOLUCIÓN: 1.- ANTIGUO

Más detalles

La situación de la criminalización de la transmisión del VIH en el Estado Español

La situación de la criminalización de la transmisión del VIH en el Estado Español La situación de la criminalización de la transmisión del VIH en el Estado Español 3.1) La transmisión del VIH: Un delito de lesiones? En el Código Penal vigente (Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre)

Más detalles

TEMA: PRINCIPIO DE LEGALIDAD - Noción / PRINCIPIO DE LEGALIDAD - Tipicidad / TIPICIDAD - Noción

TEMA: PRINCIPIO DE LEGALIDAD - Noción / PRINCIPIO DE LEGALIDAD - Tipicidad / TIPICIDAD - Noción SALA DE CASACIÓN PENAL M. PONENTE : JOSÉ LUIS BARCELÓ CAMACHO NÚMERO DE PROCESO : 44791 NÚMERO DE PROVIDENCIA : SP8344-2015 CLASE DE ACTUACIÓN : CASACIÓN TIPO DE PROVIDENCIA : SENTENCIA FECHA : 01/07/2015

Más detalles

Responsabilidad civil y penal de las personas con discapacidad intelectual

Responsabilidad civil y penal de las personas con discapacidad intelectual Responsabilidad civil y penal de las personas con discapacidad intelectual Responsabilidad penal Introducción En virtud del art. 20 del Código penal, están exentos de responsabilidad criminal: 1º.- El

Más detalles

Valoración médico-legal de las lesiones en el ámbito penal

Valoración médico-legal de las lesiones en el ámbito penal Eduardo Murcia Profesor Titular Medicina Legal Valoración médico-legal de las lesiones en el ámbito penal SEMINARIO INTERNACIONAL La investigación criminal: una visión desde la Medicina Legal y las Ciencias

Más detalles

Es la posición de dominio del varón y la subordinación de la mujer un nuevo elemento del tipo en los delitos de violencia de género?

Es la posición de dominio del varón y la subordinación de la mujer un nuevo elemento del tipo en los delitos de violencia de género? Es la posición de dominio del varón y la subordinación de la mujer un nuevo elemento del tipo en los delitos de violencia de género? Anna M.ª SOLÉ RAMÓN Fiscal en régimen de sustitución Diario La Ley,

Más detalles

CAPÍTULO II CLASIFICACIÓN DEL DELITO DE PELIGRO DE CONTAGIO.

CAPÍTULO II CLASIFICACIÓN DEL DELITO DE PELIGRO DE CONTAGIO. CAPÍTULO II CLASIFICACIÓN DEL DELITO DE PELIGRO DE CONTAGIO. 2.1. CLASIFICACIÓN DEL DELITO. El artículo 199 bis del Código Penal Federal señala lo siguiente: El que a sabiendas de que está enfermo de un

Más detalles

DERECHO PENAL I Programa Curso 2012/2013

DERECHO PENAL I Programa Curso 2012/2013 DERECHO PENAL I Programa Curso 2012/2013 ASIGNATURA: Derecho Penal I (Parte General) CURSO: Primero PROFESORADO: Dra. Ana María Prieto del Pino. Contratada Doctora TELÉFONO: 952132327. 952132332 CORREO

Más detalles

Responsabilidad. Profesional. Dra. Laura Rodriguez Agosto 2006

Responsabilidad. Profesional. Dra. Laura Rodriguez Agosto 2006 Responsabilidad Profesional Dra. Laura Rodriguez Agosto 2006 Responsabilidad Civil de los Profesionales Normas Jcas. Deber Sanción Deber Científico Acto Médico Deber Jurídico Responsabilidad Profesional

Más detalles

- Formación adecuada en función de los nuevos riesgos y de cada puesto de trabajo.

- Formación adecuada en función de los nuevos riesgos y de cada puesto de trabajo. PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES RESPECTO AL ÉBOLA Para aquellos delegados/as de prevención que desarrollan su labor en el sector sanitario, en el de limpieza, transportes de viajeros, recogida de residuos

Más detalles

QUÉ HACER ANTE UN ACCIDENTE DE TRÁFICO

QUÉ HACER ANTE UN ACCIDENTE DE TRÁFICO QUÉ HACER ANTE UN ACCIDENTE DE TRÁFICO http://www.juzgados.org/guia/asesoria-accidentes-trafico.php https://www.administraciondejusticia.gob.es Si usted es el conductor del vehículo Si se ve involucrado

Más detalles

SAP Salamanca (Sección 1ª) 2 noviembre 2011 (JUR 2011, 401417)

SAP Salamanca (Sección 1ª) 2 noviembre 2011 (JUR 2011, 401417) SEGURO CONTRA DAÑOS: AUTOMÓVILES. CLAUSULAS LIMITATIVAS DE LOS DERECHOS DE LOS ASEGURADOS. COBERTURA PÓLIZA. RIESGO ASEGURADO: PRIVACIÓN DEL PERMISO DE CONDUCIR: DELITOS DOLOSOS CONTRA LA SEGURIDAD DEL

Más detalles

GRADO EN DERECHO DER108: Conceptos generales del Derecho penal y teoría de la pena

GRADO EN DERECHO DER108: Conceptos generales del Derecho penal y teoría de la pena GRADO EN DERECHO DER108: Conceptos generales del Derecho penal y teoría de la pena Asignatura: Conceptos generales del Derecho penal y teoría de la pena Carácter: Obligatoria Idioma: Español Créditos:

Más detalles

Responsabilidad Penal de Directivos y Administradores

Responsabilidad Penal de Directivos y Administradores Responsabilidad Penal de Directivos y Administradores Mariana Algorta Borda En la actualidad, el Derecho Penal debe enfrentarse a nuevos y complejos problemas. Uno de ellos es el de la comisión de delitos

Más detalles

EL ATESTADO EN EL ACCIDENTE DE CIRCULACIÓN

EL ATESTADO EN EL ACCIDENTE DE CIRCULACIÓN EL ATESTADO EN EL ACCIDENTE DE CIRCULACIÓN 1.- Atestados en accidente de circulación por la Policía Local Podemos entender la confección de Atestados por la Policía Local en los accidentes de circulación

Más detalles

Dentro del presente tema se estudian también las lesiones al feto, novedad del CP, que las recoge en el Tít. II del L.II.

Dentro del presente tema se estudian también las lesiones al feto, novedad del CP, que las recoge en el Tít. II del L.II. LECCIÓN 3ª: El aborto El aborto consiste en términos generales en la interrupción natural o voluntaria del embarazo, acabando con la vida del producto de la concepción. Sólo la segunda de tales modalidades

Más detalles

Responsabilidad penal en prevención de riesgos laborales (3/4)

Responsabilidad penal en prevención de riesgos laborales (3/4) Responsabilidad penal en prevención de riesgos laborales (3/4) Andreu es abogado, Responsable de Asesoría Jurídica y Técnico Superior en PRL, además de autor del blog www.aspectosjuridicosprl.blogspot.com.

Más detalles

ANTECEDENTES. Se deducen del Dictamen. FUNDAMENTOS JURÍDICOS

ANTECEDENTES. Se deducen del Dictamen. FUNDAMENTOS JURÍDICOS DICTAMEN: 389/10, de 25 de noviembre MATERIA: Responsabilidad patrimonial DEPARTAMENTO: Gobernación y Administraciones Públicas PONENTE: Ma. Jesús Montoro Chiner Reclamación de indemnización instada por

Más detalles

en materia de Seguros

en materia de Seguros en materia de Seguros Javier López García de la Serrana Abogado Doctor en Derecho Director de HispaColex LA OBJETIVIDAD DE LA COBERTURA DEL SEGURO OBLIGATORIO DE VIAJEROS. Sentencia del Tribunal Supremo

Más detalles

TEMA 4 DELITOS CONTRA LA SALUD Y LA INTEGRIDAD CORPORAL. LESIONES: CONCEPTO Y CLASES. LESIONES AL FETO

TEMA 4 DELITOS CONTRA LA SALUD Y LA INTEGRIDAD CORPORAL. LESIONES: CONCEPTO Y CLASES. LESIONES AL FETO TEMA 4 DELITOS CONTRA LA SALUD Y LA INTEGRIDAD CORPORAL. LESIONES: CONCEPTO Y CLASES. LESIONES AL FETO TITULO III.- DE LAS LESIONES DELITOS CONTRA LA SALUD: - LOS DELITOS DE LESIONES A) TIPO BÁSICO B Y

Más detalles

APUNTES DERECHO PENAL. VIOLENCIA DE GÉNERO Y VIOLENCIA DOMÉSTICA

APUNTES DERECHO PENAL. VIOLENCIA DE GÉNERO Y VIOLENCIA DOMÉSTICA APUNTES DERECHO PENAL. VIOLENCIA DE GÉNERO Y VIOLENCIA DOMÉSTICA Los siguientes apuntes se han realizado con la finalidad de aclarar el ACTUAL Y MUY GRAVE PROBLEMA que hoy en día, se da en nuestra sociedad.

Más detalles

SENTENCIA Nº xxx/07. En Jaén, a xx de xxx de dos mil siete.

SENTENCIA Nº xxx/07. En Jaén, a xx de xxx de dos mil siete. SENTENCIA Nº xxx/07 En Jaén, a xx de xxx de dos mil siete. Vista por la Ilma. Sra. DÑA. xxxxxxxxxxxxxxx Magistrada-Juez del Juzgado de lo Penal número tres de esta Capital, la causa seguida como Procedimiento

Más detalles

DOCTRINA DEL MINISTERIO PÚBLICO 2011

DOCTRINA DEL MINISTERIO PÚBLICO 2011 DOCTRINA DEL MINISTERIO PÚBLICO 2011 1.- FECHA DE ELABORACIÓN: 15-03-2011 2.- DEPENDENCIA: DIRECCIÓN DE REVISIÓN Y DOCTRINA 3.- TIPO DE DOCTRINA: DERECHO PENAL SUSTANTIVO 4.- TEMA: CALIFICACIÓN JURÍDICA

Más detalles

ANTECEDENTES DE HECHO

ANTECEDENTES DE HECHO AUD.PROVINCIAL SECCION N. 4 VALLADOLID SENTENCIA: 00356/2004 Rollo: 624/2004 Órgano Procedencia: JDO. DE LO PENAL N. de VALLADOLID Rollo del Juzgado de lo Penal nº Proc. Origen: PROCEDIMIENTO ABREVIADO

Más detalles

DELITOS CONTRA LA SEGURIDAD VIAL

DELITOS CONTRA LA SEGURIDAD VIAL DELITOS CONTRA LA SEGURIDAD VIAL Óscar Antonio Muñoz Tabernero Intendente Jefe de la Policía de Ejea Los delitos contra la seguridad vial se regulan en el Capítulo IV, del Título XVII, del Libro II del

Más detalles

Centro de Documentación Judicial

Centro de Documentación Judicial Id Cendoj: 28079120012007100416 Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal Sede: Madrid Sección: 1 Nº de Recurso: 1163/2005 Nº de Resolución: 437/2007 Procedimiento: PENAL - PROCEDIMIENTO ABREVIADO/SUMARIO

Más detalles

CUARTO.- El juicio oral se celebró el día 20 de abril de 2011 con la presencia de las partes.

CUARTO.- El juicio oral se celebró el día 20 de abril de 2011 con la presencia de las partes. En Pamplona/Iruña a 2 de junio de 2011, por el/la Ilmo./a. Sr/a. María Alemán Ezcaray, Magistrado-Juez del Juzgado de lo Penal núm. 1 de Pampllona/Iruña quien ha visto los presentes autos de Procedimiento

Más detalles

BuscaLegis.ccj.ufsc.br

BuscaLegis.ccj.ufsc.br BuscaLegis.ccj.ufsc.br Actitudes legales ante la situación de embarazo de un incapaz o de un menor de edad y su posible interrupción legal Juan José Reyes Gallur En la práctica del derecho, nunca podemos

Más detalles

JAVIER GONZALEZ MORENO C/Castilla 82 41010 Sevilla Tf 954341677 - Fax 954.337018 Móvil 609610606 carmenmcampos@telefonica.net

JAVIER GONZALEZ MORENO C/Castilla 82 41010 Sevilla Tf 954341677 - Fax 954.337018 Móvil 609610606 carmenmcampos@telefonica.net CONDICIONES ESPECIALES DEL SEGURO DE SUBSIDIO POR SUSPENSION O PERDIDA DE VIGENCIA DEL PERMISO O LICENCIA DE CONDUCIR POR PUNTOS PARA COLECTIVO COLEGIO OFICIAL DE AGENTES COMERCIALES OBJETO DEL SEGURO

Más detalles

ES SUFICIENTE EL COMPORTAMIENTO A TÍTULO DOLOSO? Nelly A. Castro Olaechea 1

ES SUFICIENTE EL COMPORTAMIENTO A TÍTULO DOLOSO? Nelly A. Castro Olaechea 1 DAÑOS AL CONCEBIDO DOLOSO? ES SUFICIENTE EL COMPORTAMIENTO A TÍTULO Nelly A. Castro Olaechea 1 El artículo 124-A del Código Penal, precisa: El que causa daño en el cuerpo o en la salud del concebido, será

Más detalles

DELITOS contra la SEGURIDAD VIAL: Conducción bajo la influencia de bebidas ALCOHÓLICAS

DELITOS contra la SEGURIDAD VIAL: Conducción bajo la influencia de bebidas ALCOHÓLICAS Nº 20 Mayo 2015 www.consultingabogados.es DELITOS contra la SEGURIDAD VIAL: Conducción bajo la influencia de bebidas ALCOHÓLICAS I. CÓMO FUNCIONAN ESTAS PRUEBAS? II. NEGATIVA A SOMETERSE A LAS PRUEBAS

Más detalles

Defensa responsabilidad penal/criminal. Defensa de otros seguros. Denuncias en paralelo por atropello

Defensa responsabilidad penal/criminal. Defensa de otros seguros. Denuncias en paralelo por atropello Defensa responsabilidad penal/criminal Denuncias en paralelo por atropello Un asegurado de ARAG, conducía su vehículo cuando un peatón se cruzó en su camino. El conductor no pudo evitar atropellar al peatón

Más detalles

Introducción: Prácticas: Supuesto primero: Supuesto segundo: Supuesto tercero: Supuesto cuarto:

Introducción: Prácticas: Supuesto primero: Supuesto segundo: Supuesto tercero: Supuesto cuarto: Introducción: Todos los delitos contra la propiedad industrial van a tener tres elementos básicos: 1. Falta de consentimiento del titular del derecho en exclusiva (se trata de aquellos sujetos que a través

Más detalles

INSTRUCCIÓN 1/2011 SOBRE ALGUNAS CUESTIONES EN MATERIA DE SEGURIDAD VIAL

INSTRUCCIÓN 1/2011 SOBRE ALGUNAS CUESTIONES EN MATERIA DE SEGURIDAD VIAL Fiscalía Provincial de Madrid El Fiscal Jefe INSTRUCCIÓN 1/2011 SOBRE ALGUNAS CUESTIONES EN MATERIA DE SEGURIDAD VIAL La Ley Orgánica 5/2010, de 22 de junio, de Reforma del Código Penal ha introducido

Más detalles

Luis Enrique Fernández Pallarés. Socio de Laboral de Pérez-Llorca.

Luis Enrique Fernández Pallarés. Socio de Laboral de Pérez-Llorca. derecho laboral Responsabilidad derivada del accidente de trabajo Luis Enrique Fernández Pallarés. Socio de Laboral de Pérez-Llorca. Nuestro ordenamiento jurídico regula las consecuencias para el empresario

Más detalles

AUTO. En Móstoles, a quince de julio de dos mil trece. HECHOS

AUTO. En Móstoles, a quince de julio de dos mil trece. HECHOS JUZGADO DE INSTRUCCIÓN NÚMERO CINCO DE MÓSTOLES Procedimiento: Diligencias Previas nº 3076/2012 AUTO En Móstoles, a quince de julio de dos mil trece. HECHOS ÚNICO: Las presentes actuaciones se incoaron

Más detalles

PLAN DE SESIÓN DE APRENDIZAJE Nº 12

PLAN DE SESIÓN DE APRENDIZAJE Nº 12 PLAN DE SESIÓN DE APRENDIZAJE Nº 12 TITULO V: DELITOS CONTRA EL PATRIMONIO CAPITULO III: APROPIACIÓN ILÍCITA. El capitulo, esta conformado por los delitos de Apropiación ilícita común art. 190, Sustracción

Más detalles

«INCAPACITADOS Y DERECHOS DE LA PERSONALIDAD: TRATAMIENTOS MÉDICOS. HONOR, INTIMIDAD E IMAGEN»

«INCAPACITADOS Y DERECHOS DE LA PERSONALIDAD: TRATAMIENTOS MÉDICOS. HONOR, INTIMIDAD E IMAGEN» «INCAPACITADOS Y DERECHOS DE LA PERSONALIDAD: TRATAMIENTOS MÉDICOS. HONOR, INTIMIDAD E IMAGEN» MARÍA JOSÉ SANTOS MORÓN Escuela Libre Editorial Madrid, 2000 349 páginas Estamos ante un trabajo científico

Más detalles

Algunos comentarios a la Ley Nº 20.253 en materia de reincidencia

Algunos comentarios a la Ley Nº 20.253 en materia de reincidencia Algunos comentarios a la Ley Nº 20.253 en materia de reincidencia Sergio Huidobro Martínez Profesor Titular de Derecho Penal Un i v e r s i d a d d e l De s a r r o l l o El día viernes 14 de marzo de

Más detalles

Es aquella que imposibilita a la persona para ejercer cualquier actividad remunerada. (Parálisis de ambas piernas, ceguera, etc.)

Es aquella que imposibilita a la persona para ejercer cualquier actividad remunerada. (Parálisis de ambas piernas, ceguera, etc.) COMO REACCIONAR AL SUFRIR UN ACCIDENTE: 1- QUÉ ES UN ACCIDENTE? Durante los siguientes artículos explicaremos como reaccionar en el caso de sufrir un accidente (ya sea de tráfico, por la calle, por negligencia

Más detalles

Violencia doméstica y agresiones a la libertad sexual

Violencia doméstica y agresiones a la libertad sexual Violencia doméstica y agresiones a la libertad sexual VIOLENCIA DOMÉSTICA Qué acciones constituyen maltrato? Existen dos clases de maltrato fundamentalmente el físico y el psíquico; el primero sería toda

Más detalles

LIC. Y C. P NÉSTOR FRANCO RÍOS.

LIC. Y C. P NÉSTOR FRANCO RÍOS. PRINCIPIO NON BIS IN IDEM EN EL DERECHO FISCAL. INTRODUCCIÓN. LIC. Y C. P NÉSTOR FRANCO RÍOS. De conformidad con la definición que otorga el maestro Rafael de Pina Vara en su Diccionario de Derecho, la

Más detalles

ACCIDENTE DE TRABAJO CRITERIOS JURISPRUDENCIALES. Antonio V. Sempere Navarro Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social

ACCIDENTE DE TRABAJO CRITERIOS JURISPRUDENCIALES. Antonio V. Sempere Navarro Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social ACCIDENTE DE TRABAJO CRITERIOS JURISPRUDENCIALES Antonio V. Sempere Navarro Catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social UN PRECEPTO HISTÓRICO Artículo 115.1 LGSS Se entiende por accidente

Más detalles

LA NEGATIVA DEL CONDUCTOR A SOMETERSE A LA SEGUNDA PRUEBA DE ALCOHOLEMIA

LA NEGATIVA DEL CONDUCTOR A SOMETERSE A LA SEGUNDA PRUEBA DE ALCOHOLEMIA LA NEGATIVA DEL CONDUCTOR A SOMETERSE A LA SEGUNDA PRUEBA DE ALCOHOLEMIA Ana Luisa Sánchez Rodríguez Abogado l Área de Derecho Penal ana@aestimatioabogados.com Los delitos contra la seguridad vial vienen

Más detalles

GESTORA DE LA COMISSIÓ DE JUSTÍCIA PENAL INTERNACIONAL DE L ICAB. Proposta de respostes al qüestionari del llibre verd europeu de la detenció.

GESTORA DE LA COMISSIÓ DE JUSTÍCIA PENAL INTERNACIONAL DE L ICAB. Proposta de respostes al qüestionari del llibre verd europeu de la detenció. GESTORA DE LA COMISSIÓ DE JUSTÍCIA PENAL INTERNACIONAL DE L ICAB Proposta de respostes al qüestionari del llibre verd europeu de la detenció. Màrius Roch Izard 1. En la Fase previa al proceso, qué alternativas

Más detalles

III. DERECHO PENAL. El dolo. Clases de dolo. La delimitación del dolo eventual de la culpa consciente. Los elementos subjetivos del tipo.

III. DERECHO PENAL. El dolo. Clases de dolo. La delimitación del dolo eventual de la culpa consciente. Los elementos subjetivos del tipo. III. DERECHO PENAL Tema 1. Tema 2. Tema 3. Tema 4. Tema 5. Los principios informadores del Derecho Penal; en especial, los principios de intervención mínima, legalidad y de culpabilidad. El principio «non

Más detalles

JOSÉ CEREZO MIR. CURSO DE DERECHO PENAL ESPAÑOL III. PARTE GENERAL. TEORÍA JURÍDICA DEL DELITO/2. CURSO 2002/2003. TEMA

JOSÉ CEREZO MIR. CURSO DE DERECHO PENAL ESPAÑOL III. PARTE GENERAL. TEORÍA JURÍDICA DEL DELITO/2. CURSO 2002/2003. TEMA CAPÍTULO XXXVI. LA PARTICIPACIÓN. El artículo 27 del Código Penal distingue entre autores y partícipes. De acuerdo con dicho precepto: Son responsables criminalmente de los delitos y faltas los autores

Más detalles

La resolución impugnada fundamenta su pronunciamiento desestimatorio con base a las siguientes consideraciones:

La resolución impugnada fundamenta su pronunciamiento desestimatorio con base a las siguientes consideraciones: IRPF: DECLARACIÓN CONJUNTA, CAMBIO DE OPCIÓN No cabe cuestionar que el sistema de tributación conjunta comprenda la totalidad de las rentas de la unidad familiar, en que la opción es un acto voluntario

Más detalles

MANUAL de SUPERVIVENCIA del CONTRIBUYENTE. Caldevilla & Asociados. (Guía práctica para relacionarse con Hacienda)*

MANUAL de SUPERVIVENCIA del CONTRIBUYENTE. Caldevilla & Asociados. (Guía práctica para relacionarse con Hacienda)* MANUAL de SUPERVIVENCIA del CONTRIBUYENTE (Guía práctica para relacionarse con Hacienda)* Elaborado por el departamento fiscal de Caldevilla & Asociados *Actualizada con los últimos cambios recién introducidos

Más detalles

INFORME TÉCNICO DE ACCIDENTE B-20 P.K.

INFORME TÉCNICO DE ACCIDENTE B-20 P.K. ANALISIS ESTIMADO: ACCIDENTE DE TRÁFICO A-806 P.K. 28 (SEVILLA) 0 Estibaliz GONZÁLEZ PRADO, mayor de edad, con domicilio en Bilbao, Vizcaya. Técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales. Coordinadora

Más detalles

GUÍA DOCENTE DE LA ASIGNATURA

GUÍA DOCENTE DE LA ASIGNATURA GUÍA DOCENTE DE LA ASIGNATURA G464 - Derecho Penal, Parte General Grado en Derecho Obligatoria. Curso 3 Curso Académico 205-206 . DATOS IDENTIFICATIVOS Título/s Grado en Derecho Tipología y Obligatoria.

Más detalles

JUZGADO DE LO PENAL Nº UNO AÑO: 2009. preparac.032 SENTENCIA NUM. 071/2009

JUZGADO DE LO PENAL Nº UNO AÑO: 2009. preparac.032 SENTENCIA NUM. 071/2009 JUZGADO DE LO PENAL Nº UNO AÑO: 2009 preparac.032 SENTENCIA NUM. 071/2009 En la Ciudad de Maó, a veintidós de mayo de dos mil nueve. Vista en juicio oral y público ante el Ilmo. Sr. Magistrado-Juez del

Más detalles

IV.- LA ALCOHOLEMIA, EL DELITO DE DESOBEDIENCIA Y LA CONDUCCIÓN SIN SEGURO

IV.- LA ALCOHOLEMIA, EL DELITO DE DESOBEDIENCIA Y LA CONDUCCIÓN SIN SEGURO IV.- LA ALCOHOLEMIA, EL DELITO DE DESOBEDIENCIA Y LA CONDUCCIÓN SIN SEGURO IV.1.- LA ALCOHOLEMIA Y LAS PRUEBAS PARA SU DETECCIÓN El art. 379 del Código Penal de 1995, dispone que: "El que condujere 25

Más detalles

DEMANDAS POR ACCIDENTES DE TRABAJO Y ENFERMEDADES PROFESIONALES ES POSIBLE DEFENDERSE? Tarragona, 26 de Junio de 2014

DEMANDAS POR ACCIDENTES DE TRABAJO Y ENFERMEDADES PROFESIONALES ES POSIBLE DEFENDERSE? Tarragona, 26 de Junio de 2014 DEMANDAS POR ACCIDENTES DE TRABAJO Y ENFERMEDADES PROFESIONALES ES POSIBLE DEFENDERSE? Tarragona, 26 de Junio de 2014 ADMINISTRATIVA (Empresas) Competencia Inspección de Trabajo Requerimientos y/o Actas

Más detalles

ANTECEDENTES DE HECHO

ANTECEDENTES DE HECHO Dictamen nº: 671/11 Consulta: Consejero de Transportes e Infraestructuras Asunto: Responsabilidad Patrimonial Aprobación: 30.11.11 DICTAMEN de la Comisión Permanente del Consejo Consultivo de la Comunidad

Más detalles

GLOSARIO DE TÉRMINOS TÉCNICOS SOBRE CONDUCTA SUICIDA

GLOSARIO DE TÉRMINOS TÉCNICOS SOBRE CONDUCTA SUICIDA 1 GLOSARIO DE TÉRMINOS TÉCNICOS SOBRE CONDUCTA SUICIDA ACTO INSTRUMENTAL RELACIONADO CON EL SUICIDIO: se refiere a una conducta potencialmente autolesiva de la que hay evidencia de que la persona no tiene

Más detalles

ESTOS APUNTES SE REALIZARON DURANTE EL CURSO 2012-2013, Y POR LO TANTO SOLAMENTE INCLUYEN PREGUNTAS DE LOS CURSOS ANTERIORES DE GRADO.

ESTOS APUNTES SE REALIZARON DURANTE EL CURSO 2012-2013, Y POR LO TANTO SOLAMENTE INCLUYEN PREGUNTAS DE LOS CURSOS ANTERIORES DE GRADO. ESTOS APUNTES SE REALIZARON DURANTE EL CURSO 2012-2013, Y POR LO TANTO SOLAMENTE INCLUYEN PREGUNTAS DE LOS CURSOS ANTERIORES DE GRADO. PERO, AL CONTRARIO QUE LOS DEL 2º CUATRIMESTRE, ESTOS APUNTES NO INCLUYEN

Más detalles

MARÍA ACALE SÁNCHEZ. El delito de malos tratos físicos y psíquicos en el ámbito familiar. Tirant lo Blanch, Valencia, 1999, 223 páginas (p.

MARÍA ACALE SÁNCHEZ. El delito de malos tratos físicos y psíquicos en el ámbito familiar. Tirant lo Blanch, Valencia, 1999, 223 páginas (p. MARÍA ACALE SÁNCHEZ. El delito de malos tratos físicos y psíquicos en el ámbito familiar. Tirant lo Blanch, Valencia, 1999, 223 páginas (p. 455) Iván Fabio Meini Méndez María Acale Sánchez, Profesora Titular

Más detalles

TEMA 13: INSOLVENCIAS PUNIBLES

TEMA 13: INSOLVENCIAS PUNIBLES TEMA 13: INSOLVENCIAS PUNIBLES Concepto de insolvencia y bien jurídico protegido. El alzamiento de bienes.. Tipo básico; tipo específico de maniobras dilatorias de embargos o procedimientos ejecutivos

Más detalles

LA ENFERMEDAD MENTAL EN EL DERECHO PENAL

LA ENFERMEDAD MENTAL EN EL DERECHO PENAL LA ENFERMEDAD MENTAL EN EL DERECHO PENAL Fabián Campos Páez Evolución del Código Penal español La regulación penal de las personas con enfermedad mental es la historia de la ignominia humana: o bien no

Más detalles

Sr. Pablo Huerta Climent

Sr. Pablo Huerta Climent Jornades transfrontereres en seguretat i emergències DELITOS CONTRA LA PROPIEDAD INDUSTRIAL Y LA FALSIFICACIÓN DE MARCAS Sr. Pablo Huerta Climent Artículo 273 1. Será castigado con la pena de prisión de

Más detalles

LAS LESIONES AL FETO. y c1ilrilmente diferenciilble de la conducta de

LAS LESIONES AL FETO. y c1ilrilmente diferenciilble de la conducta de LAS LESIONES AL FETO Carmen MO García Miranda Facultad de Derecho de la Universidad de A Situación anterior Coruña. El Código Penal actual viene a dar respuesta a la situación de incertidumbre anterior

Más detalles

MESA REDONDA: MEDICINA LEGAL

MESA REDONDA: MEDICINA LEGAL MESA REDONDA: MEDICINA LEGAL Juan Sanahuja Garcés Abogado criminalista de «Colegio Oficial de Diplomados en Enfermería de Barcelona Preocupa mucho al Profesional de cualquier actividad, las consecuencias

Más detalles

SENTENCIA. En la Villa de Madrid, a veintidós de Mayo de dos mil trece.

SENTENCIA. En la Villa de Madrid, a veintidós de Mayo de dos mil trece. Marginal: 2427260 N Resolución: 412/2013 N Recurso: 1604/2012 Tipo: Sentencia Jurisdicción: Penal Fecha: 22/05/2013 Tribunal: Tribunal Supremo Sala: Sala Segunda Sección: Procedimiento: Recurso casación-derechos

Más detalles

SENTENCIA Nº xxx/08. En Jaén, a xx de xxx de dos mil ocho.

SENTENCIA Nº xxx/08. En Jaén, a xx de xxx de dos mil ocho. SENTENCIA Nº xxx/08 En Jaén, a xx de xxx de dos mil ocho. Vista por la Ilma. Sra. Magistrada-Juez del Juzgado de lo Penal número tres de esta Capital, la causa seguida como Procedimiento Abreviado nº 29/08,

Más detalles

Delitos fiscales y la responsabilidad de representantes legales, socios o accionistas

Delitos fiscales y la responsabilidad de representantes legales, socios o accionistas ANÁLISIS Y OPINIÓN Delitos fiscales y la responsabilidad de representantes legales, socios o accionistas 64 Evaluación y análisis del papel que desempeñan las obligaciones fiscales en el esquema tributario,

Más detalles

X FORO INTERNACIONAL CONTRA LA VIOLENCIA VIAL STOP ACCIDENTES. Colegio Abogados Madrid 8 de Octubre de 2013 José Pérez Tirado ABOGADO

X FORO INTERNACIONAL CONTRA LA VIOLENCIA VIAL STOP ACCIDENTES. Colegio Abogados Madrid 8 de Octubre de 2013 José Pérez Tirado ABOGADO X FORO INTERNACIONAL CONTRA LA VIOLENCIA VIAL STOP ACCIDENTES Colegio Abogados Madrid 8 de Octubre de 2013 José Pérez Tirado ABOGADO NECESIDAD DE MEJORAS EN LOS DERECHOS DE LAS VÍCTIMAS EN LOS DISTINTOS

Más detalles

CONDUCTA DE LA VÍCTIMA Y CULPA DE LA VÍCTIMA INIMPUTABLE EN LOS ACCIDENTES DE TRÁFICO Y LA EXONERACIÓN DE RESPONSABILIDAD DEL AGENTE DEL DAÑO

CONDUCTA DE LA VÍCTIMA Y CULPA DE LA VÍCTIMA INIMPUTABLE EN LOS ACCIDENTES DE TRÁFICO Y LA EXONERACIÓN DE RESPONSABILIDAD DEL AGENTE DEL DAÑO CONDUCTA DE LA VÍCTIMA Y CULPA DE LA VÍCTIMA INIMPUTABLE EN LOS ACCIDENTES DE TRÁFICO Y LA EXONERACIÓN DE RESPONSABILIDAD DEL AGENTE DEL DAÑO Pilar Domínguez Martínez Profesora Contratada Doctora de Derecho

Más detalles

en materia de Seguros

en materia de Seguros en materia de Seguros Javier López García de la Serrana Abogado Doctor en Derecho Director de HispaColex ACCIÓN DE REPETICIÓN POR ACCIDENTE DE CIRCULACIÓN EN ESTADO DE EMBRIAGUEZ. DIFERENCIAS ENTRE EL

Más detalles

ACCIDENTE DE TRABAJO

ACCIDENTE DE TRABAJO ACCIDENTE DE TRABAJO Debido a las numerosas consultas que hemos recibido de la forma de actuar en caso de accidente de trabajo, y qué se considera como tal, elaboramos éste pequeño manual que debe servir

Más detalles

ILUSTRE COLEGIO DE ABOGADOS DE MURCIA

ILUSTRE COLEGIO DE ABOGADOS DE MURCIA UN EFECTO COLATERAL IMPORTANTÍSIMO DE LA REFORMA DEL CODIGO PENAL: La no preceptividad de letrado en el procedimiento de enjuiciamiento por delito leve,y las penas que se pueden imponer al condenado. De

Más detalles

COACCIONES Y AMENAZAS. 1. Consideraciones generales y bien jurídico

COACCIONES Y AMENAZAS. 1. Consideraciones generales y bien jurídico COACCIONES Y AMENAZAS 1. Consideraciones generales y bien jurídico La doctrina mayoritaria entiende que el injusto en el delito de amenazas está constituido por el ataque a la libertad personal, y en concreto,

Más detalles

Los daños materiales 7 días d ñ a o ñ s coinciden declarados valoración otros daños materiales

Los daños materiales 7 días d ñ a o ñ s coinciden declarados valoración otros daños materiales Seguro Contrato por el cual el asegurador se obliga, a cambio de una prima, a cumplir la prestación convenida, si ocurre el evento previsto. Asegurador Tomador Asegurado Beneficiario Póliza Prima Parte

Más detalles

Abg. Alexander Velepucha Ríos E mail: malex_004@yahoo.es

Abg. Alexander Velepucha Ríos E mail: malex_004@yahoo.es PROYECTO DEL CÓDIGO ORGÁNICO INTEGRAL PENAL EN LA ACCIÓN SANITARIA: - MALA PRÁCTICA PROFESIONAL (valoración de la prueba). - GARANTÍAS DEL DEBIDO PROCESO. - DELITOS CONTRA EL DERECHO A LA SALUD. Abg. Alexander

Más detalles

www.asm-seguridad.com C/ Rayo, 12 (Edificio Santa María) 28904 GETAFE Madrid Tel: 91 696 69 44 (6 Líneas) Fax: 91 665 24 05

www.asm-seguridad.com C/ Rayo, 12 (Edificio Santa María) 28904 GETAFE Madrid Tel: 91 696 69 44 (6 Líneas) Fax: 91 665 24 05 CONSULTA 1/2006 SOBRE LA CALIFICACIÓN JURÍDICO-PENAL DE LA CONDUCCIÓN DE VEHÍCULOS DE MOTOR A VELOCIDAD EXTREMADAMENTE ELEVADA 1. ANTECEDENTES La implantación de dispositivos tecnológicos de control de

Más detalles

MASTER UNIVERSITARIO ACCESO A LA ABOGACIA. MABD15 Derecho Penal

MASTER UNIVERSITARIO ACCESO A LA ABOGACIA. MABD15 Derecho Penal MASTER UNIVERSITARIO ACCESO A LA ABOGACIA MABD15 Derecho Penal Asignatura: Derecho Penal Carácter: Obligatoria Idioma: Español Créditos: 4ECTS Semestre: 1º Curso académico: 2015-2016 Profesores/Equipo

Más detalles

GAONA ABOGADOS, S.L.P.

GAONA ABOGADOS, S.L.P. GAONA ABOGADOS, S.L.P. Corporate Defense (Defensa corporativa) Introducción Antecedentes: Responsabilidad Penal bajo el principio societas delinquere non potest Legislación actual: Reforma LO 05/2010 del

Más detalles

I.- CONCEPTO DE ACOSO LABORAL Y ALTERNATIVAS DE DEFENSA

I.- CONCEPTO DE ACOSO LABORAL Y ALTERNATIVAS DE DEFENSA I.- CONCEPTO DE ACOSO LABORAL Y ALTERNATIVAS DE DEFENSA Es perfectamente conocida la definición que sobre el acoso laboral o psicológico en el trabajo (moobing) realiza el prestigioso psiquiatra Heinz

Más detalles

DICTAMEN 53/07 ANTECEDENTES DE HECHO. Antecedentes del asunto. Primero

DICTAMEN 53/07 ANTECEDENTES DE HECHO. Antecedentes del asunto. Primero En Logroño, a 19 de junio de 2007, el Consejo Consultivo de La Rioja, reunido en su sede, con asistencia de su Presidente, D. Joaquín Espert y Pérez-Caballero, de los Consejeros D. Antonio Fanlo Loras,

Más detalles

RESPONSABILIDAD CIVIL Y SEGUROS

RESPONSABILIDAD CIVIL Y SEGUROS MESA REDONDA 1 y 2 de febrero de 2008 ZARAGOZA Delitos contra la seguridad vial Alfonso BALLESTÍN MIGUEL Magistrado Patrocinadores Colaboradores SEGUROS Y REASEGUROS A PRIMA FIJA sabadellasseguradora Mutua

Más detalles

guía práctica del Guías DE PROCEDIMIENTOS JUDICIALES PARA CIUDADANOS

guía práctica del Guías DE PROCEDIMIENTOS JUDICIALES PARA CIUDADANOS guía práctica del Procedimiento JUICIO RÁPIDO PENAL Nº3 (Procedimiento para el enjuiciamiento rápido de determinados delitos) COLECCIÓN PAJ Guías DE PROCEDIMIENTOS JUDICIALES PARA CIUDADANOS SECRETARÍA

Más detalles

SENTENCIA Nº 4/11 JDO.1A.INST.E INSTRUCCION N.1 CORCUBION. Procedimiento: Juicio de Faltas 253/2.011. Corcubión, 3 de enero de 2.

SENTENCIA Nº 4/11 JDO.1A.INST.E INSTRUCCION N.1 CORCUBION. Procedimiento: Juicio de Faltas 253/2.011. Corcubión, 3 de enero de 2. JDO.1A.INST.E INSTRUCCION N.1 CORCUBION SENTENCIA: 00004/2012 Procedimiento: Juicio de Faltas 253/2.011 SENTENCIA Nº 4/11 Corcubión, 3 de enero de 2.011 Vista por mí, D. IVÁN BARALLOBRE SÁNCHEZ, Juez del

Más detalles

CAPÍTULO III EL BIEN JURÍDICO TUTELADO Y LOS SUJETOS EN EL DELITO DE DEFRAUDACION FISCAL.

CAPÍTULO III EL BIEN JURÍDICO TUTELADO Y LOS SUJETOS EN EL DELITO DE DEFRAUDACION FISCAL. CAPÍTULO III EL BIEN JURÍDICO TUTELADO Y LOS SUJETOS EN EL DELITO DE DEFRAUDACION FISCAL. 3.1. EL BIEN JURÍDICO TUTELADO. Toda norma penal obedece en su creación a la necesidad de proteger bienes jurídicos,

Más detalles

TERMINOLOGIA - DEFINICIONES

TERMINOLOGIA - DEFINICIONES TERMINOLOGIA - DEFINICIONES Estos artículos mencionados a continuación son sólo algunos que pueden ser mejorados a mi criterio, y el trabajo de la revisión de la terminología podrá profundizarse mejor

Más detalles

SENTENCIA 88/2015 EN TERUEL, EL CINCO DE AGOSTO DOS MIL QUINCE.

SENTENCIA 88/2015 EN TERUEL, EL CINCO DE AGOSTO DOS MIL QUINCE. JDO.1A.INST.E INSTRUCCION N.2 TERUEL SENTENCIA: 00088/2015 DILIGENCIAS URGENTES - JUICIO RÁPIDO 45/2015 SENTENCIA 88/2015 EN TERUEL, EL CINCO DE AGOSTO DOS MIL QUINCE. Vistos por el Ilmo. Sr. D. Jorge-Oswaldo

Más detalles

LA PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES EN LAS CORPORACIONES LOCALES DE CASTILLA LA MANCHA

LA PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES EN LAS CORPORACIONES LOCALES DE CASTILLA LA MANCHA JORNADAS SOBRE RESPONSABILIDAD EN LA ADMINISTRACION LOCAL LA PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES EN LAS CORPORACIONES LOCALES DE CASTILLA LA MANCHA RESPONSABILIDAD DE LA ADMINISTRACIÓN LOCAL POR INFRACCIONES

Más detalles

LESIONES (Tít. III) 1.- Tipo básico (Art. 147.1, I ):... Pr. 6 m. 3 a.

LESIONES (Tít. III) 1.- Tipo básico (Art. 147.1, I ):... Pr. 6 m. 3 a. LESIONES (Tít. III) I.- GENÉRICAS: 1.- Tipo básico (Art. 147.1, I ):... Pr. 6 m. 3 a. causar acción (cualquier medio o procedimiento) a otra lesión = menoscabo en la integridad corporal o en la salud física

Más detalles

CONSECUENCIAS DE LA REFORMA DEL CÓDIGO PENAL Y LA LEY DE SGURIDAD CIUDADANA PARA LXS GRAFITERXS

CONSECUENCIAS DE LA REFORMA DEL CÓDIGO PENAL Y LA LEY DE SGURIDAD CIUDADANA PARA LXS GRAFITERXS CONSECUENCIAS DE LA REFORMA DEL CÓDIGO PENAL Y LA LEY DE SGURIDAD CIUDADANA PARA LXS GRAFITERXS Hoy en día realizar un grafiti puede constituir tanto una falta penal como una infracción administrativa,

Más detalles

PDI Policía de Investigaciones de Chile

PDI Policía de Investigaciones de Chile VIOLENCIA INTRAFAMILIAR Aspectos Legales Ley 20.066 Art. 5 Todo maltrato que afecte la vida o la integridad física o psíquica de quien tenga o haya tenido la calidad de cónyuge del ofensor o una relación

Más detalles

Morosidad, Libertad de Expresión y Libertad de Información.

Morosidad, Libertad de Expresión y Libertad de Información. Morosidad, Libertad de Expresión y Libertad de Información. El presente informe analiza de manera detallada los tres conceptos que dan título al mismo. El fin radica en conocer con cierta profundidad en

Más detalles

VOLUMEN I. Prólogo a la 5.ª edición alemana... Nota preliminar del traductor... Abreviaturas...

VOLUMEN I. Prólogo a la 5.ª edición alemana... Nota preliminar del traductor... Abreviaturas... Índice GENERAL VOLUMEN I Prólogo a la 5.ª edición alemana... Nota preliminar del traductor... Abreviaturas... VII IX XXIX Introducción: Fundamentos generales 1 La misión del Derecho Penal... 1 I. La protección

Más detalles

DICTAMEN Nº. 231/2007, de 12 de diciembre. *

DICTAMEN Nº. 231/2007, de 12 de diciembre. * DICTAMEN 231 DICTAMEN Nº. 231/2007, de 12 de diciembre. * Expediente relativo a reclamación de responsabilidad patrimonial de la Administración Sanitaria a instancia de D. X, por daños atribuidos a una

Más detalles

Reproducimos Estudio realizado por los compañeros de Sector de Seguridad Privada y Afines de Fes Murcia

Reproducimos Estudio realizado por los compañeros de Sector de Seguridad Privada y Afines de Fes Murcia Reproducimos Estudio realizado por los compañeros de Sector de Seguridad Privada y Afines de Fes Murcia El artículo 60 del Convenio Colectivo Estatal de las Empresas de Seguridad 2009-2012 establece lo

Más detalles

GUÍA DOCENTE ABREVIADA DE LA ASIGNATURA

GUÍA DOCENTE ABREVIADA DE LA ASIGNATURA GUÍA DOCENTE ABREVIADA DE LA ASIGNATURA G465 - Derecho Penal, Parte Especial Grado en Derecho Curso Académico 2015-2016 1. DATOS IDENTIFICATIVOS Título/s Grado en Derecho Tipología y Obligatoria. Curso

Más detalles

Responsabilidad Civil de las empresas derivadas de enfermedades ocupacionales y accidentes de trabajo. Ayleen Guédez González agg@traviesoevans.

Responsabilidad Civil de las empresas derivadas de enfermedades ocupacionales y accidentes de trabajo. Ayleen Guédez González agg@traviesoevans. Responsabilidad Civil de las empresas derivadas de enfermedades ocupacionales y accidentes de trabajo Ayleen Guédez González Caracas Maracaibo Valencia Puerto La Cruz Maturín El Tigre ACCIDENTE DE TRABAJO

Más detalles

MASTER DE DERECHO PENAL Y CIENCIAS PENALES. Delitos imprudentes. En especial, la imprudencia en el ámbito sanitario. Prof. Mirentxu Corcoy Bidasolo

MASTER DE DERECHO PENAL Y CIENCIAS PENALES. Delitos imprudentes. En especial, la imprudencia en el ámbito sanitario. Prof. Mirentxu Corcoy Bidasolo MASTER DE DERECHO PENAL Y CIENCIAS PENALES Delitos imprudentes En especial, la imprudencia en el ámbito sanitario Prof. Mirentxu Corcoy Bidasolo I. Consideraciones generales sobre la imprudencia II. Tipo

Más detalles

Expediente Nº 21.992: (Doctora Abogada Marta L. Bosch denuncia actuación Doctor C.P. Hector Luis Nogueira).

Expediente Nº 21.992: (Doctora Abogada Marta L. Bosch denuncia actuación Doctor C.P. Hector Luis Nogueira). Expediente Nº 21.992: (Doctora Abogada Marta L. Bosch denuncia actuación Doctor C.P. Hector Luis Nogueira). VISTO: El expediente Nº 21.992 iniciado por denuncia de la Doctora Abogada Marta L. Bosch contra

Más detalles